•    Frente a la diversidad de condiciones económicas, territoriales, culturales y laborales del mundo actual, requerimos derechos adicionales para una sociedad más justa, dijo el rector de la UNAM


Los derechos sociales nacen de reconocer la desigualdad de las condiciones entre los individuos, y su objetivo debe ser procurar la equidad, afirmó el rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers, durante su participación en el I Congreso Internacional de la Unión Iberoamericana de Universidades y de las Cortes Supremas y Constitucionales de Iberoamérica, que se realiza en Madrid, España.

Esta reunión de universidades y de las supremas cortes es un esfuerzo importante, pues es un espacio necesario para discutir nuestros derechos sociales y elaborar propuestas que permitan renovarlos en tiempos en los que el contexto global nos obliga permanentemente a ello, resaltó.

La humanidad ha avanzado en el reconocimiento y procuración de los derechos y libertades de los individuos, pero éstos no podrán ejercerse cabalmente si no establecemos que frente a la diversidad de condiciones económicas, territoriales, culturales y laborales del mundo actual, requerimos de derechos adicionales que garanticen la equidad de condiciones para una mejor convivencia, expresó el rector.

La conquista de los derechos, sean individuales o sociales, con frecuencia encuentra sus cimientos en momentos de fuertes cambios, como los que vivimos ahora. Así ha sido a lo largo de la historia: los tiempos de crisis originan que las sociedades se replanteen las formas de convivencia que las rigen.

Graue Wiechers recordó que en México, la larga y cruenta lucha de nuestra Revolución, a inicios del siglo pasado, sentó las bases para la conformación del Estado y la consolidación de muchos de nuestros valores. De ahí que los derechos a la educación, salud, vivienda, empleo y alimentación constituyan un cuerpo de facultades sociales a las que debemos aspirar todos, además de vigilar su cabal cumplimiento, concluyó.

Puebl@Media
Ciudad de México
Jueves 18 de mayo de 2017.


•    Sin los apoyos adecuados y permanentes a lo largo de este sexenio, el sector científico, tecnológico y de innovación no podrá ser la palanca del crecimiento económico del país, sostuvo el rector de la UNAM
•    Las instituciones de educación superior públicas empezarán a levantar la voz para exigir que el siguiente ejercicio presupuestal de 2018 contenga los recursos suficientes para que este sector crezca

El rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers, afirmó que no pueden volver a presentarse recortes como el del 23 por ciento que sufrió este año el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), pues el conocimiento científico es estratégico para el desarrollo del país y para alcanzar su independencia económica y política.

“Hay que decirlo con toda claridad: esto no puede volver a suceder, México no puede darse ese lujo. El financiamiento público a la ciencia, la tecnología y la innovación debe tener una estrategia clara y definida de crecimiento, que permita planteamientos de investigación, desarrollo tecnológico e innovación a mediano y largo plazos”, sostuvo.

Durante la firma de un convenio de colaboración con el Instituto Nacional de Ciencias Matemáticas y sus Interacciones, de Francia, dirigido por Christoph Sorger, y con el titular del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), Enrique Cabrero Mendoza, para poner en marcha la Unidad Mixta Internacional (UMI) “Laboratorio Solomon Lefschetz”, subrayó que este sector requiere de políticas públicas de larga duración para su consolidación.

Por ello, dijo, las instituciones de educación superior públicas empezarán a levantar la voz para exigir que en el siguiente ejercicio presupuestal haya recursos suficientes que permitan el crecimiento de este sector y que se mantengan las becas para los estudiantes del Programa Nacional de Posgrados de Calidad (PNPC).

Esta UMI, que tendrá sus instalaciones en el Instituto de Matemáticas, unidad Cuernavaca, es ejemplo de estos largos procesos en la ciencia para consolidarse, pues los trabajos para su establecimiento iniciaron desde 2009.

Graue Wiechers indicó que si continúan las disminuciones presupuestales en ciencia básica, aplicada, de investigación, en ciencias sociales o en las artes, el país estará condenado a una dependencia de aquellas naciones que sí invierten en la generación de conocimientos y aplican los mismos para solucionar los problemas que las sociedades enfrentan.

