•    Tom Wolfe: Punto final al viejo nuevo periodismo

•    Tom Wolfe: Un icono lleno de contradicciones

•    Tom Wolfe, gran intérprete de la sociedad estadounidense, muere a los 88 años.

•     Cáustico y brillante, creó escuela con sus artículos y triunfó con 'La hoguera de las vanidades'.

Thomas Wolfe era un icono. Su vestimenta, a mitad de camino entre el dandi y el clown, según quien la juzgara, era reflejo adecuado de las contradicciones de su estilo.

Tom Wolfe, el dandi de traje blanco que revolucionó el oficio de cronista en los sesenta, murió el lunes en Nueva York a los 88 años. Cáustico, brillante, demoledor, narró con audacia la sociedad estadounidense tanto desde la realidad como desde la ficción, con libros de gran éxito (La hoguera de las vanidades o Elegidos para la gloria) y artículos de leyenda. Su agente literario, Lynn Nesbit, informó del fallecimiento a causa de una infección, sin aportar más detalles. Con Wolfe se va uno de los últimos precursores del nuevo periodismo, ese club de reporteros que decidió aplicar a la prensa las técnicas de la novela.

Nació en 1930 en Richmond, la capital del Estado de Virginia, y era nieto de un carabinero confederado. Se doctoró en estudios americanos por Yale y, tras comenzar trabajando de redactor de un periódico de Massachusetts llamado Springfield Union, a mediados de los 60 dio el salto a revistas como New York y Esquire. Se lanzó entonces a explorar nuevas formas de narrativa periodística.

Un reportaje de Gay Talese de 1962, sobre el boxeador Joe Louis, le abrió esa veta: vio que se podían contar las noticias, las historias de la calle, de otra forma. Así comenzó a cultivar unos textos preciosistas en las descripciones, que desarrollaban los personajes y jugaban con el punto de vista. Importó, en definitiva, las fórmulas de la literatura de ficción a la crónica de los hechos. Junto a Talese, Truman Capote o Joan Didion, cimentó un nuevo estilo que plasmó en el libro El nuevo periodismo. En 1987 dio el salto a la ficción con La hoguera de las vanidades, su obra más conocida y aún considerada como la gran novela de Nueva York, que, a partir de un joven triunfador que atropella a un chico negro en el Bronx, cuenta las cloacas de la metrópolis.

Escribía con bisturí y mala sombra. Así diseccionó sin piedad la opulencia cínica de Nueva York en La hoguera, los conflictos raciales de Atlanta (en Todo un hombre) o, ya en su última etapa, descuartizó Miami para hablar de la inmigración (en Bloody Miami). Así se pronunciaba también sobre cualquier asunto político o social de actualidad, mordaz, penetrante. “Un intelectual es alguien que sabe sobre un asunto, pero que, públicamente, solo habla de otras cosas. Y cuando [ Noam] Chomsky empezó a denunciar públicamente la guerra, ¡de repente se convirtió en un intelectual! Aquí un intelectual tiene que indignarse sobre algo”, apuntó en una extensa entrevista con EL PAÍS, en 2005.

Su actitud literaria y vital, de pura sátira, le granjeó críticas y adversarios, como recuerda su legendaria enemistad con el también periodista y escritor Norman Mailer. Wolfe pisó muchos callos. Uno memorable fue el de la crónica de 1970 en The New York Magazine titulada Estas veladas radicales chic, en la que relató cargado de ironía la fiesta que Leonard Bernstein y unos amigos de la crema estadounidense habían organizado en la elegante casa del compositor en Manhattan, un dúplex de 13 habitaciones ubicado en Park Avenue, con el fin de recaudar fondos para los Panteras Negras. El texto destrozó a sus protagonistas y la expresión radical chic se popularizó. Según Wolfe, le empezaron a llamar conservador a partir de entonces. “Muchos me preguntaron: ‘¿Cómo pudiste hacerles quedar mal?’ ¿Yo? ¿Acaso invité yo a los Panteras Negras a mi casa para que me entretuviesen? Lo hicieron ellos, porque pensaron que era muy chic”, decía en otra entrevista en 2014.

Burla de todo lo establecido

Había crecido en un ambiente religioso y conservador, no tenía problemas en defender su voto a George W. Bush y la decisión de atacar Irak ni en burlarse de todo lo establecido. Llevaba casado desde 1978 con Sheila Berger, que fue directora de arte de la revista Harper, con la que tuvo dos hijos. En los últimos años vivía bastante retirado de los focos en su lujoso piso del Upper East Side, pero nunca, ni en sus últimas apariciones, se le podía ver sin esos elegantes trajes blancos y sombreros, marca de la casa.

La puntuación hiperbólica y el uso histriónico de las onomatopeyas han envejecido peor, pero su forma de narrar la vida, en textos de largo aliento, prolijos en detalles, y aun así llenos de energía, es adorada en las facultades de periodismo, donde El nuevo periodismo sigue siendo un manual de referencia. El nuevo-nuevo periodismo, el que empezaba a adaptarse a la revolución digital, sin embargo, no acababa de gustar a Wolf de los últimos años, quien lo veía sinónimo de prisas y brevedad, incompatibles con su concepción del relato. También abominaba del uso de la primera persona.

Otros cambios sorprendían al viejo Wolfe. En 2013, en una presentación en Barcelona de su libro Bloody Miami, alguien preguntó por una posible independencia de Cataluña. “Si Nueva York tiene un alcalde blanco [Bill de Blasio] casado con una intelectual afroamericana que antes decía que era lesbiana y con un hijo con peinado afro quiere decir que el mundo está cambiando y también os podría pasar a vosotros”, dijo.

Y más sorpresas sacudirían Estados Unidos años después. Tom Wolfe ha muerto con Donald Trump, un personaje tan prototípico de La hoguera de las vanidades, la encarnación pura del yuppie Sherman McCoy, sentado en la presidencia de Estados Unidos. Es un epílogo perfecto para la sátira de Wolfe.

