Ciudad de México— El embajador de Corea del Norte, Kim Hyong Gil, expresó su protesta por haber sido expulsado del país.

El diplomático leyó un posicionamiento en la Embajada ubicada en la Colonia Anzures, en el cual dijo que la medida tomada por México era ignorante.

"El problema nuclear de la Península Coreana, desde el surgimiento, el desarrollo, hasta las situaciones actuales en todos los aspectos, es el producto de la política de hostilidad de Estados Unidos contra la República Popular Democrática de Corea y no tiene nada que ver con México.

"Por eso, protesto y expreso gran lástima por las medidas diplomáticas bilaterales tomadas por el Gobierno mexicano que profesa la política exterior soberana, sin fundamento ninguno, ni jurídicamente, ni moralmente", señaló.

Dijo que para hablar de las violaciones al derecho internacional, México primero tendría que condenar a Estados Unidos, que durante más de medio siglo ha intentado por todos los medios aplastar a un país soberano y año por año realiza abiertamente los ejercicios de guerra para agredir a Corea del Norte, incluyendo operaciones secretas destinadas a eliminar la máxima dirección de su país.

Dijo que Corea del Norte se ha visto obligada a tomar medidas auto defensivas para salvaguardar su independencia y su derecho a la existencia de su presidente, frente a la coerción y arbitrariedad de Estados Unidos, que ha venido practicando la política de extrema hostilidad y chantajes nucleares.

Recordó que su país ha declarado en varias ocasiones que las resoluciones del Consejo de seguridad de Naciones Unidas son ilegales e inhumanas por ser fabricadas forzosamente por las fuerzas hostiles a la República Popular Democrática de Corea y encabezadas por Estados Unidos.

"Hemos logrado poseer las armas nucleares más potentes, en medio de la sanciones más crueles del mundo, por lo cual no tenemos nada que temer.

"Seguiremos avanzando firmemente por el fortalecimiento, aún más, de las armas nucleares mientras que Estados Unidos no abandonen completamente la política de hostilidad contra la República Popular Democrática de Corea", manifestó.

El embajador no aceptó preguntas de la prensa.

El consejero político de la Embajada, Jong Cholhan, dijo que se quedará a cargo de la sede diplomática a partir del próximo domingo, día en que se tiene prevista la salida del Embajador.

A la conferencia de prensa llegaron los asambleístas de Morena, Ramón Jiménez y Ana Ángeles Valencia, así como Luis Guzmán Rivera, del Partido Popular Socialistas, acompañados de simpatizantes, quienes sostuvieron una reunión privada al interior de la Embajada para expresar su solidaridad.

Reforma
Ciudad de México
Viernes 08 de septiembre de 2017.


 “Yo no conozco la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), no soy un diplomático”, reconoció hoy Luis Videgaray Caso en su primer discurso como nuevo canciller de México, frente a funcionarios de la dependencia y periodistas, y añadió: “Se los digo de corazón y con humildad: vengo a aprender de ustedes”.

Durante el “mensaje a medios” que ofreció junto con Miguel Ángel Osorio Chong, el secretario de Gobernación, y Claudia Ruiz Massieu, hasta hoy titular de la Cancillería, Videgaray no abordó el tema de la relación bilateral entre México y Estados Unidos, ni abrió espacio para preguntas.

Al contrario de Videgaray, quien lució exultante –“hoy es uno de los días más importantes de mi vida”, aseveró–, Ruiz Massieu se presentó ante sus colaboradores con la voz quebrada, haciendo evidentes esfuerzos para retener las lágrimas y esbozar sonrisas.

En su corto discurso, Ruiz Massieu, expresó su “gratitud y lealtad” a Enrique Peña Nieto, por haberla “distinguido con su confianza”. Con el nombramiento de Videgaray, la sobrina del expresidente Carlos Salinas de Gortari queda fuera del gabinete presidencial.

A nombre de Peña Nieto, Osorio Chong aseveró que Videgaray tendrá que “entablar un diálogo respetuoso (con Estados Unidos), que dé fortaleza a la relación bilateral que hemos construido”, pero también “proteger” a los connacionales en el exterior y propiciar un acercamiento con la región latinoamericana.

Videgaray fue el artífice de la invitación que hizo el gobierno mexicano a Donald Trump, que se concretó en la polémica visita del pasado 31 de agosto, mientras éste arremetía regularmente contra México en su campaña a la presidencia de Estados Unidos.

El amigo y consejero de Peña Nieto reconoció hoy que “el reto es enorme, las amenazas ahí están”, pero subrayó que existen muchas oportunidades. “Vengo a llenar zapatos muy grandes”, dijo.

Mathieu Tourliere
Ciudad de México
Miércoles 4 de enero de 2017.

 

El mundo es comprendido por el paradigma, es la forma por la cual es entendido el mundo, el hombre y por supuesto las realidades cercanas al conocimiento.

Síguenos en Twitter