Las ciudades santuario de Estados Unidos protestan contra las políticas antiinmigrantes de Trump


Miles de estadounidenses, migrantes y defensores de los derechos de esa comunidad colmaron la Plaza Daley, en el Centro de Chicago, para protestar por la aplicación de las redadas contra los indocumentados ordenada por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y previstas para que den inicio hoy.

Mientras que el viernes hubo manifestaciones similares en Los Ángeles y en San Francisco, California, contra el operativo para detener a personas indocumentadas, ayer una concentración cercana a las 10 mil personas salió a las calles de Chicago, ciudad declarada como santuario por acoger a este grupo, para rechazar las medidas antiinmigrantes de Trump.

Los manifestantes partieron de la sede de la alcaldía rumbo a las oficinas de Inmigración federal y mientras desplegaban carteles en los que se leía “Cierren los campos de concentración”, en referencia a las instalaciones donde son recluidos migrantes en la frontera, en particular niños.

El viernes, la alcaldesa de Chicago, Lori Lightfoot, quien no participó en la protesta de ayer para recorrer varios vecindarios, anunció el reforzamiento de las medidas de protección que ofrece la ciudad a los indocumentados.

Ese mismo día, las protestas contra las redadas previstas en Chicago y otras nueve ciudades del país con gran concentración de inmigrantes, iniciaron con vigilias de Luces por la Libertad, en otras zonas de Illinois, como Aurora, Galena, Waukegan y Oak Park.

También, cientos de neoyorkinos protestaron en Manhattan por los planes del Gobierno federal para repatriar a migrantes que tienen órdenes de deportación.

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, advirtió que esa ciudad no cooperará con el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés), encargado de las redadas. El gobernador del Estado de Nueva York, Andrew Cuomo, llamó a los extranjeros necesitados a contactar una línea telefónica establecida para ayudarlos.

Anuncia Segob defensa de connacionales por redadas

Ante el anuncio del inicio de las redadas masivas en diferentes ciudades de Estados Unidos hoy para detener y deportar migrantes, la titular de la Secretaría de Gobernación (Segob), Olga Sánchez Cordero, confirmó que el Gobierno mexicano estará pendiente y defenderá a los paisanos residentes en ese país a través de los 50 consulados que hay en aquella nación.

“Vamos a defender a nuestros connacionales a través de nuestros consulados”, dijo la encargada de la política interior.

De cumplirse la amenaza del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de llevar a cabo redadas y deportaciones en contra de migrantes, las acciones comenzarán hoy, por lo que el Gobierno de México instruyó a sus 50 consulados y sedes diplomáticas en ese país -que sí laborarán el fin de semana- a utilizar su fondo de contingencia, que es, en promedio, de dos millones de dólares.

Además, activó un equipo de 400 abogados y reforzó la campaña Conoce tus Derechos para evitar violaciones a las garantías y derechos de los connacionales.

Esa campaña, además de informar sobre cómo proceder ante una eventual detención y conocer las garantías que amparan a los mexicanos, hace hincapié en la necesidad de tomar medidas preventivas como designar a tutores si las familias son separadas.

Sánchez Cordero dijo que México está regularizando a la población migrante y solamente se está deportando o devolviendo a sus países de origen a los centroamericanos que no han querido poner en regla su situación.

En este contexto, el presidente de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz, dijo que se opone a las redadas que solamente contribuirán a los planes de Donald Trump.

Dijo que este tipo de acciones van en contra de los tratados internacionales. “Eso es más importante. Me opongo radicalmente, estoy en contra de cualquier acción del Gobierno que contribuya a los planes de Trump. Están por delante los tratados internacionales y nada menos que el Artículo 11 de la Constitución nacional que prohíbe impedir el tránsito libre de las personas. Eso no es legal y es contrario al interés nacional”.

Muñoz Ledo insistió en que está en contra de la “persecución” que hace México con los centroamericanos y recordó que en un artículo le dice a Sánchez Cordero que es una “especie de unidad carcelaria”.    

El Universal
Chicago, Illinois, EU.
Domingo 14 de julio de 2019.

 
El secretario de Trabajo de EUA, Alex Acosta, anunció este viernes su dimisión por su actuación en el caso del magnate acusado de tráfico sexual de menores Jeffrey Epstein, cuando era fiscal federal del distrito sur de Florida.

En una comparecencia no anunciada en la Casa Blanca junto al presidente Donald Trump, Acosta señaló que llamó al mandatario esta mañana tras considerar que "lo correcto era hacerse a un lado".

Por su parte, el presidente destacó que Acosta ha sido "un gran secretario" y alabó su "muy buen trabajo" al frente del Departamento de Trabajo.

"Fue su decisión, no la mía", agregó Trump.

La renuncia se produce apenas dos días después de que Acosta defendiese en rueda de prensa su actuación como fiscal hace ahora una década, cuando alcanzó un controvertido acuerdo judicial con Epstein, acusado ahora por segunda vez de abuso de menores.

El multimillonario, detenido a comienzos de mes, ya se enfrentó a acusaciones de este calibre en Florida, pero en 2008 alcanzó un acuerdo extraoficial con la Fiscalía, dirigida entonces por Acosta, para cerrar una investigación que lo podía haber enfrentado a la cadena perpetua.

El acuerdo pactado entonces, no obstante, contemplaba que el magnate neoyorquino cumpliera una condena de apenas 18 meses de prisión y pasara a formar parte de dicho registro.

A pesar de esta sentencia, la Fiscalía de Nueva York ha podido volver a acusar a Epstein, sin caer en un doble procesamiento, gracias a las nuevas pruebas y testimonios obtenidos en los últimos años.

Acosta, único latino en el gabinete presidencial de Trump, asumió el cargo de secretario de Trabajo en abril de 2017.

EFE
 Washington, EUA
Viernes 12 de julio 2019.


