Enrique Aguirre

Enrique Aguirre


Área 51: qué fue el Proyecto Aquatone que dio origen a esta base militar secreta

Desde hace décadas, el Área 51 ha logrado mantenerse en el mayor de los hermetismos que contribuyó a que surjan teorías de la conspiración a su alrededor. ¿Para qué se creó, cuál fue su primer proyecto y por qué inspira a los fanáticos de los extraterrestres?

El Área 51 es una fuente inagotable de llamativas teorías de la conspiración, pero lo que en realidad ha ocurrido ahí no es menos fascinante.

El secretismo que rodea esta base militar ubicada en medio del desierto de Estados Unidos es, probablemente, lo que más alimenta su leyenda.

Quienes estudian el Área 51 dicen que los mitos alienígenas que se han tejido en torno a ella sirvieron a los militares y a las agencias de inteligencia para desviar la atención de lo que realmente sucede en sus instalaciones.

¿Para qué se creó el Área 51, cuál fue la primera de sus misiones y por qué los experimentos que alberga se prestan para toda clase de especulaciones?

Campo de entrenamiento

El Área 51 se creó en plena Guerra Fría, cuando Estados Unidos y la Unión Soviética se mostraban los dientes y solo estaban a la espera de ver quién se atrevía a golpear primero.

Estados Unidos necesitaba un lugar aislado y seguro para probar las armas con las que enfrentarían a los rusos, así que el entonces presidente Dwight D. Eisenhower aprobó que una zona en el desierto de Nevada se utilizara como laboratorio y campo de entrenamiento secreto de la Fuerza Aérea.

De este modo nació la base militar en el Área 51, un terreno de más de 12.000 km2 cerca de zonas donde se realizaban pruebas nucleares.

Misiones de espionaje

En 1955, el gobierno eligió al Área 51 para ensamblar y probar el Lockheed U2, un avión espía al que apodaban la "Dama Dragón".

Así nació el Proyecto Aquatone, que, según un documento desclasificado de la CIA, tenía el objetivo de hacer vuelos de reconocimiento de "23 objetivos de prioridad extremadamente alta en la Unión Soviética".

Un documento de la CIA del 3 de febrero de 1958 afirma que cinco U2 serían los encargados de esta misión.

El sigiloso U2 podía volar a más de 20.000 metros de altura y tomar fotografías en alta resolución en los límites de la estratósfera.

Para hacer frente a las suspicacias, el gobierno afirmaba que el avión hacía mediciones meteorológicas, pero en realidad volaba en busca de arsenal nuclear soviético.

En las décadas de los 50 y 60, el U2 voló en misiones de vigilancia y reconocimiento sobre la Unión Soviética, China y Cuba, donde en 1962 confirmó la presencia de misiles soviéticos en la isla.

El U2, sin embargo, no era infalible.

El 5 de mayo de 1960, la Unión Soviética informó que había derribado un U2 que sobrevolaba su territorio, lo que fue considerado un "acto agresivo" de parte de EE.UU.

A partir de los años 80, la NASA comenzó a utilizar aviones U2 modificados para la recolección de datos atmosféricos.

Hermetismo

El U2 es uno de los aviones espías más famosos de la historia, pero no fue el único protagonista en el Área 51.

Otras poderosas aeronaves como el A12 Oxcart y su sucesor el SR-71 Blackbird, así como el sigiloso F-117, también hicieron maniobras en medio del desierto de Nevada.

Le puede interesar: Justin Trudeau: las imágenes "racistas" del primer ministro de Canadá que ponen en peligro su reelección

El Oxcart era prácticamente indetectable. Podía volar de costa a costa de EE.UU. en solo 70 minutos, a una velocidad supersónica de 2.350 km/h y tomar fotos en alta resolución desde 27.000 metros de altura.

Todas las pruebas realizadas en el Área 51 eran secretas, incluso quienes participaban en ellas tenían información limitada.

Y ese hermetismo fue el cóctel perfecto para que se crearan las teorías de conspiración relacionadas con ovnis y extraterrestres.

La leyenda ovni

Varios de los aviones que se probaban en la base volaban tres veces más alto que un avión comercial y a velocidad supersónica.

El coronel Hugh Slater, quien trabajó en la base, afirma que el Oxcart, por ejemplo, realizó en la década de los 60 2.850 vuelos de prueba.

Cuando los pasajeros y pilotos de aviones comerciales que volaban por la zona veían al Oxcart y a otros aviones supersónicos en acción, gritaban "como locos" y avisaban a la torre de control pensando que era un ovni, según contó Slater en un documental de National Geographic.

Según la CIA, el 50% de los avistamientos de ovnis en el Área 51 en los años 50 y 60 se debieron a vuelos de espionaje.

Annie Jacobsen, autora del libro "Área 51: Una historia sin censura de la base militar secreta de Estados Unidos", afirma que la CIA sacó ventaja de la confusión y el revuelo que causaban estos avistamientos.

"La CIA se benefició de esa desinformación al alimentar una mitología alienígena", le dijo Jacobsen a la BBC.

Para la CIA podía resultar mejor que la gente estuviera pensando en extraterrestres en vez de estar pendientes de sus verdaderas labores de inteligencia.

Lo que se sabe del Área 51 se debe en gran parte a que en 2013 el gobierno de EE.UU. liberó unos documentos en los que dejaba entrever qué es lo que ocurre en su interior, pero desde entonces sigue siendo un misterio qué otros experimentos se realizan ahí.

