La Universidad de las Américas Puebla estuvo presente en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara (FIL) del 29 de noviembre al 3 de diciembre, evento donde además de la presencia de la universidad a través de la exposición de los libros que produjo, se presentaron “Seguridad Nacional en México y sus problemas estructurales” y “Finanzas para el desarrollo de México”.

Durante los nueve días que duró la feria, el público escuchó a sus autores preferidos y en este marco Gerardo Rodríguez Sánchez Lara y Miguel Hakim Simón, presentaron sus libros “Seguridad Nacional en México y sus problemas estructurales” y “Finanzas para el desarrollo de México”, respectivamente.

“Seguridad Nacional en México y sus problemas estructurales” se presentó dentro en el espacio “Conversación con los autores” en el stand de la ANUIES, el pasado 29 de noviembre. El libro es obra impresa y publicada por Editorial UDLAP y apoyado por el Colectivo de Análisis de la Seguridad con Democracia (CASEDE). El texto es de gran valor tanto para los actores como para cualquier ciudadano interesado en el tema de inseguridad, ya que hace un estudio a profundidad a través de la investigación documental y de entrevistas a funcionarios de la labor de los organismos que se encargan de mantener el orden social.

Por su parte, “Finanzas para el desarrollo de México” fue presentado el pasado 2 de diciembre en el Salón B dentro del Área Internacional, y se trata de un texto escrito por el ex encargado de Relaciones Internacionales en la administración del ex gobernador de Puebla, asesor del Banco Mundial y del Banco Interamericano de Desarrollo, vicecanciller de México y académico de la Universidad de las Américas Puebla, Miguel Hakim Simón, quien sobre su libro comentó “lo que intento con este libro es aplicar las finanzas a uno o varios objetivos, mezclando las finanzas que persiguen lucro y las que no, así como hacer el mapeo de financiamiento y promover que se empiece a enseñar en las universidades de México, las finanzas para el desarrollo”.  

La Feria Internacional del Libro de Guadalajara es la reunión editorial más importante de Iberoamérica y un extraordinario festival cultural, fue fundada hace 31 años por la Universidad de Guadalajara y se trata de un encuentro para profesionales donde el público es bienvenido, lo que la distingue del resto de las principales ferias que se realizan en el mundo. La FIL fue concebida como un festival cultural en el que la literatura es la columna vertebral, con un programa en el que participan autores de todos los continentes y diferentes lenguas, así como un espacio para la discusión académica de los grandes temas que cruzan la actualidad.

Puebl@Media
Cholula, Puebla
Lunes 4 diciembre 2017.


Jorge Volpi, Juan Villoro, Carlos Revés y Ricardo Cayuela encabezaron un homenaje que registró un lleno total

La cita para el homenaje de Fernando Savater era a las 18:30 horas, sin embargo, desde media hora antes, la fila para entrar ya se podía vislumbrar como larga, pues los lectores comenzaron a llegar al Auditorio Juan Rulfo con bastante tiempo de antelación, donde a los asistentes no les importó permanecer de pie por más de una hora.

El gesto de la audiencia era suficiente homenaje, sin embargo, Jorge Volpi, Juan Villoro, Carlos Revés y Ricardo Cayuela, se encargaron de homenajearlo con sus armas más poderosas: las palabras. Antes, Raúl Padilla dio la bienvenida a los asistentes y calificó al libro “Ética para Amador”, como el libro de filosofía más popular en lengua castellana, y a su autor, como “el gran filósofo de la libertad que hoy más que nunca debe ser escuchado”.

Igualmente, los demás autores e intelectuales mencionados, se dieron a la tarea de contar quién era Savater, por qué era merecedor de un homenaje y cuál es su relevancia actualmente. Cayuela dijo al respecto: “Es un crítico de la modernidad que va un paso adelante. Él postula luchar contra el fanatismo, pues reconoce el mal que hace todo nacionalismo, pues como él dijo ‘el nacionalismo es peligroso cuando entraña un aire de superioridad’”.

Mientras que Revés, director general de todos los sellos de Editorial Planeta, resaltó que la obra de Savater es una búsqueda de la verdad, además, que cada escrito tiene como característica al hedonismo pues “el sentido lúdico es vértebra de su obra, es decir, como filósofo ha sido un disfrutón de la filosofía, no la pone en un altar inalcanzable”.