El gestor de fondos es acusado de crear una trama piramidal que durante años le permitió reclutar a niñas para actos sexuales


El magnate Jeffrey Epstein ha sido acusado formalmente de tráfico sexual de menores y conspiración, cargos por los que puede ser condenado a 45 años de cárcel. El gestor de fondos, amigo de Donald Trump y del expresidente Bill Clinton, logró evitar durante más de una década cargos federales por su trama pedófila, con la que reclutó docenas de niñas para explotarlas. El sábado fue arrestado cuando regresaba de Francia. El gestor de fondos se declaró no culpable, pero los fiscales pidieron al juez que siga en prisión hasta que se celebre el juicio por el elevado riesgo de fuga.

Entre 2002 y 2005, Epstein, de acuerdo con la investigación, pagó a docenas de menores para que le hicieran masajes, felaciones y otros actos de carácter sexual. Las trasladó a sus residencias en Nueva York y Florida desde otros Estados, una ofensa federal que no prescribe. Las acusaciones incluyen crímenes que se excluyeron del controvertido pacto secreto que le permitió esquivar cargos federales en 2008 y están respaldadas por nuevas evidencias, como fotos de menores desnudas encontradas durante un registro.

Durante más de una década, los abusos de Epstein fueron objeto de demandas por parte de las víctimas, de investigaciones de las autoridades locales y federales, así como de múltiples reportajes en la prensa. El ejecutivo utilizó a sus asociados y a las víctimas para reclutar nuevas niñas que iba a explotar sexualmente. Su caso, sin embargo, estuvo ausente del debate que generó el movimiento Me Too.

Los cargos están recogidos ahora en un documento de 14 páginas, que se ha publicado este lunes, unas horas antes de que Epstein se personase ante la corte neoyorquina. “Durante muchos años, Jeffrey Epstein explotó sexualmente y abusó de docenas de niñas menores en su casa en Manhattan (Nueva York) y en Palm Beach (Florida), entre otros lugares”, describe el auto del gran jurado, en el que se precisa que la víctima más joven tenía 14 años.

De esta manera, añade al exponer la trama piramidal, “creó y mantuvo un red de víctimas menores” en varios Estados que por su edad eran “particularmente vulnerables a ser explotadas”. “Sabía que muchas tenían menos de 18 años”, afirma el documento con los cargos, en el que se indica que algunas de las adolescentes “expresamente le dijeron su edad”. Sus asociados contactaban a las víctimas y organizaban los encuentros.

Reclutamiento

El acusado, de acuerdo con los cargos, les pagaba “cientos de dólares” por sus servicios. Al principio las reclutaba para hacer masajes, que se realizaban total o parcialmente desnudos, para después evolucionar hacia una conducta más sexual. Al mismo tiempo, les incentivaba para que reclutaran a otras niñas a cambio de efectivo, “así mantenía un suministro constante de nuevas víctimas”.

El fiscal Geoffrey Berman dijo en la rueda de prensa que la conducta criminal de Jeffrey Epstein “golpea la conciencia". "La voz de las víctimas merece ser escuchada”, declaró. William Sweeney, agente especial al frente del FBI en Nueva York, deja claro que su oficina perseguirá "a estos predadores independientemente de su poder o de las relaciones que tengan". "No hay excusa", añadió

Los cargos no citan los nombres de las menores que fueron objeto de la trama de explotación sexual, una en Nueva York y dos en Florida, ni a los tres empleados o asociados que participaron y conspiraron con el gestor de fondos. Eso no excluye que las autoridades no vayan a presentar cargos contra otras personas que ayudaron a cometer estos delitos. La Fiscalía pide, en paralelo, que se confisquen las dos propiedades donde se cometió el crimen.

Epstein trabajó en el extinguido banco de inversión Bear Stearns durante seis años. En 1982 se independizó y creo su propio fondo, que gestionó las inversiones de poderosos clientes como Leslie Wexner, fundador de Limited Brands. Actualmente reside en las islas Vírgenes. La mansión que tiene en el Upper East Side de Nueva York está valorada en unos 50 millones de dólares (unos 44,6 millones de euros). Tiene propiedades en París y Nuevo México.

El empresario fue objeto de una primera denuncia en 2005, cuando los padres de una adolescente de 14 años acudieron a la policía en Palm Beach (Florida) tras sufrir un abuso sexual. El FBI identificó más de una treintena de potenciales víctimas, la mayoría de entre 13 y 16 años. Muchas de ellas eran de familias con bajos ingresos. Epstein dijo que los encuentros eran consentidos y no sabía que eran menores.

Caso previo

La fiscalía en Miami, que entonces estaba dirigida por Alex Acosta, actual secretario de Empleo, llegó finalmente a un pacto con Jeffrey Epstein que le permitió evitar que se presentaran cargos federales a cambio de declararse culpable de haber prostituido a una menor. Estuvo 13 meses en prisión y entró en el registro de delincuentes sexuales. Los términos del acuerdo en 2008 se mantuvieron en secreto.

Acosta se implicó personalmente en las negociaciones. Defendió después que el pacto era mejor que si se hubiera celebrado un juicio, porque dijo que las posibilidades de ganarlo eran reducidas. Los fiscales en el distrito Sur de Nueva York siguieron, sin embargo, adelante con su propia investigación. El sábado, tras su arresto, registraron su residencia lo que anticipaba que se iban a presentar nuevos cargos.

En paralelo, en juez federal determinó en febrero que los fiscales en Miami violaron el derecho de las víctimas por no comunicarle los términos del pacto. Eso abrió la puerta para que sea procesado por los cargos originales y se arroje nueva luz sobre el alcance de la trama pedófila. Un tribunal de apelaciones acaba de autorizar también que se desclasifiquen 2.000 páginas de documentos.

Las autoridades neoyorquinas esperan ahora que otras víctimas den el paso al frente y denuncien los abusos, así como testigos que les puedan ayudar a apuntalar más la causa. "La investigación continúa", concluyó el fiscal Berman, “si tienen evidencias o información llame al FBI”. Sweeney destacó también la importancia en este caso de la labor de investigación realizada por la prensa.

