La Policía Federal detiene a Martiniano de Jesús Jaramillo involucrado en una de los peores crímenes del cartel

Las autoridades mexicanas lograron este martes la captura de un jefe regional del cartel de Los Zetas vinculado al asesinato de 72 migrantes ocurrido en 2010 en San Fernando, en el nororiental Estado de Tamaulipas, una de las peores masacres del grupo armado.

El detenido, Martiniano de Jesús N de 56 años, también conocido como Pata de queso o Z-74, fue identificado como jefe regional de Los Zetas, grupo que presuntamente coordinó la masacre de 72 migrantes en un rancho de San Fernando.

Martiniano fue detenido en un hospital de Ciudad Victoria (Tamaulipas), como resultado del trabajo de los investigadores que lograron precisar su identidad y establecer la zona en la que se movía habitualmente.

La Policía Federal considera a Martiniano un "generador de violencia" en Tamaulipas y el presunto coordinador de las actividades de un grupo de asesinos responsable de desapariciones y secuestros en la carretera de San Fernando en 2010.

Las investigaciones lo vinculan además con el asesinato de la representante del colectivo de desaparecidos de San Fernando, que se registró en mayo de este año, y con varios secuestros, entre ellos el de un estadounidense.

Después de ser capturado, Martiniano fue trasladado a las instalaciones de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada de la Procuraduría General de la República en la Ciudad de México.

Por la masacre de San Fernando, las autoridades mexicanas han procesado hasta ahora a unos 80 presuntos responsables.

La masacre de 72 migrantes en San Fernando debe ser calificada como una "grave violación de derechos humanos", de acuerdo con Fundación para la Justicia y el Estado Democrático de Derecho.

EFE
Ciudad de México
Martes 14 / 11 / 2017.

El Cártel de Sinaloa, con la estructura al mando de Joaquín El Chapo Guzmán, quien se encuentra encarcelado en Estados Unidos desde enero, encabeza las organizaciones que llevan droga a 51 países

Los cárteles mexicanos con sus socios locales han conquistado el escenario de la droga a nivel mundial y el imperio que construyó Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán se mantiene como el de mayor influencia, a pesar de que está encarcelado en Estados Unidos. Los mercados de la cocaína, heroína, metanfetaminas y precursores químicos de 51 países en los cinco continentes son dominados por nueve organizaciones del narcotráfico que se adueñaron de las rutas para el tráfico de estupefacientes, reporta la Procuraduría General de la República (PGR).

A lo largo de los años exploraron nuevos caminos para expandir su imperio, incluido el tráfico de armas y para ello utilizan semisumergibles, aviones, barcos o vehículos terrestres. Se trata de nueve cárteles mexicanos que tienen presencia en el mundo como consecuencia de la alianza que han acordado con criminales colombianos, mafias italianas, africanas y pandillas que dominan los territorios locales. Entre ellos están el Cártel Sinaloa o Pacífico, los Beltrán Leyva, el Cártel Jalisco Nueva Generación y Los Zetas, entre otros.

Vía marítima las organizaciones utilizan los países como Benín, Burkina Faso, Gambia, Ghana, Guinea, Guinea-Bissau y Senegal; vía aérea la droga llega por Cabo Verde, Guinea-Bissau, Malí, Mauritania y Sierra Leona. África Occidental y la región del Sahel se han convertido en la ruta de tránsito más importante para el tráfico de cocaína desde los países latinoamericanos. “Existen dos rutas importantes para el ingreso de cocaína proveniente de países de América Latina a Europa, una enviándola directo hacia España; y otra, utilizando naciones intermediarias de África Occidental y el Sahel como lugares de almacenamiento y distribución”, menciona un reporte de la PGR.

El imperio de ‘El Chapo’

Aunque se encuentra preso en Estados Unidos desde enero de este año, el imperio de Joaquín El Chapo Guzmán se mantiene como el más grande.

Un documento de la Agencia de Investigación Criminal (AIC), al que tuvo acceso este diario, elaborado por el Centro Nacional de Planeación, Análisis e Información para el Combate a la Delincuencia (Cenapi), revela que el Cártel de Sinaloa tiene influencia o presencia en 43 países.