Por su parte, Volpi y Villoro recordaron sus primeros acercamientos como lectores de Savater. El primero contó que él veía a los filósofos como personas muertas, pues le detonaban a los griegos, a los renacentistas, y más cercanamente a la actualidad, a Nietzsche, a quien “no entendía nada hasta que leí a Savater”. Villoro, no tenía esta misma idea, ya que su padre fue también filósofo, aunque diferente a Savater, pues para él, el autor español es un “mediador entre las ideas más complejas y la vida cotidiana”.

Por último, Savater se sintió tan halagado tanto que afirmó no reconocerse en las descripciones dadas: “Ellos están hablando de quien yo hubiera querido ser, me ha gustado ver a esa figura. (…) Yo hubiera querido ser yo mismo pero logrado, que es lo que ellos han descrito”.

El Informador
Guadalajara, Jalisco


La revolución cubana, liderada por Fidel Castro Ruz, favoreció a que en América Latina surgiera un orgullo por la región, una identidad diferente, que impactó en su literatura y en el boom de escritores latinoamericanos, afirmó el rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers.

Entrevistado tras la inauguración de la 30 edición de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, que este año tiene como invitado especial a América Latina, el rector dijo que una muestra de este impacto es que los literatos nobeles de esta zona del orbe obtuvieron el galardón después de la década de los sesenta.

“No es que Fidel Castro haya influido directamente en la literatura, pero a lo que sí contribuye la revolución cubana con Fidel a la cabeza, es a una identidad latinoamericana distinta, a una forma de orgullo que permitió florecieran mucho las letras. Fidel Castro fue el líder latinoamericano más importante del siglo XX”, aseveró.

Al visitar el estand de la UNAM en la Feria, el rector señaló que en el convulso mundo actual, esta casa de estudios debe formar a sus estudiantes no sólo en sus áreas disciplinarias sino también en la ética y la conciencia social, para “tener una sociedad mejor educada, que será siempre más tolerante y una mejor sociedad. En la que los momentos de crisis también sean aprovechados para crecer”.

Un elemento clave en la formación de los universitarios, prosiguió  Graue Wiechers, es la lectura, por lo cual esta casa de estudios cuenta con un programa especial para fomentarla.

En la era digital, agregó, los jóvenes utilizan más las redes sociales que les ofrecen múltiple información, pero tienden a leer menos. “La lectura permite la imaginación, la abstracción y la conceptualización; genera una mayor capacidad cognitiva que la propia información de las redes”, subrayó.

El rector recorrió los 380 metros cuadrados en los que este año la UNAM exhibe 2 mil 500 títulos, de los cuales 750 son novedades editoriales que abarcan las distintas áreas disciplinarias. Además de esta oferta editorial se llevarán a cabo 40 actividades, entre presentaciones de libros, encuentros con escritores, lecturas en voz alta, entre otros.

La Universidad Nacional se une a la FIL en la que este 2016 participan dos mil casas editoriales, de 44 países, con más de 200 mil títulos y en la que estarán presentes cerca de 300 intelectuales.

Proceso
Ciudad de México
Domingo 27 de noviembre de 2016.


El escritor rumano asegura que hoy más que nunca 'necesitamos lucidez y coraje, solidaridad y sabiduría'

Al recibir el Premio FIL de Literatura en Lenguas Romances, el escritor rumano Norman Manea habló de Bucovina, su pueblo; de las atrocidades de la Segunda Guerra Mundial, del campo de exterminio en el que fue recluido y al que sobrevivió cuando era niño; de los exilios, de las dictaduras, pero también de la literatura que lo hechizó desde muy niño y a la literatura a la que toda la vida ha estado ligado.

Ante invitados especiales que compartieron la mesa inaugural, entre ellos Mario Vargas Llosa, Premio Nobel de Literatura 2010; el escritor Fernando del Paso; José Narro Robles, secretario de Salud, en representación del Presidente de México, Enrique Peña Nieto; y Miguel Ángel Mancera, jefe de gobierno de la Ciudad de México, entre otros, Manea reafirmó su mensaje.

Luego de señalar que hoy más que nunca "necesitamos lucidez y coraje, solidaridad y sabiduría", se planteó una pregunta: "¿Dónde podemos encontrar el lugar de la cultura y la literatura bajo el asalto de la vulgaridad, el comercialismo y las maniobras políticas del mundo contemporáneo?" Y la respuesta la tenía viva y latente en la memoria del bloqueo de Leningrado y de Petrogrado o San Petesburgo, durante la Segunda Guerra Mundial.