El País
Sandro Pozzi
Nueva York, EU
Lunes 8 de julio de 2019.


Con esta decisión, se torna difícil que el mandatario pueda cumplir su principal promesa de campaña antes de las elecciones de 2020


Una corte federal de apelaciones ratificó el miércoles un fallo que impide que se use dinero del Pentágono para construir un muro en la frontera con México, lo que pone en duda si el presidente Donald Trump podrá cumplir su principal promesa de campaña antes de las elecciones de 2020.

Un panel de tres jueces de la Corte de Apelaciones del 9no Circuito en San Francisco avaló el fallo de una corte de primera instancia que impidió que el gobierno usara fondos del Departamento de Defensa destinados a la lucha contra las drogas para construir secciones prioritarias de muro en Arizona y Nuevo México.

La decisión representa un revés para los ambiciosos planes de Trump. Después que el Congreso le negó los fondos que solicitó, Trump declaró a principios de año una emergencia nacional que, de acuerdo con la Casa Blanca, le permitiría usar miles de millones de dólares del Pentágono.

El caso aún podría ser considerado en las cortes, pero el gobierno no puede realizar la construcción con esos fondos mientras se dirime la impugnación legal.

Migrantes pueden "no venir" si no les gustan centros de detención: Trump

El presidente reacciona en Twitter ante los informes que denuncian las condiciones de hacinamiento e insalubridad que hay en estos lugares

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, rechazó el miércoles las informaciones de hacinamiento y condiciones precarias en las que se aloja a los migrantes irregulares en los centros de detención y recordó que éstos puede optar por "no venir" al país. 
"Si los inmigrantes ilegales no están contentos con las condiciones en los centros de detención construidos o reacondicionados rápidamente, díganles que no vengan. ¡Problema resuelto!", tuiteó Trump.  

El comentario del mandatario llega un día después de que el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) advirtiera del "peligroso hacinamiento" en estos centros, en los que se alberga a miles de migrantes que buscan permanecer en Estados Unidos, la mayoría para escapar de la violencia y la pobreza de sus lugares de partida en América Central.  

No sólo el DHS advirtió de las condiciones en estos centros de detención. Un grupo de congresistas demócratas visitó el lunes dos albergues y denunció hacinamientos en celdas sin agua corriente, y falta de acceso de niños y adultos a medicinas y restricciones para ducharse hasta durante más de dos semanas.

Estas denuncias aumentaron la presión sobre la administración de Trump para que cierre estos centros y libere a los migrantes.

AP / AFP
Washigton DC, EU
Miércoles 3 de julio de 2019.


El presidente Trump dijo desde Osaka que "apelaría de inmediato" ante la Corte de Apelaciones del Noveno Circuito


Un juez de EU ordenó el bloqueo de dos mil 500 millones de dólares destinados a la construcción de una sección de casi 130 kilómetros del muro fronterizo con México impulsado por el presidente Donald Trump, por el uso inapropiado del dinero federal, según un fallo recogido este sábado por los medios locales.

El Gobierno de Trump había propuesto encauzar fondos destinados al Departamento de Defensa para la construcción de la polémica barrera fronteriza en los estados de Nuevo México, Arizona y California.

El fallo del juez federal Haywood S. Gilliam Jr., de Oakland (California) y divulgado en la noche del viernes, afecta a una sección de 79 millas (127 kilómetros) entre El Centro (California) y Tucson (Arizona).

Trump publica video sobre construcción del muro fronterizo

Trump había declarado en febrero una emergencia nacional como consecuencia de la, a su juicio, "crisis humanitaria" en la frontera como argumento para redirigir estos fondos destinados en un principio al presupuesto de las Fuerzas Armadas.

En su fallo, el juez subrayó que el intento del Ejecutivo esquivar al Congreso para el empleo de dinero federal para proyectos "no encaja con los principios de separación de poderes que datan de los primeros días de nuestra República".

Gilliam frena así dos 500 millones de dólares de los seis 700 que Trump había señalado para erigir su polémico muro con México.

La demanda había sido presentada por la Unión Americana de Derechos Civiles (ACLU) en nombre del grupo medioambiental Sierra Club y la Coalición de Comunidades de la Frontera Sur, que también habían argumentado que el muro causaría daños a "intereses recreativos y estéticos" en el paisaje del desierto, zona que incluye monumentos nacionales y ríos.

Senadores republicanos se niegan a imponer aranceles a México

Desde Osaka (Japón), donde participó en la cumbre de G20, Trump criticó en una rueda de prensa la decisión judicial y aseguró que la Administración "apelaría de inmediato" ante la Corte de Apelaciones del Noveno Circuito.

Por su parte, Gloria Smith, abogada del Sierra Club, aplaudió el fallo al asegurar en un comunicado que "los muros dividen vecindarios, empeoran las peligrosas inundaciones, destruyen tierras y fauna, y gastan recursos que en su lugar deberían ser usados en las infraestructuras que esas comunidades verdaderamente necesitan".

EFE
Washington EU
Viernes 29 de junio de 2019.

  
 
La presidenta de la cámara baja Nancy Pelosi dijo el lunes que la amenaza del presidente Donald Trump de que deportará a inmigrantes si el Congreso no aprueba una propuesta migratoria rápidamente está "fuera del ámbito de comportamiento humano civilizado".

En un tuit el fin de semana, Trump les dio a los legisladores dos semanas para actuar. Previamente había dicho que habría una redada migratoria a nivel nacional a partir del fin de semana para deportar a inmigrantes que viven en el país ilegalmente, incluyendo familias.

Pelosi hizo el comentario en un evento migratorio en Queens, Nueva York.

La demócrata también dijo que llamó al presidente el viernes y le pidió que cancelara las redadas, diciéndole: "Estás asustando a los niños de Estados Unidos".