Un icono lleno de contradicciones

Tom Wolfe deploraba la pusilanimidad de los novelistas contemporáneos

En plena resaca del éxito de su obra más conocida, La hoguera de las vanidades (1987), Tom Wolfe publicó su manifiesto sobre el arte de escribir novelas: como dejaron sentados los grandes del género, Charles Dickens, Honoré de Balzac o Émile Zola, se trataba de adentrarse en los escondrijos del sistema social y, con la ayuda de una pluma y un cuaderno, documentarse. Deplorando la pusilanimidad y el ombliguismo de los novelistas norteamericanos contemporáneos, invocó el ejemplo de Zola, quien en 1884 descendió a las minas de Anzin a fin de documentarse para escribir Germinal: “Se necesita un batallón de zolas para adentrarse en este país tan salvaje, extraño, imprevisible y barroco, y reclamar lo que nos pertenece. Si los novelistas no hacen frente a lo obvio, la segunda mitad del siglo XX pasará a la historia como la época en que los periodistas se adueñaron de la riqueza de la vida norteamericana usurpando los recursos de la literatura”. Al poner en práctica sus ideas, Wolfe revolucionó la expresión periodística de su tiempo.

Reducido al máximo, el entonces naciente Nuevo Periodismo consistía en reconocer que, como verdadero intérprete de los nuevos tiempos, el periodista tenía la obligación de imprimirle al lenguaje de la no ficción el rigor y la perfección artística hasta entonces reservados al discurso novelístico. Ha transcurrido más de medio siglo desde entonces, pero la lección de Wolfe y quienes junto a él gestaron tal cambio, sigue vigente. Doctor en literatura por Yale, el escritor sabía perfectamente lo que hacía. Se inició en el periodismo haciendo reportajes para The Washington Post. En 1962 se trasladó a Nueva York, donde sus colaboraciones para el Herald Tribune, lo convirtieron —para bien y para mal, nunca le faltaron enemigos— en el centro de atención de los círculos literarios del país. Su singularísimo estilo —lenguaje delirante, ingenio maléfico y burlón, una perspicacia inigualable para llegar al fondo de personas y cosas, un dominio magistral de la sátira y la ironía— crearon escuela. Las revistas más prestigiosas del país, Esquire, New York y Rolling Stone compitieron ferozmente por su firma. Wolfe llegó hasta el fondo en la disección de fenómenos de gran complejidad: la generación beat; la cultura de las drogas; los Panteras Negras; la contracultura de los años sesenta; la carrera espacial; el mundo del arte, la lacra inextirpable del racismo; la vida universitaria. Sus títulos, muchos de ellos trabalenguas intraducibles (The Electric Kool-Aid Test, The Pump House Gang, Radical Chic & Mau-Mauing the Flak Catchers, Mauve Gloves and Madmen, Clutter and Vine), etiquetaban a la perfección su estilo: delirante, único y, pese a sus muchos imitadores, irrepetible.

Provocativa y demoníaca, su risa daba al traste con todo. Sobre todo, Thomas Wolfe era un icono. Su vestimenta, a mitad de camino entre el dandi y el clown, según quien la juzgara, era reflejo adecuado de las contradicciones de su estilo. Como novelista, su triunfo fue desmesurado, aunque cada título despertó menos interés que el anterior. Para muchos, su primera novela, Lo que hay que tener (1979), sigue siendo la mejor. La que más proyección le daría fue sin duda La hoguera de las vanidades (1987). Lo que vino después: Todo un hombre (1998), Soy Charlotte Simmons (2004), Bloody Miami (2012), evidencian una progresiva pérdida de fuerza.

Desde las páginas del The New Yorker, John Updike lo fulminó sin contemplaciones, pero jueces tan severos y respetables como Norman Mailer o Harold Bloom supieron ver en él a un novelista de talento. Probablemente, fue Mailer quien lo diagnosticó mejor al señalar que el problema consistía en que Wolfe había optado por escribir mega-best-sellers, y estaba condenado a padecer las consecuencias.

El País
Amanda Mars
Eduardo Lago
Washington, DC. EU.
Martes 15 de mayo de 2018.

Libro publicado por primera vez en Puebla en 1877 por Narciso Bassols, en librerías a partir de mayo

La nueva edición de “La cocinera poblana y el libro de las familias”, un antiguo recetario mexicano publicado por primera vez en Puebla en 1877 por Narciso Bassols, es decir hace 140 años, forma parte del interés que ha mostrado la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla y Ediciones de Educación y Cultura, a través de la Colección Legados, por difundir y preservar el patrimonio histórico, cultural y artístico de nuestro país y de Puebla. En el caso que nos ocupa, se trata de un valioso recetario de cocina que se ha convertido con el paso de los años en uno de los más preciados testimonios de la cultura culinaria poblana y, con ello, de una parte relevante del tesoro gastronómico nacional.

Su reedición en este año de 2017, respaldada por la BUAP, tiene un significado particular: con esta publicación La Cocinera Poblana –que con la coedición de 1901, realizada por las casas editoriales de Narciso Bassols y de Herrero Hnos. trascendió del siglo XIX al XX– vuelve a alcanzar un nuevo siglo, refrendando la calidad de su exquisitas y variadas recetas que hoy ponemos a disposición de los maestros de cocina, cocineras y cocineros, y ante todo, de los paladares contemporáneos que gustan de la maravillosa cocina criolla de Puebla y de nuestro país.

Como se verá más adelante al leer este libro, las recetas que integró Narciso Bassols a su recetario no son todas originarias de Puebla. Sin embargo, el conjunto tan diverso de platillos, venidos unos allende el Atlántico, y otros recogidos de la tradición familiar de nuestro país y nuestro estado, dan cuenta fiel de la riqueza gastronómica que animó las mesas de las familias poblanas durante décadas. En este sentido puede decirse que La Cocinera Poblana es, por cuanto al libro y su contenido, la concreción de un mestizaje que fundió en sus fogones naturaleza, arte y gustos culinarios de varios mundos y geografías.

Para la BUAP y su Facultad de Administración es muy grato participar en la publicación de esta obra, contribuyendo desde la Licenciatura en Gastronomía –con su planta de catedráticos– a la recreación de un variado menú de platillos tradicionales de Puebla. Estamos seguros que este libro contribuirá nuevamente, como lo hizo en siglos anteriores, a poner al alcance de las familias mexicanas las maravillas de nuestra más antigua cultura gastronómica. A.E.O.

CONTENIDO

  1. Presentación
  2. Agradecimientos
  3. Elogio de La Cocinera Poblana

Por Ricardo Moreno

4.Anexo

Relación de recetarios antiguos de cocina

(México siglos XVII-XX).

Por Adriana Guerrero Ferrer

  1. Platillos poblanos. Algunos botones de muestra

Por Catalina Pérez Osorio y Académicos de la Licenciatura en Gastronomía de la BUAP.