Recordó cuando los cautivos comían ratones y gatos y perros y basura, cómo era que no podían defenderse del frío y las enfermedades pero sobrevivieron leyendo a la luz del candil y las velas a (Leon) Tolstoi y (Fedor) Dostoievsky en las viejas ediciones usadas de sus viviendas.

Manea es uno de los invitados centrales a la 30 Feria Internacional del Libro de Guadalajara y durante la ceremonia inaugural recibió el Premio, de manos del Secretario de Salud, José Narro Robles, en representación del Presidente de México.

A la cita no llegó, como se esperaba, Rafael Tovar y de Teresa, secretario de Cultura, quien siempre ha llevado la representación presidencial y no llegó, dijo Narro, por "tener que atender un asunto personal urgente".

Durante nueve días y a lo largo de 34 mil metros cuadrados, la feria que se creó en 1987 y es organizada por la Universidad de Guadalajara, espera superar los 800 mil visitantes. Ofertará más de 400 mil títulos de dos mil editoriales de 44 países en 23 lenguas distintas.

El Informador
Guadalajara, Jalisco
Sábado 26 de noviembre de 2016.


El próximo 3 de diciembre, en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, se presentará una de las obras póstumas del escritor Luis González de Alba, fallecido este 2 de octubre.

Se trata del libro “Tlatelolco, aquella tarde”, editado por Cal y Arena, sello al que cedió los derechos de su obra hace un par de meses.

Según la editorial, la presentación de este libro que el autor dejó listo será también un pretexto para recordar la obra del periodista y líder del Movimiento Estudiantil del 1968.

Además de este volumen, la editorial publicará y reeditará el próximo año otras obras del autor fallecido.

Fiscalía de Jalisco confirma suicidio de Luis González de Alba.

Los pleitos de Luis González de Alba

El escritor Luis González de Alba tuvo desencuentros a lo largo de su vida con varias personas, algunas de ellas vinculadas con la izquierda, entre otros sectores.

Una de las situaciones más conocidas fue su disputa con la escritora Elena Poniatowska, de quien, decía, fue amigo cercano cuando regresó a México, tras salir de la cárcel de Lecumberri en 1971, y pasar un año de autoexilio en Chile. Durante 26 años de amistad, sus diferencias de opinión aumentaron para pasar de la complacencia a la ira. “Poco a poco me resultó evidente su infantilización de cuanto tocara”, llegó a escribir el activista.

La polémica más conocida surgió cuando González de Alba encontró que Elena Poniatowska tergiversó en su libro La noche de Tlatelolco varias frases que alteraban su propio libro Los días y los años. Enumeró alrededor de 60 correcciones que debía hacer a la publicación la periodista. González de Alba la acusó de modificar párrafos de Los días y los años; Poniatowska no accedió al principio, hasta que recibió una denuncia formal y se vio obligada a reimprimir y modificar la obra en 1998.

González de Alba tuvo a lo largo de su trayectoria diferencias con varios sectores de la izquierda. Un episodio clave, contó él mismo en la revista Nexos se dio cuando un grupo guerrillero secuestró en 1985 a Arnoldo Martínez Verdugo, excandidato a la presidencia y último secretario general del Partido Comunista Mexicano. González de Alba renunció, en 1985, al Partido Socialista Unificado de México (PSUM), pues no creía que el comunicado emitido por este partido fuera preciso acerca de las condiciones del secuestro.

El escritor también criticó al subcomandante Marcos, líder del Ejercito Zapatista de Liberación Nacional, y lo llamó “farsante, patán e imbécil.

Desde sus columnas periodísticas en 2015, en repetidas ocasiones, habló de los padres de los 43 estudiantes de la Normal Rural Isidro Burgos de Ayotzinapa. Llegó a decir que ya no daban lástima y que “deberían tener un ladrillo en la cabeza para salir a buscar a sus hijos”.

El 30 de enero de 2015 agregó que los jóvenes no eran sino muchachos pobres caídos en el sistema de las normales rurales, “donde aprenden que entre sus derechos de pobres está el pillaje menor”.

Una vez que los padres de familia llegaron a Ginebra para exponer su caso ante la ONU, escribió el 6 de febrero de 2015: “Los mexicanos que en estos años de crimen desbordado hemos perdido seres queridos, familiares cercanos, somos varias decenas de miles. Y todos merecemos boleto de avión, hotel y comidas para ir a presentar nuestra queja a Ginebra”.