Trump tuiteó que quiere que el Congreso resuelva "problemas de asilo y resquicios legales" en la frontera con México. No está claro a qué se refiere.

AP
WASHINGTON, EU.
Lunes 24 de junio 2019.



EEUU. Trump impondrá aranceles de hasta el 25% a productos de México por la inmigración


México enviará 6.000 efectivos de la Guardia Nacional a la frontera con Guatemala, por donde en los últimos meses han pasado cientos de miles de migrantes en ruta hacia territorio estadounidense, según explicó este jueves el canciller mexicano, Marcelo Ebrard.

"Les hemos explicado que son 6.000 hombres y que van a estar ahí desplegados", aseguró en una rueda de prensa en Washington, al concluir el segundo día de negociaciones para evitar la imposición de aranceles estadounidenses a todos los productos mexicanos desde el próximo lunes.

Con este gesto, las autoridades mexicanas pretenden que la Administración estadounidense dé marcha atrás y no imponga finalmente los aranceles, al entender que con este despliegue la frontera estará bajo control.

El presidente estadounidense, Donald Trump, amenazó la semana pasada con aplicar gravámenes a todas las importaciones mexicanas a partir del 10 de junio, comenzando en un 5% y aumentando mensualmente hasta un 25%, si México no frena el creciente flujo de migrantes hacia el norte, en su mayoría centroamericanos.

Ebrard negó que se haya alcanzado un acuerdo y dijo que las conversaciones continuarán este viernes tras una intensa jornada de trabajo en el Departamento de Estado.

"La Administración estadounidense ha presentado sus puntos de vista, nosotros los nuestros", señaló. "Mañana tenemos otra sesión y seguiremos adelante".

El Gobierno mexicano informó de que el secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor Manuel Villalobos, y la secretaria de Economía, Graciela Márquez, volvieron a México este jueves.

Trump, que ha estado en Europa esta semana, regresa a Washington este viernes por la tarde y es poco probable que se llegue a un acuerdo en su ausencia.

AFP
Washington, EU
Viernes 7 junio 2019.


Amenazan demócratas al Pentágono por financiar muro fronterizo

En su presupuesto para 2020, el presidente de EU, Donald Trump, solicitó recortar gasto social para asignarlo a seguridad fronteriza. Foto: Reuters

Washington.- La Cámara de Representantes de Estados Unidos rechazó la una solicitud del Departamento de Defensa para destinar mil millones de dólares a la construcción del muro fronterizo con México.

El Comité rechaza esta solicitud. El Comité no aprueba el uso de fondos del propuesto por el Departamento de Defensa para construir barreras adicionales y carreteras, e instalar luces en las proximidades de la frontera de Estados Unidos”, señaló la institución en una carta enviada al Pentágono.

Este documento es la respuesta a la decisión anunciada por el Departamento de Defensa, de autorizar el desvío de mil millones de dólares de partidas previamente aprobadas para la construcción del muro fronterizo.

Esta medida se produjo como parte de la emergencia nacional decretada el pasado mes de febrero por el presidente Donald Trump, con el objetivo de conseguir fondos adicionales para la construcción de su promesa electoral.

El Departamento de Defensa está intentando burlar al Congreso y al pueblo estadunidense, que se opone a emplear el dinero de los contribuyentes para la construcción de un muro innecesario, y el Ejército está pagando el precio”, agregó la Cámara, de mayoría demócrata.

Esto cierra una de las opciones de Donald Trump para financiar la construcción de la valla.

Adam Smith, jefe del Comité de Fuerzas Armadas del Congreso (izq.) y Patrick Shanahan, secretario de Defensa, de Estados Unidos. Fotos: AP y Reuters

Se mantiene la emergencia

La Cámara de Representantes de Estados Unidos no reunió los votos necesarios para anular el primer veto del presidente Donald Trump. Lo que mantiene la declaratoria de emergencia en Estados Unidos, vigente desde el 17 de febrero pasado.

Los legisladores votaron 248 a favor y 181 en contra de anular el veto, pero faltaron 38 votos para alcanzar la mayoría necesaria de dos tercios. El resultado permite a Trump avanzar en la recaudación de recursos para el muro.


Amenazan demócratas al Pentágono por financiar muro fronterizo


El presidente del Comité de Servicios Armados de la Cámara de Representantes amenaza con no autorizar el presupuesto del Pentágono debido a la existencia de una partida destinada a financiar el muro con México
Amenazan demócratas al Pentágono por financiar muro fronterizo.

La propuesta presupuestaria para el año fiscal 2020 presentada por el jefe del Pentágono, que asciende a 750 mil millones de dólares, contempla una partida de unos 9 mil 200 millones de dólares para la construcción de infraestructuras, que podrían ser empleados para financiar el muro con México.

Washington.- Los demócratas del Congreso de Estados Unidos advirtieron este martes al Pentágono de que no aprobarán su presupuesto para el año próximo debido a la existencia de una partida destinada a financiar el muro con México que pide el presiente Donald Trump.

El presidente del Comité de Servicios Armados de la Cámara de Representantes, el demócrata Adam Smith, hizo la advertencia al secretario interino de Defensa, Patrick Shanahan, en una audiencia celebrada este martes para revisar el presupuesto del Pentágono.

Este presupuesto no va a ser aprobado", aseguró Smith durante la audiencia.

La propuesta presupuestaria para el año fiscal 2020 presentada por el jefe del Pentágono, que asciende a 750 mil millones de dólares, contempla una partida de unos 9 mil 200 millones de dólares para la construcción de infraestructuras, que podrían ser empleados para financiar el muro con México.

De este montante, 3 mil 600 millones servirían directamente para erigir el muro -un proyecto que defiende la Casa Blanca pero al que se opone el Congreso- y otros 3 mil 600 millones para "la financiación de otras emergencias", explicó el secretario de Defensa.

El presidente Trump ya decretó el pasado 15 de febrero una emergencia nacional en la frontera sur con el objetivo de obtener de la cartera de Defensa los fondos que el Legislativo le había negado.

