Leopoldo Altamirano Robles, Director General del Instituto Nacional de Astrofísica Óptica y Electrónica (INAOE), ocupa el lugar 11 en el listado de líderes más influyentes de México que anualmente publica la Revista Líderes de México, encabezando la categoría Ciencia.

Este ranking toma en cuenta a personajes influyentes en 13 categorías: ciencia, cultura, deporte, empresarios, espectáculos, internacional, líder de opinión, organizaciones civiles, poder ejecutivo, poder legislativo, poder judicial, política y profesionales.

Sobre el perfil de Altamirano Robles, se menciona su rol como evaluador en diversos comités del Conacyt y como revisor de revistas de alto impacto como Pattern Recognition Letters y Pattern Analysis and Machine Intelligence, además de ser nivel 2 del Sistema Nacional de Investigadores.

Además de lo señalado, el Dr. Altamirano se desempeñó en INAOE como Director de Desarrollo Tecnológico de 2012 a 2016, y desde hace 20 años contribuye con el sector público y privado al desarrollo de innovaciones científicas y tecnológicas para la industria naval, militar, automotriz, de energía y de servicios, esto con el objetivo de reducir la dependencia de tecnología extranjera.

Actualmente colabora con distintos actores de gobierno para propiciar políticas y estrategias que beneficien a la sociedad haciendo uso de la ciencia y la tecnología.

Otros personajes de Puebla que aparecen en este listado son: el Gobernador electo Miguel Barbosa Huerta, en el lugar 27 en la categoría poder ejecutivo; y en el número 102, el empresario José Antonio Fernández Carbajal, Presidente Ejecutivo del Consejo de Administración de Femsa.

Puebl@Media
Ciudad de Puebla
Jueves 25 de julio de 2019.


En el interés de cambiar favorablemente las condiciones ambientales del Estado de Puebla, el Instituto Nacional de Astrofísica Óptica y Electrónica (INAOE) suscribió un convenio de colaboración con la Secretaría de Medio Ambiente y de Ordenamiento Territorial de Puebla con el objetivo de promover acciones científicas y tecnológicas conjuntas encaminadas a mejorar la calidad del aire y del agua en el Estado.

Durante la pasada contingencia ambiental que fue notoria en varias entidades federativas, incluyendo a Puebla, fueron tomadas imágenes satelitales del Estado que resultaron alarmantes, señala Leopoldo Altamirano Robles, Director General del INAOE, por lo que este acuerdo resulta oportuno y necesario.

Esta alianza asume en su primera etapa, la revisión del estado y funcionamiento de las estaciones de monitoreo que miden la calidad del aire con las que ya cuenta el Estado, posteriormente científicos del INAOE les darán mantenimiento, comentó Altamirano Robles.

A mediano plazo, INAOE pretende desarrollar tecnología propia para la medición de la calidad del aire; lo ideal, apunta Altamirano Robles, sería que cada Centro de Investigación y Universidad cuente con un módulo de monitoreo, además de que se coloquen otros en puntos estratégicos a razón de poder generar diariamente un mapa completo de la calidad del aire del Estado.

Esta medición no sólo ayudará a la Secretaría a advertir contingencias ambientales, también tiene la intención de generar una propuesta de acciones específicas para su prevención. Según lo establecido en el acuerdo, durante la segunda fase del plan, INAOE realizará simulaciones de operativos para mejor del tránsito en puntos críticos, avenidas de tránsito inteligente, mejoras a la movilidad del transporte público y su tecnología por mencionar algunos, para determinar su pertinencia.

Respecto a la contaminación del agua, el Director de INAOE señala que es posible regresar al río Atoyac a un estado más puro, “es un problema no trivial que requiere el esfuerzo permanente de todas las Secretarías de los Estados por donde pasa”.  Sin embargo, a partir de la firma de este convenio, comenzarán con la estrategia regional.

Indica que el primer paso es el monitoreo para tener una medición real del nivel de contaminación del río; posteriormente es necesario identificar las principales fuentes de contaminación y buscar la forma de eliminarlas; además es primordial proteger, conservar y ayudar a que sea más eficiente el ciclo natural del agua, sembrando y cuidando flora que atraiga la humedad.

“Los niveles de contaminación que alcanzamos durante la pasada contingencia ambiental es algo que se va a repetir” subraya el Dr. Altamirano y afirma que, aunque es fundamental que individualmente los ciudadanos adopten un estilo de vida amigable con el medio ambiente, es necesario que las instituciones emprendan acciones de alto impacto. Concluye “No hay que esperar a que pase de nuevo, hay que actuar ahora”.

El INAOE, desde hace más de 6 años ha implementado acciones en su campus principal encaminadas a reducir el impacto ambiental de las actividades que realizan, recientemente distintos grupos de trabajo colaboran para hacer más eficiente el uso del agua, la electricidad, el papel, lo consumibles y la separación efectiva de residuos sólidos, lo anterior conforme a la norma ISO14001.

Puebl@Media
Puebla, México
Jueves 30 de mayo de 2019.

 

El mundo es comprendido por el paradigma, es la forma por la cual es entendido el mundo, el hombre y por supuesto las realidades cercanas al conocimiento.

Síguenos en Twitter