Lo único cierto es que nadie ha mostrado evidencia de que haya extraterrestres en el Área 51, ni en ninguna parte del mundo… al menos, por ahora.

¿Qué es el Área 51 y por qué causa tanta fascinación?

Más de un millón de personas se han citado por Facebook para ‘invadir’ la base militar ubicada en el desierto de Nevada, en donde supuestamente se esconden los secretos sobre la existencia de extraterrestres. Pero ¿qué hay realmente en este lugar?

Los mitos sobre la existencia de ovnis y aliens en una base militar ubicada en el desierto de Nevada, en una zona a la que llaman Área 51, se remontan a varios años atrás. El cine, las teorías de la conspiración y el hecho de que en 2013 el gobierno de Estados Unidos reconoció que allí, en efecto, había una base secreta de la Fuerza Aérea han alimentado los rumores.

Pero este año, y debido a una iniciativa de varias personas a través de Facebook, que planean ‘invadir a la fuerza’ este lugar para descubrir la existencia de vida extraterrestre al mundo, la cosa se ha puesto color de hormiga. Y es que lo que parecía ser una pequeña broma en redes sociales ha tomado fuerza y ya más de medio millón de personas se han unido al evento, que se llevaría a cabo el próximo 20 de septiembre.

Más allá de que un millón de personas logren penetrar por la fuerza en una instalación militar estadounidense, algo realmente improbable, el evento ha puesto a muchos a hablar sobre este lugar, que está ubicado cerca de Groom Lake, un salar.

¿Qué es el Área 51?

En 2013, la CIA desclasificó varios documentos en los que reconocía que cerca del salar había una base de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos. En este lugar, que comenzó a funcionar como pista de aterrizaje durante la Segunda Guerra Mundial, vieron la oportunidad perfecta de adelantar operaciones ultra secretas de espionaje o de vigilancia aérea durante la Guerra Fría, como U-2 y Oxcart, en las que utilizaban aviones de vigilancia de gran altitud. Los primeros programas comenzaron en 1955 y envolvían a la fuerza aérea y a la CIA.

¿Por qué se llama Área 51?

Aunque no se sabe a ciencia cierta, la razón más aceptada tiene que ver con la Guerra Fría. Durante los años sesenta, el gobierno de Estados Unidos utilizó las extensiones del desierto de Nevada para hacer pruebas nucleares. Para eso dividió toda la zona en varias áreas, y al lugar en donde estaba la base aérea secreta se le designó el número 51. De ahí se habría popularizado el nombre.

¿Por qué se dice que en el Área 51 hay ovnis y extraterrestres?

Las operaciones de la Fuerza Aérea de Estados Unidos y de la CIA en la zona de Groom Lake eran secretas, pero muy cerca quedaba una base área llamada Nellis. Varios de los pilotos que trabajaban allí vieron de lejos los aviones de vigilancia aérea que se movían por el Área 51 y cuando avisaban a la torre de control o a sus superiores, estos les decían que lo habían visto era un asunto de seguridad nacional y les hacían firmar documentos de confidencialidad. De allí se corrió la voz acerca de supuestos avistamientos de naves extraterrestres, cuando en realidad eran aviones de espionaje estadounidense.

Ayudó a aumentar los rumores el hecho de que estas naves alcanzan grandes alturas. Tanto, que los pilotos muchas veces tienen que usar trajes especiales.

Se dice que allí el gobierno desarrolla tecnología extraterrestre y programas en donde experimentan con viajes en el tiempo.

Para completar, en 1989 un supuesto físico llamado Robert Lazar les dijo a los medios de comunicación que había trabajado en el Área 51 y que el gobierno usaba la base ubicada allí -de la que en ese momento no se tenía confirmación- para vigilar naves extraterrestres. Incluso llegó a decir que allí había visto fotos de autopsias hechas a alienígenas.

En contexto: “En el universo debe haber abundante vida”

Su testimonio luego fue desacreditado, pues las universidades donde supuestamente estudió no tienen registros sobre él y nadie en la comunidad científica lo conoce, pero junto al secretismo respecto a la zona y a lo que habían visto algunos pilotos cerca de allí, sirvió como caldo de cultivo para que las teorías se popularizaran.

¿Qué dicen las teorías de conspiración sobre el Área 51?

Se dice que en el área 51 el gobierno de los Estados Unidos estudió una nave alienígena que supuestamente recuperó en Roswell, Nuevo México, en 1947, y a sus ocupantes. Aunque en realidad lo que ocurrió en Roswell en los años cuarenta fue el accidente de un globo aerostático que pertenecía al Ejército.

También se dice que allí el gobierno tiene reuniones secretas con los alienígenas y desarrolla tecnología extraterrestre. Incluso hablan de programas en donde experimentan con viajes en el tiempo y tele transportación. A pesar de que no hay ninguna prueba concreta acerca de ninguna de estas teorías, el cine y la cultura popular han convertido estos locos rumores en algo que muchos ven como probable.

¿Qué han dicho los que conocen el Área 51 sobre ella?

Cuando se supo que casi un millón de personas habían aceptado el evento de Facebook para ‘invadir’ la base, algunos militares que han trabajado allí salieron a hablar sobre el sitio y lo que muchos se podrían encontrar si de verdad intentan entrar a la fuerza. El exmilitar Thornton Barnes, por ejemplo, escribió que estaba desconcertado: “serán detectados por todo tipo de sensores y cámaras, y seguramente habría numerosos efectivos militares esperándolos”.