“Si la formación de nuevas generaciones de científicos se reduce, si los presupuestos destinados a ciencia, tecnología e innovación no sólo no aumentan, si no que decrecen, México no podrá fincar las bases para que las condiciones de desarrollo humano mejoren y nuestra capacidad de competir e innovar crezca con la potencialidad que el país merece y puede lograr”, agregó.

La comunidad científica y académica, añadió Graue Wiechers, vio con inicial satisfacción que el plan de desarrollo para este rubro planteara un aumento anual del 0.1 por ciento del producto interno bruto (PIB), pues la meta era alcanzar, para fines del sexenio, al menos el 1 por ciento.

El año pasado, apenas con el 0.54 por ciento, este objetivo se veía aún lejano, pero con el recorte presupuestal del 23 por ciento al Conacyt en este 2017, generará consecuencias serias y un impacto negativo en las aspiraciones planteadas.

El rector reconoció los esfuerzos de este organismo para mantener programas prioritarios relacionados con los Fondos Mixtos, los Fondos Regionales, Centros de Investigación, cátedras y becas para los alumnos inscritos en el PNPC.

“No puede ser posible que se limite el crecimiento y preparación de estudiantes de gran calidad. México los necesita y ellos necesitan de México para la continuidad de su formación, pues en gran medida está en ellos el futuro de un país educado, sustentable, desarrollado e innovador”, subrayó.

Sin el apoyo económico adecuado y permanente a lo largo de este sexenio, y los entrantes, no habrá la posibilidad de que el sector de ciencia, tecnología e innovación se convierta en palanca real del desarrollo y contribuya sustantivamente al crecimiento económico y social de la nación, expuso.

En su oportunidad, Cabrero Mendoza señaló que el Conacyt trabaja porque México transite hacia la economía del conocimiento, y afirmó que este año se atenderá toda la demanda de becas del PNPC, y los estudiantes las recibirán de manera retroactiva.

Con la colaboración estrecha de la UNAM y otras instituciones de educación superior, se logró la compensación, concluyó.

En el evento se firmaron otros dos convenios. Uno entre el Conacyt y el Centro Nacional para la Investigación Científica de Francia, y otro más, entre el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav) del Instituto Politécnico Nacional y el organismo francés.

Puebl@Media
Ciudad de México
Martes 25 de abril de 2017.


Las constituciones no son obras acabadas: están en constante evolución, como las sociedades, dijo el rector de la UNAM

Una Constitución, en tanto que reúne los preceptos que rigen los destinos de un pueblo, debe ser clara, precisa y cercana a los ciudadanos para que la hagamos nuestra, la recordemos y la defendamos, afirmó el rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers.

“Debe ser el símbolo jurídico al cual adherirnos para poder vivir en paz y progresar”, aseveró al inaugurar el XIII Congreso Iberoamericano de Derecho Constitucional, efectuado en el marco del centenario de nuestra Carta Magna.

Recoge las transformaciones históricas, los anhelos de justicia y equidad, las aspiraciones de una convivencia armónica y el progreso social de una nación. Por eso su historia es similar a la de una universidad: una historia de transformaciones, resaltó.

En el Palacio de Minería y ante representantes de diferentes poderes del Estado, expuso que, como los pueblos y las sociedades, las constituciones están en continua evolución; los entramados sociales requieren expresarse y satisfacer en letra escrita sus ideales y nuevas aspiraciones. “No son, por lo tanto, obras acabadas”, añadió Graue Wiechers.

Asimismo, señaló que nuestra Carta Magna se ha venido haciendo extensa, compleja, confusa, farragosa y, en ocasiones, contradictoria. Reconoció que no debe ser fácil la tarea de los legisladores de sintetizar y plasmar lo acordado en forma asertiva, sin dejar lugar a dudas y, además, hacerlo entendible para la ciudadanía.