  1. Recetario completo:

La Cocinera Poblana o el Libro de las Familias.

Puebl@Media
Ciudad de Puebla
Domingo 15 de abril de 2018.


Shanghai, 24 dic (Xinhua) -- La trilogía de los Tres Cuerpos, una popular novela de ciencia ficción de China, ha sido publicada en más de diez idiomas, según una editorial china.

La saga de tres partes narra el contacto y conflicto de la humanidad con una civilización alienígena. La última parte, El Fin de la Muerte, fue publicada en 2010.

La trilogía ha vendido más de siete millones de copias en chino y ha sido traducida a más de diez idiomas, incluyendo inglés, español y alemán, según China Educational Publications Import and Export Corporation Ltd.

La versión inglesa fue lanzada en Estados Unidos en 2014. Se han vendido unas 700.000 copias en inglés y las ventas de las copias en francés, español y alemán superan las 300.000 cada una.

La trilogía ganó en 2015 el Premio Hugo a la Mejor Novela, considerado el máximo galardón para una obra de ciencia ficción.

Xinhua
Shanghai, China
Domingo 24 diciembre 2017.


Al impartir la conferencia “El papel de las nuevas generaciones ante la sociedad actual”, en la Facultad de Ciencias de la Electrónica de la BUAP, el escritor Leonardo Da Jandra consideró que “una sociedad que le da la espalda a la innovación se agota y muere, por lo que es importante complementar el trabajo con un pensamiento de apertura y nuevos horizontes de desarrollo”.

En el auditorio de esta unidad académica, señaló que la ciencia debe pasar por una reflexión crítica, para no convertirse en un acto mecánico.

Sin el conocimiento que proporciona la ciencia, “la sociedad andaría a tropezones por el mundo, pero ésta necesita de la filosofía, porque un científico que no reflexiona críticamente sobre lo que está haciendo se convierte en un mercenario”, dijo.

“Es por eso que el planeta se encuentra en las condiciones actuales, porque la especie humana lo ha llevado a esta situación y los científicos tienen la gran responsabilidad de interesarse en el cuidado del medio ambiente y de otras formas de vida, que tienen el mismo derecho de existir que nosotros”, expresó.

Por otro lado, subrayó que en la actualidad la solidaridad no debe sólo ejercerse en momentos de catástrofes, sino que tiene que practicarse todos los días.    Es importante que los jóvenes reflexionen más allá del beneficio propio y busquen la forma de apoyar a la sociedad: “No se crece buscando la autogratificación, se progresa pensando y ayudando a los demás, porque el que se favorece a sí mismo, termina en una burbuja esclavizante, y el que ayuda a otros se proyecta inevitablemente hacia el cosmos, crece su sensibilidad y su sentido de compasión”, afirmó.

En su opinión, el sistema actual ha hecho creer a las nuevas generaciones que hay que ser competitivos, cuando este concepto “funciona a nivel del deporte y de la guerra, pero en el contexto social hay que sustituirlo por la cooperación”.

En este sentido, comentó que es fundamental que el país invierta en apoyar a todos aquellos talentos privilegiados, que desde jóvenes presentan aptitudes para convertirse en profesionales competentes que puedan aportar al crecimiento social.

Puebl@Media
Puebla, México
Viernes 27 octubre 2017.


Una investigación periodística señaló que miembros del Ejército de México que trabajaban para un cártel del narcotráfico estuvieron involucrados en la desaparición y posible masacre de 43 estudiantes en Ayotzinapa.

Una nueva investigación periodística divulgada el viernes señaló que miembros del Ejército de México que trabajaban para un cártel del narcotráfico estuvieron involucrados en la desaparición y posible masacre de 43 estudiantes, uno de los crímenes más sonados de los últimos tiempos en el país.

En un adelanto de un libro de próxima aparición, la periodista Anabel Hernández asegura que militares estaban encargados de recuperar heroína por un valor de dos millones de dólares que iba en dos autobuses que fueron tomados por un centenar de estudiantes la noche del 26 de septiembre del 2014.

La periodista se basa en varias entrevistas con un narcotraficante de la ciudad de Iguala, en el empobrecido estado de Guerrero, donde esa noche desaparecieron los 43 estudiantes de magisterio, parte del centenar que llegó a Iguala y tomó los autobuses para llevárselos a una protesta en la Ciudad de México.

"Quien encabezó la operación para rescatar la droga fue el mismo Ejército", señaló la periodista citando a su fuente en un adelanto de los primeros capítulos del libro "La verdadera noche de Iguala", publicados en el sitio de Internet Aristegui Noticias.

"En el momento en que los militares rescataban la droga de los autobuses, los normalistas (estudiantes) a bordo se habrían dado cuenta de lo que estaban extrayendo de los compartimientos, imprevisto que detonó súbitamente la necesidad de desaparecerlos para no dejar testigos", señala el relato.

La Secretaría de la Defensa Nacional no emitió de inmediato ningún comentario sobre la acusación contenida en el adelanto del libro. Tampoco ninguna otra entidad del Gobierno mexicano.

El capo narco, al ser notificado de la pérdida de la heroína, pidió al coronel José Rodríguez Pérez, comandante del 27 Batallón del Ejército en la zona, que recuperara la droga a como diera lugar, señaló la publicación.

Los narcos de la zona, conocidos como Guerreros Unidos, habrían contado con la complicidad además de policías municipales de Iguala y localidades vecinas, así como policías estatales de Guerrero y federales, según la investigación.

Todas estas corporaciones policíacas, así como miembros del Ejército, han sido llamados a declarar este año, luego de que un grupo de expertos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) señalara serias fallas en la investigación y que a su juicio existían varias instancias de seguridad involucradas en la desaparición de los muchachos.

Sin embargo, la fiscalía federal aún no ha emitido ninguna conclusión sobre el caso y sólo se ha identificado un pequeño fragmento de hueso de uno de los estudiantes.

Reuters
Ciudad de México
Viernes 25 de noviembre de 2016.

¿Cuáles son los libros más vendidos en la Ciudad de México? Consultamos a las principales librerías de la ciudad y aquí están los resultados de febrero.


Este mes triunfan en las librerías títulos cuyas historias fueron adaptadas a la pantalla grande y que su éxito las ha llevado a coronarse en la presente temporada de premios de Hollywood.

Son libros basados en hechos reales, epopeyas históricas, relatos sobre secuestros y biografías que pelearán en esta edición de los Oscar.