Fundado entre 1989 y 1990, esa organización tiene fragmentaciones desde la extradición a Estados Unidos de Guzmán Loera; sin embargo, la principal escisión la controlan sus hijos Iván y Alfredo Guzmán, junto con Ismael El Mayo Zambada, y recientemente, de acuerdo con la Administración para el Control de Drogas (DEA), se sumó a esa confrontación interna Rafael Caro Quintero.

De manera estratégica, el grupo acapara Centro, Sudamérica y parte del continente africano para llegar a Europa.

Los 43 países en los que opera son Canadá, Estados Unidos, Guatemala, El Salvador, Honduras, Costa Rica, Panamá, República Dominicana, Trinidad y Tobago, Colombia, Ecuador, Perú, Bolivia y Chile. Además de Uruguay, Argentina, Senegal, Gambia, Guinea-Bissau, Guinea, Sierra Leona, Liberia, Costa de Marfil, Cabo Verde, Ghana, Togo, Benín, Nigeria, África Occidental, Sudán, Reino Unido, Holanda, Alemania, Francia, Portugal, España, Emiratos Árabes, India, China, Filipinas, Malasia, Indonesia y Australia.

Zetas, los sanguinarios

Los Zetas, grupo fundado por ex militares de fuerzas especiales, es la segunda con mayor alcance en el mundo. El texto al que se tuvo acceso menciona que esa organización tiene presencia en 20 naciones.

Sus principales líderes han sido detenidos o abatidos, como Miguel Ángel y Omar Treviño Morales, El Z-40 y El Z-42; sin embargo, la organización catalogada por las autoridades mexicanas como la más sanguinaria sigue en operación.

La DEA identifica que en este momento está a la cabeza Juan Gerardo Treviño Chávez, El Huevo. Se presume que es sobrino de los Treviño Morales y a sus 31 años es el líder de la estructura; aunque las autoridades mexicanas también identifican a Maxiley Barahona Nadales, El Contador, como un jefe.

Su zona de operación alcanza 20 países que son Estados Unidos, Guatemala, Salvador, Costa Rica, Panamá, Nicaragua, Honduras, Belice, Venezuela, Colombia, Ecuador, Argentina, Sierra Leona, África Occidental, España, Italia, Rusia, Emiratos Árabes, China y Japón. 

Inició como brazo armado del Cártel del Golfo y cuando se independizó comenzó a buscar nuevos mercados; fue una de las que innovó en las alianzas con la mafia italiana de la Ndrangheta, así como los grupos africanos.

Cártel Jalisco, crecimiento acelerado

Con apenas 10 años de fundación, el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), identificado por las autoridades como la organización con más recursos financieros, ocupa el tercer lugar en expansión a nivel mundial. La DEA la define como la organización que creció muy rápido y se convirtió en una de las más poderosas no sólo por el despliegue interno dentro de México, conquistando plazas que controlaban otras organizaciones, sino por el tipo de armas de alto poder con capacidad para enfrentar al Ejército mexicano, lo mismo que vehículos para movilizar la droga y una estrategia de violencia en las zonas en las que tiene presencia.

Es la organización que dentro del territorio mexicano es la que tiene capacidad para enfrentar el liderazgo que tiene el Cártel de Sinaloa.

Encabezada por Nemesio Oseguera Cervantes, El Mencho, y Jorge Luis Mendoza Cárdenas, La Garra, se extendió a 14 países que son Estados Unidos, Guatemala, El Salvador, Costa Rica, Panamá, Nicaragua, Honduras, Belice, Colombia, Bolivia, África Occidental, India, China y Japón. Su principal actividad es la cocaína, heroína y las drogas sintéticas.

Oseguera Cervantes, originario de Michoacán, inició sus actividades a las órdenes de Ignacio Nacho Coronel; sin embargo, tras su muerte en julio de 2010 durante un enfrentamiento con militares, el Cártel del Milenio tuvo escisiones, una de ellas dio origen al CJNG.