“Se ha dicho, y coincido, que un texto constitucional es el sitio en donde la palabra escrita tiene el mayor valor cultural y la mayor trascendencia social”, expuso el rector.

Finalmente, se congratuló porque los debates que se den en uno de los recintos más emblemáticos de la UNAM invitarán a cuestionar la función de las constituciones de Iberoamérica y compartir experiencias que permitan mejorar la comprensión de nuestras respectivas leyes supremas.

En la inauguración del congreso participaron también el director del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, Pedro Salazar Ugarte, así como el presidente y el secretario Ejecutivo del Instituto Iberoamericano de Derecho Constitucional, Diego Valadés y Domingo García Belaúnde, respectivamente.
 
También, el ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Luis María Aguilar Morales; el presidente de la Mesa Directiva del Senado de la República, Pablo Escudero Morales; la magistrada presidenta del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, Janine Madeline Otálora Malassis; el presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, Luis Raúl González Pérez; y el consejero presidente del Instituto Nacional Electoral, Lorenzo Córdova Vianello.

Puebl@Media
Ciudad de México
Miércoles 1 de febrero de 2017.


Ante la crisis que implica la llegada de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos, México debe asumir posiciones “propositivas, replantear su rumbo de desarrollo y reinventarse”, afirmó el rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers.

“Esta crisis debe ayudarnos a ser un país más justo, equitativo, tolerante y con un nuevo curso de desarrollo”, dijo, durante la inauguración del Seminario Grupo Nuevo Curso de Desarrollo En Defensa del Interés Nacional.

Si Trump deporta connacionales, señaló, se deben encontrar las mejores soluciones para aprovechar su capacidad de trabajo, y si expulsa a los estudiantes mexicanos, “recibámoslos en las universidades nacionales”, pidió en el Auditorio Jesús Silva Herzog, del Posgrado de la Facultad de Economía.

Y siguió:

“Si ignora a China, aprovechemos la cuenca del Pacífico como un socio creciente en nuestra economía y si está empeñado en construir su nuevo orden policiaco mundial, aprovechemos su distanciamiento de Europa para crecer en nuestras exportaciones”.

Asimismo, planteó que si Trump se empeña en detener la economía nacional, México debe hacer crecer en forma urgente el mercado interno y mejorar el salario de los trabajadores.

El Tratado de Libre Comercio y los tratados multilaterales, señaló el rector, son para Trump los responsables de los “males norteamericanos” y su meta es doblegarlos y comerciar con ellos a su entera satisfacción.

“La escalada ya ha iniciado y representa una seria desestabilización para la inversión y el comercio que ya ha comenzado a afectar nuestra economía”, apuntó.

Graue calificó la actitud y propuestas de Trump como “una seria amenaza” a los derechos humanos, a la dignidad personal y colectiva de los migrantes por su condición laboral, su acceso a la salud, la educación e incluso su integridad personal ante las crecientes muestras de discriminación y racismo.

Graue consideró que el panorama global es incierto y que tal vez estamos al final de un ciclo económico que generó la globalización desenfrenada, la desigualdad y dio lugar a que ciertos países se abrigaran en un nacionalismo chauvinista el cual se creía había desaparecido.

Eso permitió que “un extraño narcisista, racista y xenófobo”, fuera electo, por poco menos del 50% de la población estadunidense que ignora el cambio climático, se siente desprotegido del sueño americano, ignora la pobreza, teme a la diversidad y desconfía de las razas broncíneas y asiáticas.

“Ese 50% lo escuchó y confió en quien hizo de nuestra denostación su campaña electoral”, subrayó.

En tanto, abundó, en México los problemas estructurales como la violencia, la desigualdad, la corrupción y la desconfianza de los ciudadanos en las clases políticas se han agravado.

“La incidencia nacional de la pobreza va al alza desde hace ocho años; la vulnerabilidad afecta a casi el 80% de la población, y la precariedad del mercado de trabajo ha propiciado un índice de pobreza laboral superior al 40%.