La base no tiene cercas, pero llegar a ella es bastante imposible por las unidades militares y el clima desértico

Además, dice, no podrían hacerlo sin el equipo adecuado para sobrevivir en el desierto, sobre todo porque colinda con el sitio de pruebas de Nevada, en donde hubo cientos de explosiones nucleares durante la Guerra Fría.

“Además de defensores muy entrenados y motivados, los participantes pueden esperar unidades K-9 (caninas), helicópteros y vehículos terrestres armados -dijo-. Probablemente, nada complacerá más a los entrenadores y aprendices de Seguridad Nacional que poner a prueba sus habilidades frente a una banda de guerreros de videojuegos que intenta penetrar en una de las instalaciones militares más seguras del mundo”.

Otros de los visitantes han sido menos irónicos y han dado detalles sobre la zona: además de confirmar que allí no hay alienígenas ni extraterrestres, han dicho que la base no tiene cercas, pero que llegar a ella es bastante imposible, por las unidades militares y por el clima desértico. De hecho, para llegar allí no hay una carretera, y muchos de quienes trabajan en las instalaciones secretas, llegan en avioneta desde otras bases militares.

Lo que sí hay en Nevada es turismo dedicado a los extraterrestres. Ya sea por las teorías de la conspiración o por sacar provecho económico de la curiosidad de muchos viajeros, la zona habitada cerca del desierto está llena de lugares turísticos sobre alienígenas y ovnis. Tal vez allá lleguen muchos de los aventureros.

BBC
Arizona, Estados Unidos
Sábado 21 de septiembre de 2019.

El Blackbird es uno de los aviones espía de la Fuerza Aérea de EE.UU. Foto: Getty Imágnes


STPS suscribe un acuerdo con la Cámara de Comercio Británica para planes sociales

En el marco del programa Jóvenes Construyendo el Futuro, la Secretaría del Trabajo acompañará a quienes no logren colocarse en los centros de trabajo donde se capacitaron para que busquen otras opciones laborales.

Indicó que tendrán el apoyo del Servicio Nacional del Empleo (SNE) y bolsas de trabajo privadas, a fin de que continúen sus estudios o emprendan un negocio.

La Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) suscribió un acuerdo de promoción del programa Jóvenes Construyendo el Futuro con la Cámara de Comercio Británica en México.

En el acto, la titular de la dependencia, Luisa María Alcalde, impulsó, además, la articulación entre los actores del mercado laboral y los planes de capacitación y adiestramiento para el trabajo.

Durante su intervención, la funcionaria resaltó la importancia de la capacitación a los aprendices y las actividades estructuradas para desarrollar o fortalecer sus habilidades y hábitos de trabajo, a fin de incrementar sus posibilidades de empleabilidad.

Alcalde Luján aseguró que el programa Jóvenes Construyendo el Futuro está a punto de alcanzar la meta de un millón de aprendices inscritos este año, por lo que reiteró que para el próximo 2020 van a continuar con la misma estrategia.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Comercio Británica en México, David Hargreaves Atherton Oakley, expresó su interés por participar en el programa y articular los esfuerzos para ayudar a los jóvenes.

La STPS, por otro lado, informó que este jueves alrededor de 504 servidores públicos de esa dependencia se sumaron al macrosimulacro del sismo, el cual, en teoría, fue de 8.6 grados, con epicentro en las costas de Oaxaca y afectaciones en la Ciudad de México.

El Universal
Ciudad de México
Viernes 20 de septiembre de 2019.


 Juan Villoro       


El vendedor de silencio, de Enrique Serna, describe la ascensión y caída del periodista más poderoso del siglo XX mexicano, Carlos Denegri, que no conoció mejor recompensa que la impunidad ni mayor moneda de cambio que el secreto.

Experto en urdir tramas con ácido humor negro, Serna ha abordado la corrupción del país en sus más diversas vertientes: la época de Santa Anna (El seductor de la patria), la farándula (Señorita México), el ambiente intelectual (El miedo a los animales), el travestismo político y sexual (La doble vida de Jesús). Llega el turno a la relación del periodismo con el poder.

Habrá quien lea El vendedor de silencio por morbo o quien lo rechace por exponer arrebatos de machismo y sevicia difíciles de metabolizar. Se necesita estómago para revisar el albañal en que se revolcaron los sexenios de Ávila Camacho, Alemán, Ruiz Cortines, López Mateos y Díaz Ordaz.

La prosa de Serna es adictiva, en los momentos más soeces despliega un humor sarcástico y la trama depende del más sofisticado recurso de la intriga: la cizaña. En ocasiones se requiere de enorme inteligencia para hacer el mal y Serna encontró en Denegri a un villano a su medida. Al asumir el punto de vista del cronista de Miscelánea Dominical, demuestra que ciertas escenas no se escriben con tinta sino con lodo. Misógino empedernido, Denegri se volvía psicópata al tercer whisky y protagonizaba escenas de inaudita prepotencia. Se enteró de la muerte de su padre mientras practicaba la charrería y recorrió a caballo las principales avenidas de la ciudad; con la afrentosa desfachatez con que disparaba en los centros nocturnos, sólo desmontó dentro del hospital.