“The Revenant”, “The Room” y “The Danish Girl”, tienen algunos de los guiones que más han dado de qué hablar en los últimos meses.

“The Revenant” (El renacido)
La adaptación del libro de Michael Punke “The Revenant: A Novel of Revenge” (2002) cuenta la historia de “Hugh Glass” (Leonardo DiCaprio), un trampero y vendedor de pieles que en 1823 se unió a una expedición por el río Misuri en busca de tierras y riquezas.

Tras el ataque de un oso, “Glass”, luchará por sobrevivir para cobrar venganza. Se embarcará en una odisea para volver a la civilización, en medio de un crudo invierno.

El director Alejandro González Iñárritu y el fotógrafo Emmanuel “El Chivo” Lubezki, trabajaron al aire libre. El equipo se trasladó a Canadá y la Patagonia para la filmación en medio de la nieve. Los planos secuencia y luminosas imágenes hechas con luz natural podrían hacer que Lubezki haga historia y gane su tercer Oscar consecutivo.

Con esta cinta Iñárritu ha tenido una temporada de premios estelar. Un año después de su triunfo en los Oscar, tiene la película más nominada. Ha arrasado con todo hasta el momento: Premios BAFTA, Golden Globes, SAG Awards y Critics' Choice Movie Awards.

Este domingo 28 de febrero “The Revenant” tendrá su prueba de juego en la ceremonia de los Oscar. Está nominada a 12 premios, incluyendo a Mejor actor para DiCaprio, Mejor película y Mejor director para Iñárritu.

DiCaprio ha sido aspirante varias veces al Oscar pero nunca ha ganado. “El renacido” podría ser su gran oportunidad.

“Room” (La habitación)

El drama basado en la novela homónima de la irlandesa Emma Donoghue cuenta la historia de Joy “Ma” Newsome (Brie Larson), una joven que escapa después de 10 años de cautiverio. Aunque se trata de una historia ficticia, la autora se inspiró en el caso del austríaco Josef Fritzl, que encerró a su hija, Elisabeth, en un sótano durante 24 años, la violó en varias ocasiones y fue padre de sus siete hijos.

La trama es contada a través de los ojos de su hijo de cinco años, “Jack” (Jacob Tremblay), quien nació en la habitación, donde come, juega y aprende con su madre. Por la noche, su mamá lo pone a dormir en el armario, por si viene el villano “Nick”, mientras tanto, irá haciendo un plan para poder huir.

La cinta tiene cuatro nominaciones a los Oscar, incluyendo el de Mejor actriz para Brie Larson quien por este papel acaba de ganar el Globo de Oro, el Premio de la Crítica Cinematográfica, el Premio SAG y el Premio BAFTA.

“The Danish Girl” (La chica danesa)

La película basada en la novela homónima de David Ebershoff, se desarrolla en Dinamarca a principios del siglo XX, donde el pintor danés Einar Mogens Wegener (Eddie Redmayne) se convierte en “Lili Elbe”, una de las primeras personas en someterse a una operación de cambio de sexo, pero las complicaciones postoperatorias le causaron la muerte un año más tarde.

La transformación de “Einar”, un afamado pintor de paisajes de Copenhague, comienza como un juego entre él y su esposa, la pintora “Gerda Wegener” (Alicia Vikander).

Dirigida por Tom Hooper “La chica danesa” competirá por cuatro premios Oscar, incluyendo el de Mejor actor para el ganador del año pasado Eddie Redmayne.

Harper Lee se inmortaliza

El pasado 19 de febrero murió la escritora estadounidense Harper Lee, lo cual disparó enseguida las ventas de su libro “Matar un ruiseñor”, considerada una pieza maestra del siglo XX. El libro obtuvo el premio Pulitzer y la catapultó a la fama mundial.

Lee falleció en Monroeville, Alabama, donde pasó sus últimos años recluida en un hogar de ancianos, luego de que en el 2007 sufriera un accidente cardiovascular.

“To Kill a Mockingbird” (Matar un ruiseñor), publicada en 1960, ha vendido más de 40 millones de copias en inglés y ha sido traducida a más de 40 idiomas. Narra la historia de un hombre negro acusado injustamente de la violación de una mujer blanca, y los esfuerzos del abogado, “Atticus Finch”, que desafía el racismo de su comunidad para defenderlo.

Cuando la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos hizo un sondeo en 1991 sobre libros que han cambiado la vida de la gente, “Matar a un ruiseñor” era el segundo sólo después de la Biblia.

No publicó ningún libro hasta que sorpresivamente, el año pasado, editó una segunda novela “Go Set a Watchman” (Ve y pon un centinela) que rompió récord de ventas y cuyo fenómeno llegó a México encabezando las listas de los más vendidos los meses de julio y agosto del 2015.

“Ve y pon un centinela” fue escrita antes de “Matar a un ruiseñor” pero se desarrolla 20 años después, en el mismo lugar y con muchos de los mismos personajes.

Svetlana Alexievich, máxima vendedora

La bielorrusa Svetlana Alexievich, reciente ganadora del premio Nobel de Literatura, se consolida entre las autora favoritas desde octubre, cuando el galardón fue anunciado.

Hasta arriba de los rankings se encuentran sus títulos “Voces de Chernóbil: Crónica del futuro” (1997), donde recoge testimonios sobre la catástrofe nuclear y “La guerra no tiene rostro de mujer” (1983), considerada una obra maestra del periodismo de investigación sobre las mujeres que combatieron en la Segunda Guerra Mundial. Además se pronostica que se siga manteniendo en los primeros puestos ya que están por publicarse en nuestro idioma “Los chicos de latón” y “Los últimos testigos”, programados para este 2016 y 2017, respectivamente.

Se mantienen: “La chica del tren”, Paula Hawkins; “Aristóteles y Dante descubren los secretos del universo”, Benjamín Alire Sáenz; “La teoría del todo: el origen y el destino de universo”, Stephen W. Hawking; “México engañado”, Francisco Martín Moreno; “Dos veces única”, Elena Poniatowska; “La casa blanca de Peña Nieto”, Daniel Lizarraga, Rafael Cabrera, Irving Huerta, Sebastián Barragán; “Slim. Biografía política del mexicano más rico del mundo”, Diego Enrique Osorno; “Pedro Páramo”, “El llano en llamas”, Juan Rulfo; “El principito”, Antoine de Saint-Exúpery; “Rayuela”, Julio Cortázar.