Dijo además que “los padres se niegan a ver las evidencias porque eso implica volver a la milpa, al trabajo: se acabaron las caravanas de autobuses de primera clase, los hoteles, las recepciones como héroes”.

Tuvo reclamos directos a la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE); a sus miembros en febrero de 2016 los describió como “caciques corruptos”.

En julio pasado se refirió a Andrés Manuel López Obrador, de quien dijo se inscribió al PRI después de la amenaza de Gustavo Díaz Ordaz del 1 de septiembre de 1968: "Hemos sido tolerantes hasta extremos criticables (...)". Dijo que ese hecho “no tiene ni tendrá jamás explicación para esa vileza. Dueño del Jordán que limpia a los priistas, se siente absuelto sin confesión previa”.

El Universal
Ciudad de México
Miércoles 5 de octubre de 2016.

 
Su libro, “La compañía de las liendres”, será presentado en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara
 
El escritor Pedro J. Acuña fue elegido ganador del XV Concurso Nacional de Cuento “Juan José Arreola”, dotado con cien mil pesos y que incluye la publicación de la obra ganadora; el concurso es organizado por el Centro Universitario del Sur (CUSur), con sede en Ciudad Guzmán y Cultura UDG.
 
Acuña resultó elegido por la serie de cuentos La compañía de las liendres, una obra “de gran factura estilística” que toca temas “de una realidad convulsa” sin caer en los lugares comunes, consideró el presidente del jurado, escritor Rogelio Guedea, durante la rueda de prensa realizada en el CUSur para anunciar los resultados.
 
Guedea, en representación de los jurados Cecilia Eudave y Luis Armenta Malpica, afirmó que el trabajo seleccionado denota el germen de vocación en el oficio de la escritura de Acuña, un joven narrador nacido en Chihuahua pero radicado en la Ciudad de México.
 
En enlace telefónico, Acuña afirmó que comenzó a trabajar en esta obra desde 2012 con la idea de traer a la literatura el “horror corporal”, un estilo que caracteriza al director de cine David Cronenberg, de quien el cuentista se declara admirador.
 
En la crudeza de sus relatos, Acuña dijo que buscó alejarse de la autocensura y la corrección política y apostar por una propuesta estética basada en frases cortas y concisas, que tomaran historias de la realidad.
 
El Rector del CUSur, doctor Ricardo Xicoténcatl García Cauzor, dijo que en sus 15 años de existencia este premio ha servido para motivar la creación de nuevos talentos en la narrativa breve y dar vocación cultural y artística a esta región.
 
La representante de vinculación con la Red de Cultura UDG, licenciada Julia Adriana González Ávalos, dijo que este año incrementó 25 por ciento el número de trabajos recibidos, en comparación con 2015. Para esta edición se registraron 160 propuestas, 36 de mujeres y 124 de hombres, provenientes de 25 estados de la república.
 
La Editorial Universitaria de la UdeG publicará la obra del ganador, que será presentada en el marco de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara.

Puebl@Media
Guadalajara, Jalisco
Viernes 9 de septiembre de 2016.


Ciudad de México. - La 31 edición de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara ya tiene invitada de honor: Se trata de la ciudad de Madrid.

El anuncio se hizo este viernes en la capital española en una ceremonia en la que estuvo presente la alcaldesa madrileña Manuela Carmena Castrillo, el presidente de la FIL, Raúl Padilla López, y la embajadora de México en España, Roberta Lajous Vargas, entre otros invitados.

La alcaldesa madrileña agradeció el gesto y refirió que “los libros han salvado personas, los libros han permitido que se aglutinen ideas, que se aglutinen acciones, cambios, son una llave imprescindible para cambiar el mundo, para mejorarlo. Y en ese sentido, expresamos un enorme agradecimiento a México donde, durante la época del franquismo, se mantuvo un maravilloso vínculo a través de los libros”.

A su vez, Padilla López sostuvo que la presencia de Madrid en la Feria será una oportunidad para el reencuentro y una “aventura emocionante con la que nuestra Feria comenzará una nueva etapa”.

Si la FIL es una feria de ferias, añadió, Madrid es una ciudad de ciudades, “por lo que será un enorme placer recibirla en 2017 y ser testigos de su complejidad y pujanza cultural. Todos los hispanohablantes hemos abrevado de la literatura española, con Madrid como crisol de esta gran cultura”.