“Las manifestaciones de descontento frente al gasolinazo no sólo responden a un rechazo a la alza de los precios, sino que demuestran un hartazgo de la ciudadanía que no siente que sus intereses estén siendo cumplidos”, señaló Graue.

Presente en el evento, Cuauhtémoc Cárdenas, presidente del Centro Lázaro Cárdenas y Amalia Solórzano, reiteró que ante las amenazas de Trump el gobierno mexicano sólo ha tenido tímidas respuestas y una actitud de sometimiento y aceptación.

Ante ello, señaló que “es urgente cambiar el rumbo de nuestro desarrollo. Nuestro país no puede seguir con este modelo de exclusión social, de concentración de la riqueza en unos cuantos, de entregar nuestros recursos naturales a intereses ajenos y cuyas repercusiones serían muy graves en el presente y en el futuro”, aseveró.

El Grupo Nuevo Curso de Desarrollo, de la UNAM, presentó un primer documento, pero el rector llamó a que los universitarios de todo el país participen en la elaboración de la mejor de las versiones de esta coyuntura histórica, que permita construir una real alternativa para el país.

Proceso
Ciudad de México
Miércoles 18 de enero de 2017.


El rector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Enrique Graue Wiechers, aseguró que la educación es la herramienta más poderosa de la humanidad, y como tal debe adaptarse para ayudar a resolver problemas apremiantes, entre ellos la desigualdad económica, los fanatismos, y la intolerancia cultural y religiosa.

“Es necesario dar a la educación una perspectiva internacional, con una orientación humanista, que fomente la sustentabilidad y la tolerancia”, afirmó Graue al dictar una conferencia magistral en la Universidad Mohammed V de Rabat, Marruecos.

En un comunicado, la UNAM precisó que ante estudiantes y maestros de esa institución académica, Graue expuso que esa tarea no sólo corresponde a las universidades, sino también a los organismos internacionales, la sociedad civil, el sector privado y los gobiernos, a fin de formar a los jóvenes en la convivencia pacífica y tolerante, a favor del respeto y la dignidad humana, la igualdad de derechos y justicia social, la solidaridad internacional y la responsabilidad compartida.

“Nuestro compromiso debe estar fincado en estrategias que respondan a demandas presentes sin comprometer las necesidades de futuras generaciones”, aseguró.

Durante la conferencia “Función social de la universidad en los países emergentes y la ventana de oportunidad que ofrece la cooperación académica México-Marruecos”, el rector Graue ofreció datos de la UNESCO que señalan que, si los estudiantes de países de bajos ingresos terminaran su escolaridad con habilidades básicas de lectura, la pobreza mundial podría reducirse en 12%. Y si la población con educación secundaria incrementara en un 10%, el riesgo de guerra se reduciría en un 3%.

“En un sentido enfáticamente literal, la educación salva vidas. Los hijos de madres educadas, por ejemplo, tienen una probabilidad más alta de ser vacunados y más baja de sufrir malnutrición. Y los beneficios de la educación se manifiestan en todas las escalas: cada año de escolaridad incrementa las ganancias de un individuo en un 10%, y en general eleva el Producto Interno Bruto (PIB) de un país en un 0.37%”, añadió.

Tras exponer la relevancia de la UNAM en la historia y la educación superior de México, el rector también apuntó que la nación tiene como reto ampliar la matrícula en ese nivel. En los próximos dos años, prosiguió, se requiere abrir 250 mil nuevos lugares al año, para alcanzar la cobertura al 40%.

Explicó, asimismo, que México y Marruecos tienen problemas análogos y aspiraciones conjuntas. Marruecos tiene una expectativa de escolaridad de 11.6 años, pero debe mejorar la tasa bruta de matriculación en la educación terciaria, de 16%, ya que en los países árabes alcanza el 29%.

“Nuestras instituciones, públicas y gratuitas, deben ejercer su voluntad de fomentar una cooperación académica. Esperemos que con el tiempo las iniciativas se multipliquen, para continuar demostrando cómo el diálogo sur-sur puede contribuir a generar vínculos importantes y enfrentar problemas”, expresó.