Librerías Gandhi

El jardín secreto
Johanna Basford
La chica del tren
Paula Hawkins
Libro agenda pequeño cerdo capitalista 2016
Sofía Macías
Aristóteles y Dante descubren los secretos del universo
Benjamín Alire Sáenz
La teoría del todo: el origen y el destino de universo
Stephen W. Hawking
Y colorín colorado este cuento aún no se ha acabado
Odín Dupeyrón
México engañado
Francisco Martín Moreno
Los Simpson (edición 25 aniversario) La historia familiar/strong>
Matt Groening
Slim: retrato político del hombre más rico del mundo
Diego Osorno
Lost Ocean
Johanna Basford
El Sótano

Dos veces única
Elena Poniatowska
La casa blanca de Peña Nieto
Daniel Lizarraga, Rafael Cabrera, Irving Huerta, Sebastián Barragán
La chica del tren
Paula Hawkins
Slim. Biografía política del mexicano más rico del mundo
Diego Enrique Osorno
Escucha la canción del viento y Pinball 1973
Haruki Murakami
Cómplices
Benito Taibo
Noches blancas
VJohn Green, Maureen Johnson, Lauren Myracle
Los besos en el pan
Almudena Grandes
Me vale madres. Mantras mexicanos
Prem Dayal
La guerra no tiene rostro de mujer
Svetlana Alexiévich
Fondo de Cultura Económica

Nueva historia mínima de México
Pablo Escalante Gonzalbo
Ayotzinapa, horas eternas
Paula Mónaco Felipe
Enredados
Laura García
Pedro Páramo
Juan Rulfo
El principito
Antoine de Saint-Exúpery
Las batallas en el desierto
José Emilio Pacheco
Rayuela
Julio Cortázar
El llano en llamas
Juan Rulfo
Yo soy Malala: La joven que defendió el derecho a la educación y fue tiroteada por los talibanes
Christina Lamb, Alianza Editorial
La chica danesa
David Ebershoff
Péndulo

El nombre de Dios es misericordia
Jorge Mario Bergoglio
La guerra no tiene rostro de mujer
Svetlana Alexiévich
El Principito
Antoine de Saint-Exupéry
Animales fantásticos y dónde encontrarlos
J.K. Rowling
Avaricia: Los documentos que revelan las fortunas, los escándalos y secretos del Vaticano
Emiliano Fittipaldi
Miscelánea El deseo: Ensayos y confesiones
Atto Attie
Sólo así: Por una agenda ciudadana independiente
Jorge G. Castañeda
La maravillosa historia del español
Francisco Moreno Fernández
La chica del tren
Paula Hawkins
JLa chica danesa
David Ebershoff
Porrúa

Virtual Hero
Elrubius
Luna de Plutón
Ángel David Revilla
México engañado
Francisco Martín Moreno
La guerra no tiene rostro de mujer
Svetlana Alexiévich
Las batallas en el desierto
José Emilio Pacheco
Scarlett: Crónicas Lunares
Marissa Meyer
Slim. Biografía política del mexicano más rico del mundo/strong>
Diego Enrique Osorno
Sinsajo
Suzane Collins
Los secretos de Yuya
Yuya
La chica del tren
Paula Hawkins
Gandhi ebooks

Maravillosamente imperfecto, escandalosamente feliz
Walter Riso
El renacido
Michael Punke
La chica danesa
David Ebershoff
Las elegidas
Jorge Volp
La guerra no tiene rostro de mujer
Svetlana Alexiévich
No te enganches #Todopasa
César Lozano
El hombre en busca de sentido
Viktor Frankl
Voces de Chernóbil
Svetlana Alexiévich
La casa blanca de Peña Nieto
Daniel Lizarraga, Rafael Cabrera, Irving Huerta, Sebastián Barragán
La habitación
Emma Donoghue
Amazon

Trigger Warning: Short Fictions and Disturbances
Neil Gaiman
Ghost Gifts
Laura Spinella
RoomHate
Penelope Ward
The Last Girl (The Dominion Trilogy)
Joe Hart/em>
Some Sort of Love: A Happy Crazy Love Novel
Melanie Harlow
A Shade of Vampire (New & Lengthened 2015 Edition)
Bella Forrest
JThe Next Always: Inn BoonsBoro Trilogy (The Inn Boonsboro Trilogy Book 1)
Nora Roberts
Guarding His Obsession
Alexa Riley
The Girl You Lost: A gripping psychological thriller Kindle Edition
Kathryn Croft
Winter Men
Jesper Bugge Kold
Amazon.mx

El poder del ahora: Un camino hacia la realización espiritual
Eckhart Tolle
Interviews in English
Natalie Murray
Un hombre de confianza
Fabrizio Mejía Madrid
El alquimista
Michael Scott, María Angulo Fernández
La constante del Caos
Luis Ortega Martínez, Luis Ortega Martínez
El gran reformador
Ivereigh Austen
Psicología de ventas: Cómo vender más, más fácil y rápidamente de lo que alguna vez pensaste que fuese posible
Brian Tracy
Guía de hábitos inteligentes: 36 pequeños cambios de vida
I. C. Robledo, M. C. Londoño
La ciudad y la ciudad (Solaris ficción)
China Miéville, Silvia Schettin Pérez
El psicoanalista
John Katzenbach

Excélsior
Laura Hernández
Ciudad de México
Sábado 27 de febrero de 2016.


A propósito de la publicación de su nueva novela, Que sean fuego las estrellas, Paco Ignacio Taibo II opina que los números que señalan que en México se lee poco no consideran el préstamo y el canje de libros, tampoco los tianguis ni las librerías de viejo.

Los albores del siglo pasado atestiguaron una gran lucha laboral que terminó convertida en una verdadera épica proletaria: el levantamiento obrero cuyo protagonista fue una Cataluña enloquecida que parecía habitar un universo distinto. En el libro Que sean fuego las estrellas, publicado recientemente bajo el sello de la casa editorial Planeta, Paco Ignacio Taibo II recorre los vericuetos del movimiento anarcosindicalista más importante de España, el mismo que demostró que tanto el Estado como el “reino” de los burgueses son aparatos que tiemblan ante las multitudes que se rebelan. Newsweek en Español charló con el escritor a ese respecto.

—Paco, ¿qué detonó la escritura de Que sean fuego las estrellas?