Con esta medida, Trump buscaba alcanzar 8 mil millones de dólares desviando unos 6 mil 600 millones previamente aprobados para el Pentágono y el Departamento del Tesoro.

Financiar el muro fronterizo con fondos del Departamento de Defensa es increíblemente irresponsable (...). Da igual lo que cada uno piense del muro, considerar al Pentágono como una hucha socava su credibilidad", denunció el congresista.

Smith acusó a Shanahan, también presente en la audiencia, de que su maniobra contable busca permitir al Pentágono "argumentar" que, en el momento en que destine fondos a la construcción del muro, se está ciñiendo al presupuesto cuando, en realidad, está empleando esos fondos como si se tratara de una ‘caja chica’.

El Ejército no es la única manera de disuadir a nuestros adversarios, podemos colaborar con nuestros socios, podemos recurrir a la diplomacia; podemos hacer muchísimas cosas sin tener que recurrir a Defensa, pero con este presupuesto no será posible", agregó.

La advertencia del legislador demócrata se produce un día después de que el Pentágono autorizase una primera partida de mil millones de dólares para construir 57 millas de muro de 18 pies de altura en los sectores de Yuma (Arizona) y El Paso (Texas), fronterizo con Ciudad Juárez (México).

EFE
Washington, EU
Martes 26 de marzo 2019.


Videgaray, Kushner y Bannon conspiraron para traer a Trump y hacerlo lucir, dice Kushner, Inc


Kushner Inc, el nuevo libro de la periodista de investigación Vicky Ward, revela  las conversaciones secretas entre el ex Canciller mexicano Luis Videgaray Caso y Jared Kushner, asesor y yerno de Donald Trump, a lo largo de tres años.

El texto exhibe cómo Videgaray ayudó al yerno del Presidente de Estados Unidos a violar protocolos. La periodista Dolia Estévez, autora de este texto, además detalla que el entonces titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores viajó 29 veces a Washington, la mayoría en aviones de la Semar y el Estado Mayor Presidencial.

Washington, D.C.– Kushner Inc., el explosivo nuevo libro de Vicky Ward, periodista de investigación de larga trayectoria, revela conversaciones inéditas y tramas secretas entre el ex Canciller Luis Videgaray y Jared Kushner, asesor senior y yerno de Donald Trump, a lo largo de tres años. Con detalles y citas textuales, producto de más de doscientas entrevistas, el libro exhibe las mentiras en torno a uno de los sucesos más polémicos del sexenio de Enrique Peña Nieto: la invitación de Donald Trump a Los Pinos en plena campaña electoral de Estados Unidos en 2016.

El viaje a México, que puso nervioso a Trump por temor a un posible atentado, lo planeó Videgaray en “conversaciones secretas” con Kushner, dice Ward. Sin embargo, ante la indignación del gobierno de Barack Obama y de la entonces candidata presidencial demócrata Hillary Clinton, Videgaray trató de ocultar su favoritismo por el republicano ante la Embajada de Estados Unidos en México alegando que se habían girado invitaciones simultáneas y paralelas a ambos candidatos, pero que sólo Trump había aceptado.

De acuerdo con Kushner Inc., Avaricia. Ambición. Corrupción. La extraordinaria historia de Jared Kushner e Ivanka Trump, la idea del viaje surgió de una conversación entre Kushner y Steve Bannon, el estratega e ideólogo de la campaña de Trump en el verano de 2016.

“Hacia finales de agosto –dice la autora–, Kushner pidió a Bannon reunirse con él e Ivanka en el Club de Golf Nacional Trump en Bedminster [Nueva Jersey] el viernes. Bannon llegó para encontrarse una escena bucólica: Ivanka y Kushner jugando con los niños. Kushner se separó para hablar. ‘¿Qué piensas de ir a México?’, Kushner preguntó: ‘Joder, me encanta [I fucking love it]’. Bannon respondió. ‘Tenemos que quitarle el micrófono a los conductores de noticias. Tenemos que ponerlo en grandes escenarios donde se vea presidenciable'”.

Bannon preguntó a Kushner si tenía a “alguien allá”, es decir en México. “Se vería mal si simplemente nos presentamos”, apuntó. Kushner le confió que tenía “conversaciones secretas” con Videgaray, entonces Secretario de Hacienda, “a quien había estado cultivando como un aliado” en relación al Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

El libro exhibe cómo Videgaray ayudó al yerno del Presidente de Estados Unidos a violar protocolos y detalla que viajó 29 veces a Washington, la mayoría en aviones de la Semar y el Estado Mayor Presidencial. Foto: SRE

En conferencia telefónica, Kushner, Bannon y Videgaray acordaron que el viaje a México, sería el 31 de agosto de 2016. “El plan era que Trump se reuniera con el Presidente mexicano Enrique Peña Nieto y que los dos tuvieran una amigable conferencia de prensa en la que se discutiera la importancia de la alianza EU-México y se calmaran las tensiones creadas por la constante verborrea de Trump de ‘construir un muro’ y hacer que México pague por él. Prometieron que no se dirían ni una palabra sobre cómo se pagaría por el muro desde el estrado en este viaje”, dice Ward.

A Trump le gustó la idea del viaje, pero se puso nervioso. “No voy a trasladarme en automóvil del aeropuerto (en la Ciudad de México)”, dijo, “temiendo por su seguridad”. Se sugirió que se desplazara en helicóptero. “Cualquiera puede derribar un helicóptero”, replicó Trump. El avión privado de Trump, con su enorme logo, fue descartado pues era un blanco obvio. Pidieron prestado el avión del multimillonario de Las Vegas Phil Ruffin, que tenía menos cupo que el de Trump, así que Bannon ofreció quedarse. El gobierno mexicano mandó el helicóptero presidencial al aeropuerto a recoger a Trump “para que pudiera sentirse seguro”.