Graue Wiechers llamó a trabajar juntos de manera institucional, nacional y global, para progresar y buscar el enriquecimiento cultural, político, económico, civil y humano. “Continuemos afianzando cada vez más los vínculos que nos unen en el mundo que vivimos hoy”, concluyó.

Proceso
Ciudad de México
Miércoles 4 de enero de 2017.


En México es importante fortalecer la investigación en equidad de género, por lo cual la UNAM transformará su Programa Universitario de Estudios de Género (PUEG) en Centro de Investigaciones y Estudios de Género, anunció el rector Enrique Graue Wiechers.

Desde este centro se harán propuestas a las distintas instituciones de educación superior y a la sociedad, para avanzar en la materia.

“Hemos avanzado mucho en equidad de género en la Universidad en los últimos años, a través del Programa. Llegó el momento de robustecer la investigación. La transformación obedece a ello”, dijo en entrevista previa a la última sesión del año del Consejo Universitario.

El rector calificó como un acto de violencia inaceptable el ataque que sufrió en días pasados la senadora Ana Gabriela Guevara, y se pronunció porque se haga justicia y se castigue a los responsables.

Graue Wiechers también expresó que el escenario económico complicado que se espera para 2017 tendrá que enfrentarse con inteligencia y valor. La UNAM, agregó, ha formado grupos académicos que trabajen en propuestas, en temas importantes como la educación, energía, comercio y relaciones internacionales.

A pregunta expresa de si debe preocupar la elección de Donald Trump en Estados Unidos, respondió que será un reto importante para el país.

Asimismo, anunció que mantendrán comunicación con universidades norteamericanas para estar al pendiente de la situación de estudiantes mexicanos en la Unión Americana.

Puebl@Media
Ciudad de México
Jueves 15 de diciembre de 2016.


El también escritor se desempeñó hasta ayer como director general del Festival Internacional Cervantin


El rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers, designó hoy y dio posesión a Jorge Volpi Escalante como nuevo coordinador de Difusión Cultural de esta casa de estudios, en sustitución de María Teresa Uriarte.

En un acto efectuado en la Torre de Rectoría, Graue Wiechers reconoció el trabajo de Teresa Uriarte, cuya prioridad fue acercar la cultura a los jóvenes. “Lo hizo extraordinariamente bien. Difusión Cultural estuvo presente en todos los planteles”, destacó.

Por su parte, ante la presencia de los titulares de las áreas que conforman la Coordinación, Uriarte agradeció al rector permitirle ser parte de su equipo en el primer año de gestión, lo que garantizó la continuidad de los diferentes programas culturales.

Volpi, quien hasta ayer se desempeñaba como director general del Festival Internacional Cervantino, expresó que “frente a los tiempos aciagos que se viven, buscará junto con su equipo imaginar futuros mejores desde la cultura y el arte”.

En la UNAM, a partir del conocimiento, la cultura y los jóvenes que forma, se pueda dar luz al país, agregó.

Entre los pendientes que hereda la administración de Uriarte, se encuentra el inminente cierre del Seminario del Taller Coreográfico de la UNAM y el Centro de Extensión Académica que crearán en su lugar y la polémica sobre el edificio H que altera el paisaje del Espacio Escultórico.

Mientras que la dirección del Cervantino quedará vacante, aunque formará parte de una de las nuevas doce direcciones de la Secretaría de Cultura, llamada Dirección General de Promoción y Festivales Culturales.

Jorge Volpi es licenciado en Derecho, maestro en Letras Mexicanas por la UNAM y doctor en Filología Hispánica por la Universidad de Salamanca. Ha sido profesor en las universidades de Emory, Las Américas de Puebla, Cornell, Católica de Chile y Princeton; desde 2008 imparte una de las Cátedras Extraordinarias Maestros del Exilio Español en la Facultad de Filosofía y Letras de esta casa de estudios.