—Hace 30 años estaba en España y quise contar la gran historia que había vislumbrado que existía sobre el sindicalismo, que era la de los anarcosindicalistas de Barcelona. Hice una investigación muy buena, muy minuciosa, cientos de periódicos, los archivos que se habían abierto a la muerte del franquismo, cartas... Y cuando terminé este trabajo no supe qué hacer con él. Eran tres cajas de documentos y otras diez de libros que terminaron en el sótano de mi casa en la Ciudad de México, y pasaron 30 años. Y de repente varios disparadores me volvieron a poner en la cabeza el libro, uno de ellos fue una novela de Andreu Martín sobre la época, otro fue la discusión en México sobre los anarquistas, que me parece un debate sin profundidad, y el otro fue la preocupación, en este momento de gran disidencia nacional, de en dónde están los trabajadores. Esas tres cosas se juntaron y dijeron: ahora sí ya sabes cómo escribir este libro y cómo encontrar la combinación entre contar la historia de una masa que actúa en movimientos, una atmósfera que es esa ciudad de Barcelona y sus ciudades conurbadas y, en general, la Cataluña de esa época y una serie de personajes apasionantes.

—Además, con 30 años más de experiencia como escritor...

—Había escrito en esos 30 años la biografía del Che, la de Pancho Villa, sabía hacer historia narrativa.

—“Que sean fuego las estrellas” es una frase de Shakespeare, ¿qué tipo de señal intentas proyectar?

—La idea, acompañada de la frase de El abanico, de Lady Windermere, “muchos de nosotros miramos al fango, pero a veces levantamos la vista y vemos las estrellas”, es referir esta clase obrera desprovista de educación formal, que vivía en la miseria, sometida a huelgas, que no les pagaban aunque las ganaran, con despidos continuos, y de repente una clase obrera que miraba al cielo, tenía visión de futuro y construía la idea de un mundo diferente y mejor. Esto es lo que hace apasionante la historia, estos personajes que empezaron a trabajar a los 13 años. Es una novela que de un lado sólo tiene proletarios, dos periodistas y cuatro abogados, pero del otro lado tiene una patronal servil, cerrada, gansteril y bandas policiacas a sueldo de la patronal, asesinos armados, el gobierno actuando de una manera despótica.

— ¿Por qué razón el lector tendría que leer esta obra?

—Es una pregunta que rehúso responder, tienes que preguntársela al lector. Yo lo que sé es que a mí me apasionó, ahí la pongo y a ver qué pasa. Trabajo con una gran libertad, no escribo las cosas que debería escribir. Tengo una presión continua: ¿y dónde está la siguiente novela? Ahí está, ahí va. Pero me salgo de repente, desconcierto un poco al cúmulo de lectores que ya tengo; sin embargo, es una gran fidelidad, me siguen en estas aventuras. Yo creo que no puedes permitir embarrarte, si no te apasionas tú no puedes trasmitir esa pasión en la escritura.

—Pues yo diría que el libro se tiene que leer porque retrata un gran ejemplo de lucha sindical, laboral...

—Ahí lo tienes. Yo creo que es uno de los factores. El otro es que explica otro modelo, el de los anarcosindicalistas, el proyecto que es muy poco conocido. El otro de ellos es porque nada nos es ajeno, una buena historia nos pertenece, sea donde sea que esté situada en el tiempo y en el espacio.

— ¿Por qué el movimiento de los trabajadores de Barcelona de 1917 tuvo tanta trascendencia?

—Era la clase obrera, compadre. Eran capaces de, al mismo tiempo, protagonizar las grandes luchas por la jornada de ocho horas, por el aumento salarial, porque no entraran esquiroles en las fábricas, y la combinación de huelgas que hacen la huelga general, la más espectacular de Europa en aquella época. Esta clase obrera se había hecho a sí misma, no a influencia de partidos ni de la pequeña burguesía ilustrada; había ateneos obreros, debates, circulación de folletos, lecturas; la Barcelona proletaria leía a [Piotr] Kropotkin robándole horas al sueño, con jornadas laborales de 12 horas, viviendo en condiciones materiales terribles y de hambruna; y esto es lo fascinante, este es el miasma en el cual crece este tipo de clase obrera y de organización, de sindicato, bajo guía anarquista.

— ¿Vale la pena publicar un libro en un país que no lee?

—No, yo digo que no es cierto eso, las cifras con las que medimos la lectura en México son falsas. Las cifras con las que se trabaja corresponden a la venta en librerías, en supermercados; no toman en cuenta el préstamo, el canje, la rola, los tianguis, las librerías de viejo, que en el valle de México son una fuente de lectura brutal. El índice de lectura en el México conurbado ha crecido en los últimos años de manera muy importante.

—No obstante, aún se notan fuertes frenos a lectura...

—Estamos tropezando con tres grandes problemas para que la lectura se vuelva masiva en México. Uno de ellos es el precio del libro, es un obstáculo grave, la gente se raspa el bolsillo para comprar libros de 30 pesos. El segundo es un problema cultural, no hay el hábito de entrar en la librería, o no sabes qué pedir. Y el tercero es una crisis en el sector educativo, en la enseñanza media y superior, en la cual están forzando la lectura, leer por obligación, y crean una vacuna reactiva en los jóvenes. Se rompe la cadena de la lectura por placer y el adolescente se enfrenta al libro que tiene que leer para pasado mañana. Y luego, la manera como se programa la lectura es una locura: La Iliada hay que leerla cuando tienes 35 años y puedes gozarla, no cuando tienes 16 y te va a molestar.


El Perfil: Nacido en Gijón, España, en 1949, es historiador y escritor. Es autor de una gran cantidad de novelas, cuentos, libros de historia y antologías publicados en 21 países, por los que ha recibido infinidad de premios.

Newsweek
Joel Aguirre A.
Ciudad de México
Martes 16 de febrero de 2016.

En la BUAP, todo está encaminado al beneficio de los universitarios: AEO

El libro es un instrumento civilizatorio y difusor de ideas, creencias, innovaciones y construcciones imaginarias. Forma parte de un vasto universo de temas que las ciencias sociales deben explorar con profundidad, expresó Francisco Vélez Pliego, director del Instituto de Ciencias Sociales y Humanidades (ICSyH) “Alfonso Vélez Pliego”.