Mientras, en Estados Unidos, Bannon vio por televisión la conferencia de prensa con “enorme satisfacción”. Trump “caminó en el estrado acompañado de Peña Nieto. A Bannon le fascinó el efecto visual. Trump es mucho más grande que el tipo [Peña Nieto]”, pensó, según la autora. Bannon se comunicó con Hope Hicks, portavoz de la campaña. “Esto se ve increíble”, Bannon le dijo. Sin embargo, el corresponsal de la ABC Jonathan Karl le preguntó a Trump si México se había comprometido a pagar por el muro. “Trump empezó a responder la pregunta”.

Relata Ward: “Bannon llamó a Hicks. ‘¿Qué diablos está pasando?’ Hicks estaba frustrada. ‘No puedo hacerlo parar’, dijo. Kushner se levantó de su silla, aparentemente para suprimir la pregunta. Los reporteros le gritaron, ‘Siéntate’. Trump continuó hablando”.

Aunque Ward no lo dice, Trump respondió al periodista que sí había discutido con Peña Nieto el tema del muro, violando así el acuerdo entre Videgaray, Kushner y Bannon. Pero Peña Nieto lo desmintió. “Al inicio de la conversación con Donald Trump dejé claro que México no pagará por el muro”, dijo vía Twitter horas después.

Imagen de la portada del libro Kushner Inc., Avaricia. Ambición. Corrupción. La extraordinaria historia de Jared Kushner e Ivanka Trump. Foto: Especial.

México es mío

El libro no dedica un capítulo sobre México sino que el tema Videgaray surge en diferentes contextos a lo largo de 293 páginas. En el capítulo sobre “Sto. Rex”, Ward habla de la rivalidad entre Rex Tillerson, quien fue Secretario de Estado en 13 meses en el gobierno de Trump, y Kushner.

Tillerson, ex CEO de la petrolera ExxonMobil y quien fue confirmado como Secretario con el menor número de votos en medio siglo, sabía que Kushhner estaba metido en temas de su cartera, pero creyó que una vez asumiera el cargo iba a desistir. No fue así. Kushner le dijo que “retrocediera” y que dejara a México en sus manos “porque iba a tener [la renegociación] del TLCAN terminada para octubre” de 2017. Se concluyó un año después.

El libro narra un incidente inédito que muestra la manera en que Videgaray violó protocolos institucionales para hacerle el juego a la política brincatrancas de Kushner. “Tillerson quedó sorprendido cuando llegó con su esposa a cenar al Café Milano en Georgetown en Washington, D.C. [lugar icónico frecuentado por las élites washingtonianas y la diplomacia internacional] y se encontró que Luis Videgaray comía allí. No sabía que su contraparte mexicana estaba en la ciudad”.

Ward explica que el “protocolo normal” dicta que los dos secretarios sean el primer punto de contacto cuando viajan al país del otro. “Tillerson se acercó para saludarlo después de que terminó de comer. “La próxima vez, sí se pone en contacto conmigo”, le dijo a Videgaray, quien le explicó que estaba en Washington para ver a Kushner. “Tillerson fue cortes ante el desaire, pero comentó con colegas que [el comportamiento de Videgaray] había sido inapropiado”.

En noviembre de 2018, Jared Kushner, yerno y asesor del Presidente estadounidense Donald Trump, fue condecorado con la Orden Mexicana del Águila Azteca. Foto: Presidencia México.

La autora cita a un ex alto funcionario de la Casa Blanca que no identifica: “Rex Tillerson creyó que era el Secretario de Estado… no entendió que la maquinaria del caos de Trump y la maquinaria de lealtad de la familia Trump eran más grandes que la Constitución de Estados Unidos”.

Ward cuenta que personal de alto nivel de la Casa Blanca creía que Kushner se metía en “todo”, por lo que se ganó el epíteto no oficial de “Secretario de Todo”. Gary Cohn, el ex banquero de Goldman Sachs quien presentó a Videgaray con Kushner durante la época que compartieron en Wall Street, había sido nombrado director del Consejo Nacional Económico de la Casa Blanca, por lo que asumió que se haría cargo de los acuerdos comerciales. Sin embargo, no había tomado en cuenta a Kushner.

“Luis Videgaray, quien para entonces era Secretario de Relaciones Exteriores de México, era visto con frecuencia en la oficina de Kushner, y éste decía a todo mundo: ‘Estamos avanzando enormemente con el TLCAN, nos estamos poniendo de acuerdo en todo’. Dos personas que escucharon esto se preguntaron si Kushner sabía que el TLCAN era un acuerdo de varias miles de páginas, cuya renegociación implicaría negociaciones jurídicas con los representantes comerciales de Estados Unidos”, escribe Ward.

Méritos Inflados

A pesar del optimismo, la “trama” de Kushner sufrió un revés casi inmediato. Kushner y Videgaray planearon un “acercamiento público” entre Trump y Peña Nieto sobre comercio y la propuesta de muro de Trump en la Casa Blanca.

“Una persona recuerda que el plan era que Peña Nieto viniera a Washington, se tuviera una enorme ceremonia en la Casa Blanca, y luego Trump y otros volaran a México donde harían lo mismo. Kushner, dijo esta persona, ‘estaba más absorto en la pompa y circunstancia del decir tenemos un acuerdo que en lo que era el acuerdo’. Tenía mayor interés en los encabezados que en la sustancia de lo que venía”.

Pero la “artimaña” de Kushner y Videgaray sobre el muro nunca tuvo posibilidades. “Peña Nieto dijo públicamente que no iba a pagar por el muro. Videgaray estaba en la Casa Blanca cuando Trump tomó represalias tuiteando que ‘Si México no está dispuesto a pagar por el muy necesario muro, entonces será mejor cancelar la inminente reunión'”. Kushner se quedó “lívido”. La periodista no lo dice, pero Videgaray canceló todas sus citas en Washington y regresó de inmediato a la Ciudad de México en un avión de la Secretaría de Marina en febrero de 2018.