Es autor de numerosas novelas, entre las que destaca la Tetralogía del Poder, formada por En busca de Klingsor, El fin de la locura, Tiempo de cenizas y Memorial del engaño, y los ensayos Mentiras contagiosas, El insomnio de Bolívar, Leer la mente y Examen de mi padre.

Sus libros han sido traducidos a 30 idiomas. Ha obtenido los premios Biblioteca Breve, Deux Océans-Grinzane Cavour, Nacional de Cuento San Luis Potosí, Debate de Ensayo y Planeta-Casamérica de Novela. Ha sido becario de la Fundación Guggenheim y del Sistema Nacional de Creadores.

En 2009 recibió el Premio José Donoso de Chile al conjunto de su obra. Ha sido condecorado como Caballero de la Orden de Artes y Letras de Francia y con la Orden de Isabel la Católica de España. Fue director del Instituto de México en París, del Canal 22 y, desde 2012, del Festival Internacional Cervantino.

El Universal
Nestor Ramirez
Ciudad de México
Viernes 9 de diciembre de 2016.


•    Se entregó el Premio al Servicio Social Gustavo Baz Prada 2016 a 184 pasantes y 107 académicos

En el país, el servicio social sigue siendo una actividad de gran trascendencia debido a que el 55 por ciento de la población vive en condiciones de pobreza; es, además, una forma de vincular a los más capacitados con los más necesitados, sostuvo el rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers.

Al presidir la entrega del Premio al Servicio Social Doctor Gustavo Baz Prada 2016 a 184 pasantes y 107 académicos de todas las carreras de la Universidad Nacional, cuyo trabajo se distinguió por su alto impacto en la sociedad, agregó que decenas de millones de mexicanos se han visto beneficiados con esta iniciativa que comenzó hace 80 años y representa una relación íntima de esta casa de estudios con la sociedad.

“En 1936 sale la primera generación de la Facultad de Medicina (FM), y por su impacto, las escuelas e instituciones de educación superior se incorporan a este servicio, que influye en todos los niveles del conocimiento.

“Es una forma de aplicar conocimientos, practicar lo que han aprendido, reforzar destrezas que adquirieron como estudiantes y, eventualmente, nos permite retroalimentar los planes de estudio. Las 480 horas de servicio son un proceso de solidaridad con la población”, acotó el rector Graue en el auditorio Raoul Fournier de la FM.

En la ceremonia con la que se concluyeron los festejos por el 80 Aniversario del Servicio Social en México, Alexis Eduardo Ayala Meza, egresado de la Escuela Nacional de Enfermería y Obstetricia (ENEO), indicó que este servicio no sólo es una manera de retribuir a la sociedad por la formación académica que recibieron en la UNAM, sino por toda una experiencia de vida.

El joven relató su participación en el programa Arranque Parejo, en una zona rural de Guerrero, en donde se encuentran dos de los municipios más pobres del país y a los cuales viajó un grupo de universitarios para capacitar a parteras de la región, mientras que ellas les compartieron sus prácticas ancestrales para atender los nacimientos. Incluso, tuvieron que aprender tlapaneco, mixteco y náhuatl, pues no siempre había traductores al momento de atender situaciones de urgencia.

“La satisfacción de ayudar a salvar vidas y el agradecimiento de las personas es una gran lección”, dijo Ayala Meza, y afirmó que con su servicio lograron reducir a cero las muertes maternas en las comunidades atendidas.

A nombre de los estudiantes galardonados, Constanza Torres Valdez, de la licenciatura en Ciencias Ambientales de la Escuela Nacional de Estudios Superiores (ENES) Morelia, compartió que realizó su servicio en un proyecto para monitorear las ballenas grises en la Laguna de San Ignacio, Baja California, el cual involucró a la comunidad en el cuidado de su medio ambiente, para aprovecharlo de manera ecológica.