Al inaugurar el Simposio Internacional “Libros, viajes, viajeros: los viajes a través de los libros como circuitos científico-socioculturales de los siglos XVI-XXI”, organizado por la BUAP, en colaboración con la Humboldt State University y la University of Delaware, destacó que los textos impresos son espacios en los cuales encontramos relatos, experiencias y testimonios de las travesías de personajes que vivieron en diferentes épocas, a lo largo de la historia de la humanidad.

En ese sentido, dicho simposio “representa un esfuerzo por generar una reflexión que tenga como eje central al libro, como objeto y como producto material, que a través del tiempo ha generado una enorme cantidad de oficios, historias y aportes que son conocidos por la sociedad”, señaló.

Por su parte, Gladys Ilarregui, académica de la University of Delaware, señaló que gracias a los libros “hemos tenido la oportunidad de vivir diversas historias fantásticas, que nos permitieron llegar a diferentes lugares, más allá de nuestro espacio y tiempo”.

“Los viajes de los libros nos han otorgado territorios exclusivos de exploración, una auténtica arqueología de nuestra cultura y nuestros hábitos en personajes y reflexiones que no hubieran sido posibles sin esas páginas impregnadas de imaginación, fracaso y energía radiante”, subrayó.

Agregó que como personas no seríamos los mismos sin ese contacto con los autores: rebeldes y fieles observadores de paisajes y sociedades, quienes plasmaron sus vivencias en las páginas de las amplias lecturas que conocemos hoy en día.      

Durante los tres días de trabajo del Simposio Internacional “Libros, viajes, viajeros: los viajes a través de los libros como circuitos científico-socioculturales de los siglos XVI-XXI”, participarán especialistas de universidades nacionales e internacionales, quienes compartirán sus estudios históricos de las obras más relevantes, de aquellos viajeros que recorrieron el mundo en los últimos 500 años.

Blanca López Mariscal, investigadora del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey, abrió el primer panel de discusión titulado: “La marca de los siglos. Nuevo mundo: crónicas y mujeres”, en el que habló sobre los textos de navegación de Richard Hakluyt, editor inglés del siglo XVI.

El Simposio Internacional “Libros, viajes, viajeros: los viajes a través de los libros como circuitos científico-socioculturales de los siglos XVI-XXI” tiene lugar del 9 al 11 de diciembre, en el auditorio del Edificio de la Aduana Vieja, del ICSyH.

En la BUAP, todo está encaminado al beneficio de los universitarios: AEO

El rector Alfonso Esparza Ortiz asistió al Segundo Informe de Labores del director de la Preparatoria Enrique Cabrera Barroso Urbana

En la BUAP, todos los esfuerzos están encaminados a contribuir al beneficio de la comunidad universitaria y al desarrollo de la Institución, afirmó el Rector Alfonso Esparza Ortiz, al asistir al Segundo Informe de Labores de Rogelio Sánchez López, director de la Preparatoria Enrique Cabrera Barroso Urbana.

En esa dirección, se continuará trabajando con acciones a favor de académicos, estudiantes y administrativos, como la entrega de definitividades y promociones de plazas, y la creación de nuevos espacios educativos.

El próximo año se pondrá en marcha la Torre Médica de Especialidades, a un costado del Hospital Universitario de Puebla, que albergará 62 consultorios en los que se brindará atención especializada a los derechohabientes, quienes podrán concertar su cita de una manera más rápida y sencilla, desde su computadora o celular.

Ante directivos, docentes y estudiantes, reconoció el trabajo desarrollado en dicha unidad académica para incrementar la matrícula, al recibir a 500 nuevos alumnos en este año, disminuir la deserción escolar y mejorar los índices educativos.

Esparza Ortiz felicitó a esa comunidad universitaria por participar en diversos programas de vinculación social, como Apoyo a Madres Estudiantes, cuyo fin es que continúen sus estudios; Escuela para Padres, para mejorar la convivencia entre las familias; y en el proyecto Make it Happen orientado a combatir el bullying.   

Tras escuchar el Segundo Informe de Labores del director de la Preparatoria Enrique Cabrera Barroso Urbana, el Rector de la BUAP asumió el compromiso de construir un nuevo edificio para incrementar los espacios educativos, e informó que se instalará un kiosco sustentable en el que podrán hacer ejercicio, generar energía eléctrica y cargar sus celulares.

Asimismo, refirió que se está realizando un estudio para establecer un sistema de video vigilancia en los accesos de la escuela y que se incrementará el personal de la Dirección de Apoyo y Seguridad Universitaria (DASU), para brindar mayores condiciones de seguridad a los alumnos durante su tránsito por la escuela y sus alrededores.    

Al rendir su informe, Rogelio Sánchez López citó algunas de las acciones realizadas en el último año, como la certificación de 25 alumnos en el examen GESE del Trinity College London. Igualmente, un equipo de cinco estudiantes fue aceptado en el programa binacional México-Estados Unidos “Jóvenes en Acción”, y dos profesoras ganaron becas para realizar estudios en universidades extranjeras.

Refirió que se mejoraron las actividades de tutorías con los alumnos y padres de familia y dio a conocer que en el verano pasado se llevó a cabo un diplomado enfocado a este tema.

En materia de infraestructura, destacó que se remodelaron los corredores, la fachada y el interior de las aulas, y se instaló un bebedero de agua potable. Asimismo, se establecieron lazos de colaboración con el Ayuntamiento de Cuetzalan, para la construcción de una cancha de usos múltiples en la sección regional de la preparatoria.

Finalmente, mencionó que por segunda ocasión obtuvieron recursos del Fondo para Fortalecer la Autonomía de Gestión en Planteles de Educación Media Superior, que serán destinados a renovar el equipo de cómputo en las aulas y en el laboratorio de inglés.

Puebl@Media
Ciudad de Puebla
Miércoles 9 de diciembre de 2015.

La 36ª entrega de la saga, 'El papiro del César', llegará a las librerías el 22 de octubre

Astérix y Obélix preparan su regreso con un nuevo volumen que llegará a las librerías el 22 de octubre en una quincena de países a la vez, incluida España, donde será publicado por la editorial Bruño. La 36ª entrega de la saga, creada por René Goscinny y Albert Uderzo en 1959, se titulará El papiro del César y resucitará al enemigo más temible y respetado de sus dos protagonistas. La editorial francesa Albert René ha revelado este lunes las primeras viñetas de este nuevo volumen. Su argumento todavía es impreciso, pero se sabe que está inspirado por los siete volúmenes de los Comentarios a la guerra de las Galias, que el propio Julio César firmó de su puño y letra.