La edición 31 de la FIL Guadalajara, con Madrid como Invitada de Honor, se celebrará del 25 de noviembre al 3 de diciembre del año próximo.

Madrid participará con un amplio programa que comprenderá una línea literaria con la participación de destacados autores, otra dedicada a los editores madrileños, una tercera a los profesionales de la cadena del libro: bibliotecarios, ilustradores, diseñadores, promotores de lectura, traductores y agentes literarios, y otra en la que se dará cabida a la representación artística y cultural de la región.

Proceso
Ciudad de México
Viernes 10 de junio de 2016.

"Los homenajes tienen una desventaja, y es que llegan con la edad", dijo el historiador

El historiador francés y mexicano honorario Jean Meyer fue agasajado el martes en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara con una mezcla perfecta entre el pasado universal, el pasado de México y sus propias memorias.

"Los homenajes tienen una desventaja, y es que llegan con la edad", dijo Meyer al agradecer al grupo de ponentes reunidos para exaltar su contribución a la historiografía.

"Es muy triste llegar a viejo, pero es más triste no llegar", dijo Meyer citando al investigador mexicano José Ramírez Flores.

El viernes Meyer recibirá un doctorado honoris causa otorgado por la Universidad de Guadalajara, organizadora del homenaje en la FIL.

Meyer (Niza, 1942) llegó a México en la década de 1960 para investigar el levantamiento de los Cristeros ocurrido 40 años antes, un conflicto armado originado por la prohibición de las autoridades mexicanas para que los fieles católicos realizaran cualquier tipo de actividad religiosa que interviniera con actos civiles, como bodas, bautizos o entierros.

Desconocía además la autoridad jurídica de la Iglesia Católica para la adquisición y administración de propiedades, o para impartir enseñanza religiosa. El conflicto es conocido también como Guerra de los Cristeros o la Cristiada, como se titula el libro representativo de Meyer sobre el tema.

"La palabra cristiada no existe en el diccionario de la Real Academia Española", dijo Meyer. "La palabra cristiada ha sido impuesta por la vox populi".

Meyer relató que después de la publicación de "La cristiada" en 1973 tuvo que regresar a Francia porque no tenía autorización para estar en el país, pero recibió una carta con 300 firmas de veteranos cristeros.

"Me daban las gracias por el libro que levantaba la loza que imponía el silencio sobre la cristiada y me declaraban, además de hermanito de los cristeros, como mexicano de honor", dijo Meyer.

"Tuve la suerte dos años después de empezar a vivir con una mexicana y de poder adquirir rápidamente la ciudadanía", agregó el autor sobre su segunda esposa Beatriz Rojas, con quien tuvo a sus hijos Pablo, Matías y Marina.

Meyer ha investigado sobre la historia agraria y la Revolución de México, pero también de Rusia, el siglo XVII e incluso del antisemitismo europeo. Actualmente es catedrático del CIDE, fundador de la revista de historia ISTOR, miembro de la Academia Mexicana de la Historia y miembro honorario de la Academia Mexicana de la Lengua [4].

En el homenaje, organizado a manera de ponencias con temática libre, también participaron el autor David Miklos, el historiador César Moheno, el historiador Aristarco Regalado, la editora Verónica Flores, el autor Adolfo Castañón, la historiadora Clara García, el historiador Juan González y de manera remota el historiador Mauricio Tenorio.

Todos dijeron que Meyer les pidió expresamente que no hablaran de él durante su participación, pero varios rompieron la regla.

"En las páginas de Jean Meyer existe una permanente e inédita forma de encender las locomotoras del pensamiento, leyendo sus historias se intensifica el sentimiento de estar vivo", dijo Moheno.

"Creo ser su amigo porque soy amigo de lo que suscita su amistad y le he prestado muchos libros. Me los ha devuelto todos, envueltos en la luz serena de su lectura", dijo Castañón.

AP
Guadalajara, Jalisco
Martes 1 de diciembre de 2015.

El autor de “Versos satánicos” regresa a la FIL tras 20 años de ausencia

La Feria Internacional del Libro (FIL) de Guadalajara entregó hoy aquí la Medalla Carlos Fuentes al escritor y ensayista británico Salman Rushdie (1947), en la apertura de las actividades del Salón Literario.