“Esta medalla significa que fuimos capaces de implementar nuestros conocimientos y generar un impacto a la sociedad”. Los invito, les dijo a los estudiantes presentes, a que la calidad que demostramos en el servicio social sea un hábito que formemos en toda la vida profesional. Que la principal característica entre nosotros sea el compromiso con la sociedad mexicana y construyamos un ambiente mejor para las generaciones futuras, agregó.

En su oportunidad, el secretario de Atención a la Comunidad Universitaria, César Iván Astudillo Reyes, indicó que al año cerca de 25 mil estudiantes realizan el servicio social en cuatro mil programas, lo que demuestra el compromiso universitario con el país.

En la ceremonia estuvieron presentes Patricia Elena Baz Gutiérrez, nieta de Gustavo Baz Prada, quien fuera director de la FM y propusiera al entonces rector de la UNAM, Luis Chico Goerne, la implementación del servicio social; también el director General de Orientación y Atención Educativa, Germán Álvarez Díaz de León, y los coordinadores de los diversos Consejos Académicos de Área de la Universidad.

Puebl@Media
Ciudad de México
Miércoles 23 de noviembre de 2016.


Con menor presupuesto, imposible que las universidades atiendan a más jóvenes y crezcan con calidad, dice el rector Graue

Los recortes a las instituciones de educación superior nos impactarán a todos: la oportunidad de crecer y desarrollarse; pérdida de un futuro mejor, y para los jóvenes representa el desvanecimiento de sueños y prosperidad, sostuvo el rector de la UNAM

El mundo actual ha vuelto más compleja la tarea de educar, exige de innovación para formar en las disciplinas tradicionales, ordenar el flujo de información e impulsar la interdisciplinariedad, agregó


El recorte presupuestal a la educación superior, y en ciencia, tecnología e innovación, planteado en el Presupuesto de Egresos de la Federación para 2017, lastimará tanto a las instituciones públicas como a las privadas, sostuvo el rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers, quien advirtió que tendrán mayores dificultades para absorber la creciente demanda.

Al participar en la ceremonia de inauguración de la Conferencia Internacional ANUIES 2016, expuso que debido al aumento de matrícula en el bachillerato habrá entre 50 y 100 mil jóvenes más que aspiren a ingresar a la licenciatura, quienes no tendrán cabida si no se apoya a las universidades.

“Hay que decirlo con toda claridad: difícilmente podremos con esta demanda en las condiciones actuales. Para las instituciones públicas, ya saturadas, crecer con calidad y con menor presupuesto es materialmente imposible. En tanto, para las instituciones privadas, mientras no crezca significativamente la economía familiar, aumentar la matrícula sin detrimento a la calidad se antoja una meta difícil de alcanzar, pues ya cubren al 29 por ciento de la población en edad de estudiar”, expuso el rector.

Las carencias de espacios nos impactarán a todos. “Para la nación significará disminuir la oportunidad de crecer y desarrollarse; para las familias es la pérdida de la esperanza de un futuro mejor y para los jóvenes representa el desvanecimiento de sueños y prosperidad”.

Por ello, prosiguió, no se puede estar conforme con la disminución presupuestal a la educación superior, y externó el respaldo de los rectores a la ANUIES y a su secretario general ejecutivo, Jaime Valls Esponda, para conseguir mayores recursos.

“Todos estamos con él. Todos, desde nuestros ámbitos de influencia, continuaremos trabajando en ello. Sabemos que habrá que hacer esfuerzos adicionales e indudablemente lo haremos, y lo haremos responsablemente”, dijo ante el secretario de Educación Pública federal, Aurelio Nuño Mayer; la secretaria de la Comisión de Educación Pública y Servicios Educativos de la Cámara de Diputados, María Esther Camargo Félix; el senador por el PAN, Juan Carlos Romero Hicks, y el secretario de la Junta Ejecutiva del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, Jordi Llopard.