Denegri hablaba alemán, inglés y francés; tenía un infalible olfato noticioso, una incombustible energía y habilidad para utilizar los registros de la adulación, la crítica artera, el guiño oportunista y las insinuaciones para los entendidos. Capaz de entrevistar con solvencia a André Malraux o al secretario de ONU, escribía vibrantes partes de guerra y conseguía exclusivas gracias a sus múltiples contactos. Pero lo que publicaba era menos importante que lo que callaba para extorsionar a los poderosos. De acuerdo con Serna, en sus inicios arriesgó la vida para desenmascarar los crímenes del cacique poblano Maximino Ávila Camacho, pero entendió que la libertad de expresión depende de los anunciantes y decidió que patrocinaran su silencio.

La narración de Serna es tan convincente que resulta imposible saber hasta qué punto se aparta de la realidad. El libro reconstruye una época con insólito detalle, del menú de un restaurante a la cotización de las acciones en la Bolsa, pasando por el vestuario de las mujeres y el repertorio de los cantantes. La verosimilitud de cada escenario, ya se trate de un infecto tugurio, una caballeriza, una sala de redacción o un cabaret de lujo, impide dudar de las excesivas anécdotas que cuenta. Denegri será recordado como Serna lo concibió.

La novela trata de una singular vida echada a perder, pero también de una sociedad que convirtió el soborno en principio de supervivencia y encumbró a quienes se sirvieron de esa oscura economía. Para criticar los vicios, el novelista expone sin tapujos los retorcidos placeres que provocan. En tiempos de corrección política, muy pocos se arriesgan a sumirse en los defectos humanos. El vendedor de silencio descifra con valentía la degradación moral y revela que el ilusorio Jardín de las Delicias es la antesala del Infierno.

Contrafigura de Carlos Denegri, Julio Scherer García aparece en la trama como la otra cara del periodismo. El Excélsior conservador y vendido al gobierno que dirigió Rodrigo de Llano se transformaría de 1968 a 1976, en manos de Scherer, en uno de los diez mejores periódicos del mundo. Ya no había sitio para Denegri en ese medio. Aunque el atrevimiento de buscar la verdad sería castigado por el presidente Echeverría, ese ejemplo transformó al periodismo mexicano.

Cuando Victor Hugo hizo que el protagonista de Los Miserables recorriera las cloacas de París, señaló que los bajos fondos tienen el valor de un autor cínico: no esconden nada. Enrique Serna se ha propuesto una tarea similar en El vendedor de silencio: denuncia los desperdicios de una vida y un país. En forma asombrosa, con esas inmundicias logra una irresistible forma del arte.

Reforma
Juan Villoro
Ciudad de México
Viernes 20 de septiembre de 2019.

Gilda Melgar      

Dos veces por semana paso frente a la "Casa Azul" de Coyoacán y siempre me sorprende la larga fila de turistas formados a la entrada de la que fuera casa de la icónica Frida Kahlo.

Pero la pintora que hoy nos representa ante el mundo, casi del mismo modo que el aguacate, el tequila y los sombreros charros, no fue la única mujer transgresora del siglo XX. Como ella, muchas otras artistas de la época moderna dejaron su huella en la cultura nacional abriendo con ello espacios y puertas para las siguientes generaciones de mujeres.

Y justo para visibilizar la obra de algunas de esas otras mujeres cuyo rostro no es ni debe terminar sólo como imagen de llaveros, monederos o camisetas en puestos de mercado, es que el Colectivo Nopalitos desarrolla el proyecto “Yo no me llamo Frida” que surge “como una protesta por ver comercializada la imagen de la pintora Frida Kahlo hasta límites absurdos, opacando así el trabajo de otras mujeres que también tuvieron relevancia en el mundo del arte”.

A través de publicaciones temáticas - de bajo costo - realizadas por artistas y diseñadores de este colectivo, varias pintoras, escritoras y fotógrafas mexicanas del siglo XX se tornan presentes de una forma amable y con un contenido breve, artístico y cultural que incluye datos curiosos de su hacer y legado.

La primera entrega de los fanzines “Yo no me llamo Frida” visibiliza a las pintoras Remedios Varo, María Izquierdo, Sofía Bassi, Aurora Reyes y Leonora Carrington.

El volumen dos, bajo el encantador título de “Mujeres necias”, nos presenta a las escritoras Rosario Castellanos, Elena Garro, Dolores Castro, Pita Amor y Luisa Josefina Hernández con foto montajes de su rostro, ilustraciones y citas de su obra.

La más reciente entrega de este proyecto, presentada apenas el pasado 11 de septiembre, lleva por título “Párpados transparentes” y contiene 5 fanzines dedicados a las fotógrafas Lola Álvarez Bravo, Tina Modotti, María García Aurora, Eugenia Latapí y Kati Horna.

Cada una de estas tres entregas fue realizada por el Colectivo Nopalitos a partir de un trabajo de investigación sobre las artistas, hasta su publicación y difusión. Las creadoras a cargo de “Yo no me llamo Frida” son Claudia Sandoval y Tonantzin Arreola, quienes cuentan con la colaboración de otros artistas.

Este proyecto, no sólo me entusiasma, también me invita a re descubrir los detalles de esas otras mujeres que cuentan con un nombre y apellido digno de aparecer en fanzines realizados por jóvenes feministas, emprendedoras sociales o artistas, para otras jóvenes y no tan jóvenes como yo.

Las entregas de “Yo no me llamo Frida” están disponibles en la librería U-tópicas (Librería y Galería de Mujeres en Av. Hidalgo, No.9, Del Carmen Coyoacán), la tienda virtual Kichink, así como en Taco, A. C., Alcaldía de Tlalpan. En Puebla, pueden hallarse en “Más allá”, dentro de la Librería Profética.