Fue la periodista Silvia Lemus, viuda del autor de obras como “La muerte de Artemio Cruz” o “La región más transparente”, quien colocó la citada presea al escritor nacido en la ciudad de Bombay, quien regresa a la FIL de Guadalajara tras 20 años de ausencia.

Se trata de la segunda ocasión que Rushdie está en la FIL, la cual visitó por primera vez en 1995, cuando fue presentado por el escritor mexicano Carlos Fuentes, con quien el autor británico la pasó muy bien.

Al tomar la palabra, el autor expresó su beneplácito por regresar a tierra tapatía, al tiempo que ofreció un discurso sobre realismo mágico y dio una pequeña probadita de lo que será la presentación de su nueva novela “Dos años, ocho meses y veintiocho noches”, el próximo 1 de diciembre.

“La pasamos muy bien en Guadalajara hace 20 años, Carlos, William Styron y yo, y mi recuerdo de ese momento es muy vivido, si bien un poco nublado, por la cantidad de tequila que bebimos”, señaló.

El escritor habló también del material en que se basó para la publicación de su libro antes mencionado, no sin antes ofrecer párrafos del prólogo de Josef Anton, acerca de los cuentos que su padre solía contarle del Medio Oriente.

Enseguida, el autor de “Hijos de la medianoche” dijo que “contaba y recontaba historias de Sherezada y las mil y una noches, historias en contra de la muerte, a fin de probar la capacidad de las historias para civilizar y sobreponerse incluso a los asesinos de los tiranos y las fábulas de animales de pancha tantra y las maravillas que se vertían como una cascada de la catarit zaga, el océano de donde fluían las historias, la de las héroes poderosos”.

Más tarde, Rushdie aseguró que el hombre es la única criatura que cuenta historias para entender qué tipo de criatura es, las historias fueron su derecho de nacimiento y nadie se lo podía quitar.

“Con esto termino la cita de mi memoria Anton; antes de que hubiera libros, había historias y primero las historias no eran escritas, a veces eran cantadas, los niños antes de que nacieran sus padres les cantaban canciones, acerca de por ejemplo, huevos que caían de paredes o de un niño y una niña que subían por una colina y caían rodando”, señaló.

Relató que los niños se enamoran de las historia de manera fácil, las viven y juegan con atacar castillos, conquistar naciones, navegar en el mar azul, y sueñan en la noche con dragones; según él, todos los niños son cuentacuentos, hacen historias y reciben historias.

Más adelante, Rushdie también habló sobre el enamorarse de las historias y los libros y mencionó que “nos enamoramos de ellos, porque nos convierten en quienes somos”.

“Enamorarse de un libro o historia, nos cambia de alguna manera, y ese cuento del que nos enamoramos, se convierte en parte de nuestra imagen del mundo, en parte de la manera en que entendemos las cosas, y parte de la manera como juzgamos la vida y las opciones que tomamos en ella”, dijo.

Tras recordar su niñez y el lugar en que nació, la ciudad de Bombay, el autor refirió que las historias de los libros en aquel entonces, “parecían como verdaderos cuentos de maravilla”.

“La reina de las nieves de Hans Christian Andersen que rompe un espejo mágico que entra a los torrentes sanguíneos de la gente y convierte sus corazones en hielo, me parecía más aterradora, a un niño que como yo que vivía en el trópico, donde el único hielo que había visto estaba en el refrigerador, o el cuento de las nuevas ropas del emperador, me parecía disfrutable cuando crecí luego de que el imperio británico dejó de contarnos como sus súbditos”, dijo.

Tras hacer un recorrido sobre cuentos e historias de su natal Bombay referentes a Ganesha, alusivas al realismo mágico y otras más sobre caballeros medievales, Rushdie señaló que vivimos en una era de no ficción.

“Toda casa de edición te diría esa, pero hablo de ficción sería, y del otro tipo; en el otro tipo de ficción sigue viva, siempre aparece la penumbra, la gente juega juegos del hambre, y Leonardo da Vinci es un código.

“Sin embargo, la ficción seria es de Elena Ferrante, es una ficción muy cercana, idéntica a la experiencia personal del autor y muy lejana de la magia”, dijo.

Consideró que la tradición realista está destinada a una interminable repetición y agregó que “si buscamos innovación, lo nuevo, debemos girar hacia el irrealismo y su manera de abordar la vida”.

“Los cuentos de mi niñez, me dijeron que ese abordaje era posible, pero también que existía una infinidad de posibilidades y que todas eran divertidas”, comentó.