En el Palacio de Minería, el rector Graue explicó que las universidades son distintas en su origen, características de ingreso, planes de estudio, capacidades e intereses de investigación, así como en la forma en que divulgan sus logros, su quehacer y cultura, pero tienen la misión común de educar a las nuevas generaciones que han de conducir y desarrollar a la nación.
Esta tarea, añadió, se ha vuelto más compleja en el mundo actual que exige de innovación para educar en las disciplinas tradicionales, ordenar el inmenso flujo de información y formar en las distintas áreas del conocimiento, en donde las fronteras se han desdibujado para dar lugar a la interdisciplina.

La educación interdisciplinaria, abundó, es un nuevo reto. Al perderse los linderos del conocimiento, los cimientos de las disciplinas profesionales sobre los que fincamos la educación superior se trastornan. Y el espacio común de educación superior y la movilidad estudiantil nacional también exigirán ir más allá: integrar las dobles titulaciones o grados, gestar vínculos indisolubles y un sistema más robusto e integrado de educación superior.

“Estas nuevas necesidades son, de hecho, la gran oportunidad para transformarnos en una educación holística, en donde las competencias profesionales incluyan también la formación humanística y cultural que nos permita la tolerancia y la aspiración a un mundo global con desarrollo sostenible”, dijo, y resaltó la importancia de que la Conferencia Internacional de la ANUIES estuviera dedicada a la “Educación Superior en la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible”.

Esta agenda, prosiguió, significa un compromiso de las universidades con el mundo que se quiere para el futuro cercano: equitativo, en donde no exista pobreza, habitable por todos, incluyente, tolerante, respetuoso y plural.

Graue Wiechers también expresó que México es una nación rica en cultura, por su geografía y su formación pluriétnica, que tiene jóvenes ganadores de certámenes internacionales de ciencia y cultura, profesionistas que se miden y desempeñan con éxito en el ámbito global y artistas admirados y aplaudidos en todo el orbe.
Y el proceso electoral de Estados Unidos, remarcó, deja lecciones que no debemos olvidar: nos recordó que sabemos quiénes somos y qué queremos.

“Hemos hecho conciencia de que somos parte de una región interdependiente y que ellos nos necesitan tanto como nosotros a ellos. Hemos aprendido que nuestra identidad cultural y nacional es un don inapreciable que no queremos perder y hemos vuelto a ser conscientes de nuestras capacidades y de lo que aspiramos ser. Y esas sí son grandes noticias”, concluyó.

Puebl@Media
Ciudad de México
Lunes 8 de noviembre de 2016.


El rector de la UNAM expresó que el incremento real del 0.5 por ciento significa un crecimiento, aunque marginal para esta casa de estudios

La UNAM se ha solidarizado con otras instituciones de educación superior públicas como el Instituto Politécnico Nacional (IPN), la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) y otras universidades estatales que han sufrido disminuciones en sus presupuestos del próximo año, señaló el rector Enrique Graue.

Dijo que la Universidad Nacional fue bien tratada en el Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el 2017, pues tendrá un incremento del 0.5 por ciento en términos reales.

“Estamos satisfechos, pero siempre será insuficiente (el presupuesto) para la educación superior. Sí hay un crecimiento, aunque marginal”, dijo en entrevista previa a la tercera sesión del año del Consejo Universitario.

Estos recortes, agregó, preocupan a la Universidad Nacional, porque todo lo que pasa en la educación superior le afecta a esta casa de estudios.

“Seremos solidarios con ellos, y en relación con la ciencia, ya dialogamos con la Comisión de Ciencia y Tecnología de la Cámara de Diputados”, enfatizó el rector.

Graue Wiechers confió en que el Consejo Universitario aprobará este día la licenciatura de Neurociencias, la 118 que impartiría esta institución, a fin de modernizar la preparación de los profesionistas en esta área, y otorgue los grados de investigador extraordinario a Bernardo Sepúlveda Amor, y de profesor emérito al psicólogo Juan José Sánchez Sosa, entre otros asuntos.

Puebl@Media
Ciudad de México
Martes 25 de octubre de 2016.

Página 1 de 2

 

El mundo es comprendido por el paradigma, es la forma por la cual es entendido el mundo, el hombre y por supuesto las realidades cercanas al conocimiento.

Síguenos en Twitter