Vayan ya a las redes de Colectivo Nopalitos en FB e Instagram para una probadita de ellos.

¿Verdad que son un precioso regalo para recordar-nos a quiénes le debemos parte de nuestra libertad creativa?

#No más Fridas. Sí más Tinas, Elenas, Leonoras y Pitas.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 Gilda Melgar

  Diplomada en Pastelería y Panadería. Gilda Melgar está siempre en busca del gozo culinario. Pone el ojo y el diente en nuevas propuestas para disfrutar y compartir su saber a través de los placeres de la mesa. A través de la literatura y del cine, evoca sensaciones y memorias gastronómicas que liga con sus recomendaciones.

 Puebl@Media
Ena Gilda Melgar
Ciudad de México
Viernes 20 de septiembre de 2019.


A través de su infraestructura y oferta deportiva, la Universidad fomenta estilos de vida saludables


Comprometida con una educación integral, en la cual el deporte es una parte fundamental,  en los últimos seis años la BUAP ha incrementado significativamente la infraestructura deportiva, principalmente en Ciudad Universitaria, el campus que alberga a la mayoría de la matrícula de pregrado, pero también en cada una de las unidades académicas.   

          Desde el inicio de la actual administración, en 2013 y hasta la fecha, se han construido 72 mil 209.11 metros cuadrados, lo cual representa un incremento del 68.64 por ciento, en comparación con los 42 mil 818.52 metros cuadrados construidos entre 2009 y 2013.

          Asimismo, en los últimos seis años se ha brindado mantenimiento a un total de 634 mil 453.87 metros cuadrados de áreas deportivas. Al momento, tanto las obras de mantenimiento como las construidas, representan una inversión de más de 232 millones de pesos, y ya está en marcha la construcción de nuevos espacios deportivos.

          Entre los inmuebles remodelados se encuentra la Arena BUAP, edificio icónico de la Universidad que ahora puede ser escenario de eliminatorias –internas, estatales y nacionales- de equipos en distintas disciplinas, como box, lucha libre o partidos de Grand Slam de tenis. Este inmueble dispone de vestidores, camerinos, consultorio, enfermería y áreas de servicios, así como sistemas de voz y datos, de seguridad y vigilancia. Tiene 3 mil 213 butacas y capacidad para 3 mil 631 personas.

         Otras obras beneficiadas fueron canchas de basquetbol, futbol americano, hockey y voleibol, así como el gimnasio infantil y el estadio de beisbol.

Un semillero de deportistas

La BUAP, a través de la Dirección de Cultura Física (Dicufi), es una de las 303 instituciones que forman parte del Consejo Nacional del Deporte de la Educación (Condde) A.C, por lo que cada año 5 mil atletas de esta casa de estudios participan en las más de 20 disciplinas integradas a este consejo, con miras a llegar a la máxima competencia deportiva del país, la Universiada Nacional.

          Jorge Osio y Cervantes, asesor deportivo de la Dicufi, informó que la primera etapa de este recorrido es la competencia Intramuros en la que participan jóvenes de todas las unidades académicas de la BUAP, en ajedrez, atletismo, basquetbol, beisbol, boxeo, esgrima, futbol rápido, futbol bardas, gimnasia aeróbica, handball, judo, karate do, levantamiento de pesas, lucha universitaria, rugby, softbol, taekwondo, tenis, tenis de mesa, tiro con arco, tochito bandera, voleibol de sala y voleibol de playa.

          Los clasificados de la fase Intramuros continúan en la estatal y los mejores llegan a la regional, dependiendo del deporte, o directamente a formar parte del equipo que participa en la Universiada Nacional. En la edición de este año, Karla Córdova García destacó en la disciplina de boxeo al obtener la medalla de plata en la prueba de 69 a 75 kilogramos.

          Además de esas disciplinas, la Dicufi también cuenta con otras actividades que pueden ser cursadas por todo el público como belly dance, capoeira, clavados, crossfit, escultismo, frontenis, futbol americano, gap (glúteo, abdomen, pierna), hockey sobre ruedas, kendokick boxing y full contact, krav magá (defensa personal), lobo hit (entrenamiento funcional), natación, pádel, pilates, spinning, squash y stretching, entre otras.

Acercar el deporte a los más pequeños

Para inculcar la disciplina del deporte desde temprana edad, la Dicufi tiene el programa de Escuelas Infantiles de Iniciación Deportiva, para público de 5 a 17 años de edad.

          Jorge López Hidalgo, coordinador de Cultura Física de la Dicufi, informó que las escuelas infantiles ofrecen una amplia variedad de actividades para los pequeños, las cuales son: ajedrez, atletismo, baloncesto, beisbol, boxeo, clavados, esgrima, futbol americano equipado, handball, hockey sobre ruedas, judo, karate y kobudo, kendo (iaido, jodo, naguinatado), luchas asociadas, natación, softbol, taekwondo, tenis, tiro con arco y tochito bandera.

          Actualmente, 400 menores participan en las diferentes disciplinas. Las actividades son realizadas por la tarde e impartidas por maestros con gran experiencia, muchos de ellos egresados de la Facultad de Cultura Física.

          “Nuestro objetivo es fomentar la actividad deportiva entre los más pequeños, así como entre sus familiares para que también se motiven y identifiquen con la Universidad; además queremos incentivar un estilo de vida más saludable entre las personas”.

Puebl@Media
Ciudad de Puebla
Viernes 20 de septirembre de 2019.