En sus crónicas, el líder político y militar romano describió las batallas que acontecieron durante los nueve años que pasó combatiendo a los ejércitos autóctonos que se oponían a la dominación romana de la Galia. Aunque también pudo haber exagerado algunas de sus proezas, como apunta una de las viñetas desveladas ayer. “¿Quiénes de ellos van a protestar? ¡Son todos analfabetos! Tu libro dará fe de que has conquistado toda la Galia y el Senado aceptará financiar tus otras conquistas…”, dice un personaje situado fuera de plano. “Es cierto que Julio César amplificó algunos acontecimientos para favorecer sus intereses ante el Senado romano. Eso pudo haberse vuelto en su contra”, afirmaba ayer Uderzo a Le Figaro, dando pistas sobre la historia.

Detrás de El papiro del César se encuentra el nuevo tándem creativo a cargo de la saga, formado por el dibujante Didier Conrad y el guionista Jean-Yves Ferri, contratados en 2011 tras la venta de la editorial de Uderzo al grupo Hachette. Será su segundo volumen como coautores tras Astérix y los pictos, publicado en 2013, del que se vendieron 5 millones de ejemplares alrededor del mundo. En total, la saga ha sido traducida a 111 idiomas y vendido más de 350 millones de álbumes en el último medio siglo, 24 de ellos en España y Latinoamérica.

El nuevo álbum sigue una regla no escrita en el universo de Astérix: un libro tenía lugar en Armorica y el siguiente, en un país exótico. Tras recorrer los paisajes escoceses en el anterior volumen, El papiro del César tendrá lugar en la irreductible aldea gala de los protagonistas, aunque también contará con numerosas escapadas a la capital del Imperio Romano. Será el vigesimotercer volumen protagonizado por César, presente en la saga desde su primer tomo, Astérix el Galo. El trazo con el que fue dibujado fue transformándose a lo largo de la serie, lo que supuso otro reto para el nuevo dibujante. “Cambió mucho según el álbum. Entre el primer y el último volumen, el tamaño del César prácticamente se multiplicó por dos. He intentado utilizar un estilo intermedio que reagrupe las cualidades de todas las épocas, para que sea reconocible para todo el mundo”, explicaba Conrad este lunes. El dibujante también ha procurado no reírse más de la cuenta de ese villano. “César siempre es representado de forma bastante respetuosa. En la época de Astérix y Cleopatra fue algo más caricaturizado, pero desde entonces Uderzo lo dibujó más digno”, afirma el nuevo ilustrador, para quien César representa “una figura histórica que debe ser respetada”.

Por su parte, Uderzo dice “no haber querido incordiar” a los nuevos responsables de la saga, pese a haberles dado alguna indicación en momentos de duda. “Les hago de brújula y a veces corrijo la posición de algún personaje. Ese es, de ahora en adelante, mi papel”, afirma el dibujante, de 88 años. El papiro del César será también el primer volumen publicado tras la reconciliación de la familia Uderzo, enfrentada en una guerra judicial desde 2007 a causa de la voluntad del visitante de vender su editorial al grupo Hachette y permitir que otros siguieran ideando nuevas aventuras para Astérix tras su muerte.

Su hija Sylvie se opuso durante meses a la transacción, que comparó con “rendirse ante el Imperio Romano”. Terminó aceptando vender sus acciones a Hachette por una cantidad estimada en 12,7 millones de euros, la misma suma que su padre había obtenido meses atrás. Pero, acto seguido, denunció al entorno de Uderzo por “abuso de debilidad”, una acusación que permite proteger a los ancianos y discapacitados en situación de debilidad psicológica. Les acusaba de haber incidido en la decisión de vender la editorial familiar. Uderzo y su esposa denunciaron, a la vez, a su hija y a su yerno por “violencia psíquica". Ambas partes llegaron a un acuerdo en septiembre de 2014.

Uderzo, hijo de inmigrantes italianos que creció en un piso sin agua corriente de la empobrecida periferia de París, contaría hoy con un patrimonio estimado en más de 30 millones de euros. Una cifra que no incluye su archivo de planchas de la saga de Astérix y Obélix. En marzo, uno de sus originales fue vendido por 150.000 euros en una subasta en París. Uderzo contaría con un millar de ellas en sus archivos personales.

El País
Álex Vicente
París, Francia
Martes 4 de agosto de 2015.

La Editorial UDLAP presentó en Profética Casa de Lectura el libro “Ciencia sin complicaciones” del catedrático de la Universidad de las Américas Puebla y Premio Estatal de Ciencia y Tecnología en la modalidad de Investigación 2013, Miguel Ángel Méndez.

La presentación estuvo a cargo del también científico Ricardo Quit, quien señaló que esta obra da por resultado una interesante propuesta de acercamiento a los impactos e interrelaciones entre la ciencia con la educación, sociedad y política, en cuanto a las maneras como entendemos y vemos los problemas de desarrollo y retraso, proximidad y lejanía, comunidad y paradigmas en ciencias y tecnología.

Por su parte, el autor señaló que debemos sembrar la semilla del gusto por hacer investigación y reflexionar que la ciencia no es tan complicada, sino que es una actividad cotidiana donde hay oportunidad para divertirse, aprender, reflexionar y crear cambios. Asimismo, hizo un llamado para que las autoridades apuesten por la investigación como una herramienta para resolver problemas, ya que la ciencia además de brindar soluciones logrará con el paso de los años convertirnos en un país competitivo.

Ciencias sin complicaciones, es por demás un libro necesario a medida que se aceleran los procesos sociopolíticos y tecno-económicos en México, y en donde las distintas visiones de comunicación y comprensión social de la ciencia son poco precisas a falta de una perspectiva de divulgación y aproximación adecuadas. Siendo de esta manera, una conversación directa, franca y clara entre autor y lector, en torno a temas y preocupaciones relevantes, como lo reconoce el prólogo del Premio Nobel de Química, Roald Hoffmann.

Ciencias sin complicaciones se encuentra de venta en Profética Casa de Lectura y en todas las librerías de prestigio del país.

Puebl@Media
Cholula, Puebla
Jueves 21 de mayo de 2015.

Página 1 de 2

 

El mundo es comprendido por el paradigma, es la forma por la cual es entendido el mundo, el hombre y por supuesto las realidades cercanas al conocimiento.

Ventana al mundo

Información reciente

Síguenos en Twitter