El autor destacó que hoy varios de los autores jóvenes de realismo, “parecen iniciar con el mantra, escriben sobre lo que conocen, y es un mantra que tienen detrás de sus escritores, pero como alguien que ha experimentado las clases de escritura creativa, sabe que hay mucho de esa angustia adolescente”.

El autor recomendó además a jóvenes autores no escribir sobre lo que les parece interesante, sino sobre lo que no conocen y expresó que “la ficción es ficcional y trata de inventar cosas”.

“Todos somos criaturas que soñamos y soñamos en papel y si resulta que escribes algo así como ‘Los Juegos del Hambre' destrózalo y ten un mejor sueño”, concluyó.

El estilo de Rushdie ha sido comparado con el realismo mágico latinoamericano, y la mayor parte de sus obras de ficción están ambientadas en India.

Notimex
Manuel Bello Hernández / Enviado
Guadalajara, Jalisco, México
Domingo 29 de noviembre de 2015.

Perla Suez resultó ganadora, por unanimidad, del XXIII Premio de Literatura Sor Juana Inés de la Cruz.

Por la novela El país del diablo, la argentina Perla Suez resultó ganadora, por unanimidad, del XXIII Premio de Literatura Sor Juana Inés de la Cruz, otorgado en el marco de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, en reconocimiento a una novela "que constituye la recuperación de la memoria", de acuerdo con el acta del jurado.

"Es un premio maravilloso. Es un orgullo, un honor, estoy con escalofríos de sólo pensar que lo he ganado, sobre todo por la seriedad del jurado, por lo que significa para mí la Feria Internacional del Libro de Guadalajara. Es un premio que me conmueve", expresa Suez sobre el reconocimiento que recibirá el 2 de diciembre próximo, en la FIL Guadalajara.

El jurado, integrado por los mexicanos Martha Cerda, Eduardo Antonio Parra y Antonio Ortuño, decidió por unanimidad otorgar este Premio a El país del diablo por considerar que se trata de una novela "que presenta un universo poco transitado en la narrativa de su país, Argentina. Constituye una recuperación de la memoria, que redunda en un acto de justicia ante cuestiones tal vez olvidadas por ciertos grupos de la sociedad latinoamericana; y porque consigue la construcción de un estilo narrativo en el que la sutileza, la alusión y la síntesis despliegan una historia de contenidos en apariencia etéreos, pero brutalmente concretos".

El país del diablo es un "western patagónico" protagonizado por una niña mapuche y cinco hombres blancos durante la conquista del desierto. "Así le decía el gobierno oficial del general Roca, presidente de la república Argentina de fines del siglo XIX, a la tierra de la Patagonia donde habitaban los indios araucanos, llamados mapuches, y él decía que había que terminar con el país del diablo, había que exterminarlos".

"Yo misma soy nieta de europeos, y el general Roca fue quien les dio un lugar para habitar, donde mis abuelos pudieron hacer su vida, mis padres pudieron estudiar. Sin embargo, pude criticar el que los mataran para darles las tierras a mis ancestros. Argentina hubiera sido un país muchísimo más maravilloso con la multiplicidad de culturas. En este momento del mundo tan terrible donde se ven masas humanas buscando dónde vivir. Ese dolor yo lo tenía que contar".

Perla Suez fue fundadora y directora del Centro de Difusión e Investigación de Literatura Infantil y Juvenil y de la revista Piedra Libre. En 2006 se editó la Trilogía Entre Ríos, en donde se reunieron tres de sus novelas: Letargo (2000), finalista del Premio Rómulo Gallegos, El arresto (2001) y Complot (2004). En 2007 la autora ganó la beca Guggenheim, con la novela La pasajera.

Sus obras han sido traducidas al inglés, italiano, serbio y francés. Posee una vasta obra de libros para jóvenes y niños por los que ha recibido, entre otros premios, la Mención Especial del Premio de Literatura Infantil José Martí, el White Ravens y el Premio Octogonal de París. Su más reciente novela, Humo rojo (2012), fue finalista del Premio Rómulo Gallegos 2013 y recibió el primer Premio Nacional de Novela de Argentina.

Milenio
Ciudad de México
Miércoles 4 de noviembre de 2015.

Página 1 de 2

 

El mundo es comprendido por el paradigma, es la forma por la cual es entendido el mundo, el hombre y por supuesto las realidades cercanas al conocimiento.

Información reciente

Síguenos en Twitter