 A dos años del sismo de 2017, sólo se ha concluido la restauración del 54 por ciento de los 518 templos católicos que resultaron siniestrados en la Arquidiócesis de Puebla, reveló el arzobispo Víctor Sánchez Espinosa.

Al dar a conocer el reporte “A 2 años, avances de la reconstrucción”, la representación católica de Puebla expuso que 24 por ciento de las edificaciones históricas los trabajos aún están en proceso y en un 19 por ciento aún no se inicia ningún trabajo.

El arzobispo señaló que incluso la catedral registra un avance de un 85 por ciento de los trabajos que requería, pues aún tiene fracturas por reparar en la parte central del histórico inmueble y en la zona del coro.

Recordó que Puebla fue la entidad del país con mayores daños en su patrimonio histórico a consecuencia del sismo del 19 de septiembre de 2017 y en su mayoría se trató de templos religiosos.

El arzobispo indicó que a la fecha hay 71 edificios religiosos que no han sido atendidos en el programa de reconstrucción a cargo del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

En el caso de la zona de Atlixco, Chiautla de Tapia e Izúcar de Matamoros, la Zona Sur de la Arquidiócesis que fue la que más daños tuvo, el avance de templos restaurados apenas alcanza el 18 por ciento, mientras que en un 51 por ciento ni siquiera se han empezado las obras.

El rector de la catedral, Francisco Vázquez Ramírez, sostuvo que ha habido desorganización en cuanto al programa de restauración aplicado por el INAH, al grado que actualmente hay contratistas que terminaron trabajos sin recibir el pago correspondiente.

Mencionó que los seguros que debieron aplicarse para financiar las obras no se hicieron totalmente válidos, mientras que los recursos provenientes del Fondo Nacional de Desastres (Fonden) no han fluido.

En ese escenario, mencionó que hay incluso edificios religiosos que a lo largo de los dos años se han dañado aún más a causa de la lluvia y de la inclemencia del tiempo.

Este día, a las 13:14 horas, la Arquidiócesis de Puebla hizo tañer las campanas de la catedral y otros 30 templos del Centro Histórico en recuerdo de lo ocurrido y en memoria de las personas que perdieron la vida a consecuencia del sismo.

Proceso
Gabriela Hernández
Ciudad de Puebla, Mex.
Viernes 20 de septiembre 2019.


Ayer, el gobernador dijo que tenía confirmado que 100 millones de pesos correspondientes al programa de apoyos para damnificados fueron desviados y malversados


El gobernador Miguel Barbosa reveló que del millonario seguro contra desastres naturales que contrataron los gobiernos panistas que lo antecedieron, únicamente se obtuvieron 200 millones de pesos, pero nada de ese dinero se usó para reparar los daños que dejó el sismo del 19 de septiembre de 2017.

Al cumplirse dos años del siniestro, el mandatario morenista aseguró que todas las corruptelas que se cometieron serán investigadas y se fincarán responsabilidades a los exfuncionarios involucrados en el desvío.

En su último informe de gobierno, el fallecido Rafael Moreno Valle reportó que en 2015 se pagaron 18 millones 320 mil dólares para el pago de la póliza de un seguro contra desastres naturales.

Luego, tras el sismo de 2017, el entonces gobernador Antonio Gali Fayad dijo que ese seguro contratado con Banorte tenía una cobertura de 30 millones de dólares.

En rueda de prensa, este jueves, Barbosa sostuvo que la información con la que cuentan es que, tras el pago del deducible para hacer válido el seguro, en el gobierno de Gali Fayad, sólo quedaron poco más de 200 millones de pesos.

Y dijo que más adelante revelaría en qué se gastó esa cantidad de dinero, pero de antemano señaló que no se utilizó para nada relacionado con la reconstrucción de los daños causados por el sismo, pese a que Puebla fue una de las entidades más afectadas a nivel nacional.

De igual manera, mencionó que se investigan desvíos de recursos en los que incurrieron funcionarios de la pasada administración, como es el caso del actual diputado local Gerardo Islas Maldonado, quien en ese entonces fungía secretario de Desarrollo Social e impulsó el programa “Hagamos Hogar”.

Ayer, el gobernador dijo que tenía confirmado que 100 millones de pesos correspondientes al programa de apoyos para damnificados fueron desviados y malversados, por lo que ya está en marcha una investigación para levantar cargos a los responsables.

En Puebla, abundó, el avance general de reconstrucción de los daños causados por el temblor de hace dos años, apenas alcanza un 20%, debido a los desvíos y corruptelas que se cometieron.

En un acto realizado en Atlixco, Román Meyer Falcón, titular de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), informó que la Secretaría de la Función Pública realiza tres auditorías a los programas de reconstrucción de viviendas, entrega de tarjetas Fonden y la gestión de los recursos para damnificados por el sismo en Puebla.

El funcionario federal dijo que se trabaja para recuperar el tiempo perdido en los gobiernos pasados, donde los recursos no llegaron a los verdaderos afectados por el siniestro que afectó casi a 30 mil viviendas, más de 2 mil escuelas y casi 700 edificios históricos en Puebla.

Indicó que, en una evaluación realizada a través de encuestas, encontraron que casi 40% de las familias recibieron el apoyo del gobierno, pero de forma incompleta, además de que una de cada 10 familias damnificadas, pese a haber sido censadas, nunca recibió el apoyo. Además, agregó, la asistencia técnica a los afectados fue escasa y tardía.