El incidente hizo dudar a Videgaray respecto al verdadero poder de Kushner para controlar a su impredecible suegro. Videgaray conocía bien a Cohn pues trabajaron juntos cuando éste era ejecutivo de Goldman Sachs y él Secretario de Hacienda. “‘Simplemente estoy perdiendo totalmente mi tiempo con Jared, ¿o no?'”, Videgaray le preguntó a Cohn. “No sé si estas perdiendo el tiempo, pero no vas a tener un acuerdo comercial terminado”.

Hacia el final del libro, Ward minimiza el papel que jugó Kushner en la conclusión de la renegociación del TLCAN2, anunciada en octubre de 2018. A nivel público, tanto Robert Lighthizer, representante Comercial de la Casa Blanca, como Videgaray dan crédito a Kushner por haber hecho que los países llegaran a un acuerdo. “El acuerdo se rompió más de una vez y en cada ocasión, una persona siempre encontró la manera de volver a armarlo: Jared Kushner”, dijo Videgaray en agosto pasado.

Pero, sostiene Ward, la verdad es un tanto diferente. Dos personas cercanas al proceso dijeron que Lighthizer “hizo todo el trabajo pesado” en la negociación. “Jared era el compinche de Lighthizer y no tuvo gran cosa que contribuir. Pasó cientos de horas participando en reuniones y haciendo todo lo posible por ayudar”, dijo una persona. “Merece crédito parcial”. El libro no lo dice, pero ese “crédito parcial” fue suficiente para que Videgaray lo condecorara con el Orden del Águila Azteca en una polémica ceremonia en Buenos Aires a unas horas de concluir el sexenio peñista.

Los protagonistas centrales del libro, que salió a la venta el martes, son Jared e Ivanka, la hija mayor del mandatario, a quienes la autora describe como el “Príncipe y la Princesa” de Estados Unidos. Bajo los auspicios de la Casa Blanca de Trump, ambos han amasado un poder extraordinario que muchos consideran peligroso. La autora disipa el mito que se ha creado de la pareja como personas moderadas y compasivas para retratar a dos individuos infinitamente ambiciosos y ávidos de poder y dinero.

Hasta ahora, nadie ha desafiado la veracidad del libro de Ward, sustentado en 220 entrevistas anónimas y para atribución, y en la asistencia de 70 verificadores de datos profesionales.

En la imagen se observan al Presidente de EU, Donald Trump, junto con Jared Kushner y los ex secretarios mexicanos de Economía, Ildefonso Guajardo, y Relaciones Exteriores, Luis Videgaray, en el marco de las negociaciones del T-MEC. Foto: SE

Canciller itinerante

Luis Videgaray Caso fue el único extranjero en la corte imperial de Jared Kushner; el cortesano del “Príncipe” con derecho de picaporte; el criollo que entraba y salía del despacho de su aliado a unos pasos de la Oficina Oval; el forastero a quien Donald Trump llamaba simplemente “Luis”; el Canciller itinerante que pasó más tiempo en la capital del imperio que cualquiera de sus contrapartes. Con Jared, pactó arreglar todo: muro fronterizo, migración, el tratado comercial y Venezuela; con Jared, se fue por la libre. Convenció a sus interlocutores con un mensaje seguro y conciso: soy el poder detrás del trono. Tenía buen porte. Vestía fino. Impresionó su dominio del inglés y trato afable. Así se operó Videgaray en esta ciudad.

A lo largo de 22 meses en 2017 y 2018, Videgaray viajó a Washington, D.C. 29 veces, habiendo permanecido en la capital estadounidense un total de 70 días. Diez y seis de esos vuelos fueron a bordo de aviones del Estado Mayor Presidencial, seis en aeronaves de la Secretaría de Marina (SEMAR) y el resto en aerolíneas comerciales, de acuerdo con la bitácora de la SRE, obtenida mediante la Plataforma Nacional de Transparencia.

El número de visitas, un récord en la historia de la relación bilateral, representó un gasto de 20,929.39 dólares por concepto de hospedaje, y 24,129.60 dólares en pasajes por los vuelos comerciales (United, Aeroméxico y Luthansa).

Sin embargo, se desconoce el costo incurrido por concepto de combustible, personal, hospedaje, honorarios, servicio de aterrizaje, uso de hangar (la mayoría aterrizó en el Aeropuerto Internacional Washington-Dulles) y mantenimiento de los 22 viajes en aviones del Estado Mayor Presidencial (EMP) y la Semar.

Tanto la Marina, como la Secretaría de la Defensa Nacional, que presuntamente absorbió al EMP, negaron información sobre los vuelos que documentó la SRE.

“Se le notifica que, el Canciller Luis Videgaray Caso no realizó vuelos en aviones de esta Secretaría de Marina a Washington D.C., en los años 2017 y 2018”, sostuvo el Contralmirante Lázaro Cornejo Olivares, jefe de la Unidad de Transparencia. “Después de haber realizado una búsqueda de los archivos de esta Secretaría, no se localizó evidencia documental que dé respuesta a su requerimiento…”, secundó el Gral. de Brig. Jorge Ramírez Zúñiga de la Sedena en carta aparte.

La primera visita de Videgaray a esta capital en calidad de Canciller fue el 24 de enero de 2017, cuatro días después de la toma de posesión de Trump. Se reunió con Kushner, el yerno de Trump con quien formó una cofradía que los llevó a dominar el trato bilateral hasta el último día del peñismo. Luego de dos noches en la capital estadounidense, Videgaray regresó el 26 de enero en avión del EMP para darle la buena a Peña Nieto de que había arreglado con Kushner una llamada telefónica con el nuevo inquilino de la Casa Blanca.

La idea era concretar un encuentro presidencial lo antes posible. Pero la conversación, el primer contacto entre ellos desde que Trump visitó Los Pinos como candidato en 2016, fue un desastre. Trump insultó a las Fuerzas Armadas mexicanas, acusándolas de ineptas, y sugirió enviar tropas estadounidenses a México para frenar a los “bad hombres”.