Meyer Falcón explicó que las irregularidades en los reportes obligaron al gobierno federal a censar nuevamente a los damnificados, no sólo en Puebla, sino en todas las entidades afectadas.

Este año, precisó, se llevarán a cabo 7 mil 817 acciones, que implican una inversión de más de 4 mil millones de pesos para la reconstrucción de Puebla, aunque reconoció que sólo se tiene un avance de 20% en ese programa. Sólo se han rehabilitado totalmente 400 escuelas de las 2 mil afectadas, detalló.

Proceso
Gabriela Hernández
Viernes 20 de septiembre 2019.


Director del INEHRM desata polémica tras señalar a los integrantes de la Liga Comunista 23 de Septiembre como valientes jóvenes
    
El historiador Pedro Salmerón Sanginés, director general del Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM), provocó una polémica tras calificar a los integrantes de la Liga Comunista 23 de Septiembre como "valientes jóvenes".

El funcionario hizo la afirmación el martes pasado en una publicación difundida a través del Facebook oficial del INEHRM que fue titulada como "17 de septiembre, 1973. Muerte de Eugenio Garza Sada".

En la publicación promovida con el hashtag #HoyEnLaHistoria, el director del INEHRM recordó que Eugenio Garza Sada fue "uno de los más notables y emprendedores industriales del país, murió acribillado por un grupo de jóvenes socialistas armados que intentaron secuestrarlo".

Salmerón Sanginés describió al empresario como alguien que "a pesar de su fortuna, era un hombre modesto y austero" y a quien también se le recuerda como el fundador del Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey.

"Su muerte fue resultado de la profunda división que experimentó la sociedad mexicana desde los años sesenta, cuando muchos jóvenes que veían canceladas las posibilidades de participación y transformación pacífica de un sistema político vertical y autoritario, buscaron cambiar las cosas por la vía violenta. En su lucha contra el estado y el sistema capitalista, identificaron a los empresarios nacionales como sus enemigos, de ahí que no fuera nada raro que planearan secuestrar a Garza Sada", señaló el historiador.

Sin embargo, "cuando un comando de valientes jóvenes de la Liga Comunista 23 de Septiembre intentó raptarlo, se desató una balacera en la que perdieron la vida don Eugenio y sus escoltas, Bernardo Chapa y Modesto Hernández, y dos de los guerrilleros", agregó.

La publicación tuvo cerca de 100 comentarios, en su mayoría criticaron la forma en la que Salmerón Sanginés calificó a los integrantes de la Liga Comunista 23 de Septiembre; sin embargo, el funcionario argumentó: "Intentamos entender a jóvenes que vieron cerradas todas las vías pacíficas de transformación, que habían visto asesinados a mansalva a sus compañeros y que decidieron enfrentar al poder del Estado en condiciones desventajosas. No pensaban matar a don Eugenio".

La Liga Comunista 23 de Septiembre fue un movimiento armado que realizó una primera reunión el 15 de marzo de 1973, en Jalisco, y su nombre se debe a la guerrilla que asaltó el cuartel de Ciudad Madera, Chihuahua, en septiembre de 1965.

El grupo estaba conformado por grupos guerrilleros quienes tomaron las armas tras la represión que militar y policíaca hacia movimientos populares y estudiantiles.

El Universal
Ciudad de México
Jueves 19 de septiembre 2019.


•    Estudian y prueban en la Facultad de Ingeniería materiales innovadores para seguridad estructural de inmuebles

•    En el Laboratorio de Estructuras garantizan que materiales de construcción tengan la resistencia necesaria para enfrentar sismos


Es común encontrar en la industria de la construcción nuevos materiales que desafían los métodos tradicionales de edificación, por eso la importancia de garantizar su calidad, seguridad y resistencia, un trabajo que realiza el Laboratorio de Estructuras de la Facultad de Ingeniería de la BUAP.

            En entrevista, el doctor Juan Pablo Hidalgo Toxqui, responsable de este laboratorio, mencionó que todos los productos innovadores de la construcción requieren de pruebas que certifiquen su resistencia y comportamiento, un servicio que la Universidad puede brindar sobre todo en Puebla, un estado destacado en la producción de prefabricados.

            Como parte de los servicios que ofrece este laboratorio está la revisión en clasificación de mamposterías, determinación de la capacidad de elementos estructurales de concreto y acero, además de elementos no estructurales o que no pertenecen al área de construcción, como paneles, tarimas o cualquier elemento de acero para máquinas, entre otros.

            “Por ejemplo, ahora estamos analizando un nuevo material de refuerzo para durmientes utilizado en sistemas ferroviarios, el cual está hecho con polímeros reforzados con fibra de vidrio que son más durables por no tener corrosión como las varillas de acero de refuerzo convencional. Este tipo de material es apropiado en regiones costeras, donde las condiciones climáticas atacan agresivamente al acero y el concreto”.

            En el Laboratorio de Estructuras también han realizado servicios a empresas que fabrican mamposterías de junta fría, cuya principal característica es que ya no emplean mezclas como aditivo aglutinante y solo se ensamblan piezas de tabiques para formar muros. Lo que en este laboratorio se hace son pruebas de comportamiento y resistencia que sirven para garantizar la calidad de estos materiales y sistemas constructivos.

Aprender con la práctica

Hidalgo Toxqui explicó que en este laboratorio los estudiantes aprenden aspectos de la ingeniería estructural, una división de la ingeniería civil, la cual se encarga de velar por la seguridad de las estructuras durante la vida diaria y durante eventos catastróficos como los sismos.