Peña Nieto respondió que México no pagaría por el muro. La conversación terminó en choque. Los planes para un primer encuentro presidencial se vinieron abajo.

Videgaray regresó a Washington el 7 de febrero para tratar de limpiar el tiradero que dejó la confrontación telefónica. En lacónico comunicado, la SRE informó que había venido a reunirse con Tillerson y el Secretario de Seguridad Nacional John Kelly para tratar temas considerados “prioritarios”.

El tercer viaje tuvo lugar el 8 y 9 de marzo. El código dicta que los cancilleres del mundo traten con el Secretario de Estado, su contraparte e interlocutor natural. Pero abusando de su derecho de picaporte, Videgaray violó códigos y costumbres y fue directamente a la Casa Blanca a ver a Kushner y a Gary Cohn, asesor económico de Trump.

El vocero de Tillerson dijo no saber nada sobre la visita de Videgaray. El Canciller mexicano se justificó diciendo que volvería a Washington “en dos semanas” para reunirse con su contraparte nominal. En comparación a los casi 30 viajes de Videgaray a Washington, Tillerson estuvo en México dos veces: en febrero de 2017 y de 2018.

El cuarto viaje de Videgary a Washington fue el 4 y 6 de abril de 2017. Videgaray no informó a la prensa sobre su encuentro con Kushner cuando hizo un resumen detallado de sus actividades durante una rueda de prensa en la Embajada de México. Ante la pregunta explícita de esta corresponsal de si había visto a Kushner, dio a conocer la reunión, pero le restó importancia diciendo que había sido “breve”, por la “tarde-noche” del miércoles 4 de abril. ¿Cena? “No, no fue cena. Fue en la Casa Blanca”. Esta vez, dijo, no vio a Cohn.

En 2017, Videgaray viajó a Washington 12 veces. En 2018, con la renegociación de TLCAN, intensificó su peregrinar con 17 viajes. En agosto de 2018, durante la etapa final de la renegociación, hizo cuatro viajes, permaneciendo 20 días en total. A veces le tocaba quedarse los fines de semana.

Según versiones, fue invitado una decena de veces a la residencia privada de Kushner e Ivanka. Su último viaje como Canciller fue el 11 de noviembre de 2018 cuando comunicó a Kushner la decisión del “Estado Mexicano” de honrarlo con el Orden del Águila Azteca.

Acordaron que la ceremonia de condecoración se celebraría en Buenos Aires, en el marco de la Cumbre del G-20, a la que asistieron Trump y Peña Nieto, y donde también firmaron el TLCAN2, hoy conocido como TMEC. La distinción a Kushner se debe, dijo Videgaray, a sus “significativas contribuciones” durante la renegociación del TMEC y al “papel fundamental” que jugó a lo largo de todo el proceso.

Dolia Estévez es periodista independiente en Washington, D.C. Inició su trayectoria profesional como corresponsal del diario El Financiero, donde fue corresponsal en la capital estadounidense durante 16 años. Fue comentarista del noticiero Radio Monitor, colaboradora de la revista Poder y Negocios, columnista del El Semanario y corresponsal de Noticias MVS. Actualmente publica un blog en Forbes.com (inglés), y colabora con Forbes México y Proyecto Puente. Es autora de El Embajador (Planeta, 2013). Está acreditada como corresponsal ante el Capitolio y el Centro de Prensa Extranjera en Washington.

Sin Embargo
Por Dolia Estévez
Ciudad de México
Jueves 21 de marzo de 2019.

   
Paul Manafort, exjefe de la campaña del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, es sentenciado a 47 meses de cárcel por fraude fiscal y bancario.

La condena contra Manafort no tiene relación con las actividades que desempeñó como jefe de la campaña de Trump, aunque es producto de la investigación sobre la trama rusa que encabeza el fiscal especial Robert Mueller.

Manafort, de 69 años, enfrentaba hasta 24 años de cárcel por los delitos de fraude fiscal y bancario por los que fue condenado, pero el juez del caso, T.S. Ellis, con tribunal en Virginia, afirmó que esa cifra hubiese sido excesiva.

Por su parte, el que fuera jefe de campaña de Trump entre junio y agosto de 2016, dijo antes de recibir la condena que se sentía "humillado y avergonzado" y pidió a Ellis que fuera benévolo.

Manafort fue puesto en arresto domiciliario tras su imputación el 30 de octubre de 2017, pero el 15 de junio del año pasado se decretó su ingreso en prisión al ser acusado de intentar influir en las declaraciones de otros testigos.

La condena recibida está relacionado con el trabajo de Manafort para Gobiernos extranjeros entre 2006 y 2017, por el que no cotizó al erario público.

De hecho, Manafort tuvo que dimitir como jefe de campaña de Trump tras descubrirse que había ocultado a las autoridades un pago de 12,7 millones de dólares que recibió por asesorar al depuesto presidente ucraniano Víktor Yanukóvich (2010-2014).

Además de su proceso por fraude fiscal y bancario, Manafort aún tiene pendiente otro caso, ese sí vinculado a la investigación de Mueller sobre la presunta injerencia rusa en las elecciones de 2016, por haber mentido a los fiscales tras alcanzar un acuerdo de colaboración con ellos para recibir una condena reducida.

Está previsto que Manafort reciba esa segunda condena el próximo miércoles, 13 de marzo.

Mueller y sus fiscales investigan la supuesta injerencia del Kremlin en los comicios presidenciales de 2016, así como los posibles contactos entre miembros de la campaña de Trump y funcionarios rusos.

AP-EFE
ALEXANDRIA, EUA
Jueves 07 de marzo 2019.

Página 1 de 12

 

El mundo es comprendido por el paradigma, es la forma por la cual es entendido el mundo, el hombre y por supuesto las realidades cercanas al conocimiento.

Síguenos en Twitter