            La elección de la capacidad adecuada de los materiales para garantizar la seguridad estructural se determina una vez que se realiza un ensayo, el cual consiste en la aplicación de fuerzas hasta alcanzar su resistencia final. Aunque también se toma en consideración la ubicación geográfica, la actividad sísmica y otros factores que puedan afectar una estructura, explicó el académico.

            Al hablar de materiales innovadores, Toxqui destacó los refuerzos con varilla de fibra de vidrio, mamposterías de junta fría y lozas prefabricadas tipo T invertida ─la cual no necesita cimbra para el elemento aligerante ─, por mencionar algunos materiales, muchos de ellos utilizados en la construcción de la vivienda de interés social.

            El Laboratorio de Estructuras cuenta con un equipo que sirve no solo para ofrecer servicios a externos, vinculando a la Universidad con el sector industrial, también en este espacio los estudiantes realizan pruebas de distintos elementos estructurales, esto mediante el “Marco de reacción” cuya función principal es mandar una carga a un elemento para llevarlo a su colapso.

            La estructura de este “Marco de reacción”, detalló Juan Pablo Hidalgo Toxqui, está compuesta por columnas que soportan la carga, además de vigas, gatos hidráulicos de 100 y 200 toneladas, así como equipo de adquisición de datos para constatar las deformaciones y las cargas que resisten los elementos.

            Esta maquinaria puede hacer pruebas en sistemas de loza completas que van desde los 2.5 hasta los 6 metros, así como elementos pequeños como cilindros o cubos de mortero, muestras con las que se revisa si las propiedades de los materiales son correctas.

             “Lo que hace básicamente la maquinaria es medir la resistencia del elemento estructural a través de la aplicación de una fuerza directa. Esto da pie también para medir la deformación de los elementos con los equipos de adquisición de datos”, añadió.

            Al equipo de adquisición de datos hay que sumar el trabajo que se realiza en el Laboratorio de Ingeniería Sísmica, donde analizan modelos a menor escala en una mesa vibradora, para probar materiales y fuerzas dinámicas. Estos laboratorios atienden diariamente a más de 40 estudiantes de ingeniería civil y arquitectura, quienes realizan servicio social y prácticas profesionales.

            La seguridad estructural ha retomado una importancia crucial en la industria y más para un estado como Puebla, donde se han registrado sismos que no solo han ocasionado pérdidas económicas, sino también humanas; en este sentido, la Universidad orienta sus esfuerzos para formar estudiantes con visión innovadora al servicio de la sociedad.

Puebl@Media
Ciudad  de Puebla
Jueves 19 de septiembre de 2019.


Su proyecto CPlantae fue reconocido entre los 16 mejores del mundo, además de obtener el tercer lugar como proyecto enfocado en la crisis del agua y el saneamiento


El equipo Enactus HUB BUAP puso en alto el nombre de la Institución y del país al obtener el premio Junior Ambassador of Trade, durante la Enactus World Cup 2019, el cual reconoce la promoción a la innovación social y la sustentabilidad a través de negocios con prácticas éticas y de colaboración.

         Fue otorgado por The World Trade Centers Association Foundation (WTCAF) y Enactus, organismos internacionales que impulsan a jóvenes emprendedores y futuros líderes empresariales, quienes con propuestas innovadoras orientan sus objetivos a dar soluciones que fomenten la paz y la estabilidad social. Este reconocimiento fue entregado solo a dos proyectos: México y Brasil.

        La Copa Mundial Enactus 2019 albergó previamente la participación de más de 72 mil estudiantes universitarios de todo el mundo y en su etapa final, del 16 al 18 de septiembre en San José California, Silicon Valley, participaron los equipos campeones de 37 países, incluido el equipo Enactus HUB BUAP que presentó al mundo su propuesta empresarial CPlantae, con un impacto global, lo que les permitió ubicarse entre los 16 mejores proyectos en el mundo. En la etapa semifinal obtuvieron el segundo lugar dentro de su liga.

         Asimismo, Enactus HUB BUAP se distinguió por obtener el tercer lugar a nivel mundial en la World Water Race (Carrera Mundial por el Agua), que estableció alianza con Enactus WC 2019 para reconocer e impulsar los mejores proyectos de estudiantes, vinculados a la crisis del agua y su saneamiento.

          De acuerdo con la información oficial, los cuatro mejores equipos de la World Water Race podrán competir por un recurso financiero otorgado por la fundación FAMAE, quien distribuirá una bolsa de 100 mil dólares entre los mejores equipos.

        Los estudiantes de la BUAP que integran el equipo Enactus HUB BUAP son Rodolfo Aníbal Pérez Ojeda, de Comercio Internacional; Zaira Ivette López Núñez, de Dirección Financiera; María Alejandra Flores Cerón, de Administración de Empresas; Daniela Carolina Barragán Mejía, de Administración Turística y José Luis Robles de Ingeniería Ambiental.

        CPantlae ofrece como empresa productos para hacer más eficiente el sistema de tratamiento de aguas, aprovechando el metabolismo de organismos como lombrices para consumir materia orgánica, descontaminando así el agua de casas o industrias de manera eficaz, asimismo recurren a los humedales artificiales.

Puebl@Media
Ciudad de Puebla
Jueves 19 de septiembre 2019.

 

El mundo es comprendido por el paradigma, es la forma por la cual es entendido el mundo, el hombre y por supuesto las realidades cercanas al conocimiento.

Ventana al mundo

Información reciente

Síguenos en Twitter