Nemesio tomó el control y junto con su brazo financiero, identificado como Los Cuinis, operado por los hermanos González Valencia, comenzaron a extenderse, aumentar su capacidad financiera y de fuego, mientras el gobierno mexicano se centró en desmantelar otros cárteles.

En marzo pasado, la Policía Nacional de Colombia, en coordinación con la DEA, dio un fuerte golpe al Cártel Jalisco Nueva Generación y al de Sinaloa al desarticular una banda que les proveía de cocaína.

Según la información de la procuraduría, “la organización estaba conformada por una escisión de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) que mensualmente traficaban ocho toneladas de cocaína para El Mayo Zambada y Nemesio Oseguera”.

Contaban con tres rutas para el abastecimiento en altamar, una cerca de las islas Galápagos, otro a la altura de la isla Coco y uno más a 180 millas entre México y Guatemala; se detectó que se estaban sofisticando para el trasiego con una flotilla de semisumergibles y avionetas.

Las células de la Familia

La Familia Michoacana fue uno de los principales objetivos del gobierno mexicano. Tuvo una ruptura importante al crearse Los Caballeros Templarios; sin embargo, continúa en el radar mundial.

Se logró detener y abatir a sus principales líderes y fundadores, por ejemplo, Jesús El Chango Méndez; Nazario Moreno González, El Chayo; Servando Gómez Martínez, La Tuta; Enrique Kike Plancarte; Mario Alberto Romero Rodríguez, El Tucán, y Francisco Galeana Núñez, El Pantera, por mencionar algunos.

La información a la que se tuvo acceso refiere que tiene presencia o influencia en ocho países que son Canadá, Estados Unidos, Ecuador, España, Bulgaria, Holanda, India y China. De acuerdo con el informe Drogas, el Estado y la Sociedad en África Occidental, se estimó que en 2010 se traficaron 18 toneladas de cocaína pura a Europa; esa cifra pasó por naciones de África Occidental. Puntualiza que el aumento del tráfico de drogas en ese continente ha contribuido, junto con otras actividades delictivas, al aumento del lavado de dinero en esa región.

“Normalmente, los recursos del narcotráfico derivan de varias fuentes, por ejemplo, producción local o venta de narcóticos importados. También hay beneficios generados por las empresas secundarias relacionadas con el tráfico de drogas, tales como proveedores de identidad falsa, reclutadores o empaquetadores de drogas”, detalla el documento.

La expansión del Cártel del Golfo

En la guerra contra el narcotráfico otro de los objetivos era desmantelar al Cártel del Golfo, considerado en su momento uno de los más fuertes bajo el mando de Osiel Cárdenas Guillen, El Mata Amigos, y Antonio Cárdenas Guillén, Tony Tormenta.

Los líderes están identificados como José Antonio Romo López, Don Chucho, y José Alfredo Cárdenas Martínez, El Contador, aunque mermado en comparación con los otros grupos, el Cártel del Golfo opera en seis países: Estados Unidos, Guatemala, Honduras, Colombia, Ecuador e Italia. 

En marzo de 2016, la Agencia Nacional Antidrogas de Nigeria informó la detención en los estados de Lagos y Anambra, de ocho personas, cuatro de ellos de origen mexicano.

Los connacionales fueron identificados como José Bruno Cervantes Madrid, Pastiano Rivas Ruiz, Cristóbal Castillo Barraza y Pedro Partida González, supuestamente eran asesores técnicos para laboratorios clandestinos con una capacidad para producir entre tres y cuatro toneladas de metanfetamina.

Para las autoridades nigerianas, el kilo de esa sustancia se cotiza en 6 mil dólares; sin embargo, si llega al mercado asiático el precio alcanza los 300 mil dólares, según la información consultada.

Además, el 24 de noviembre de 2008 dos personas provenientes de Sudáfrica fueron detenidos en un hotel ubicado en Paseo de la Reforma, en la Ciudad de México; se trata de Ayissi Jean Xaveria y Albert Njalle Ekoule. Al interior de un maletín asegurado les fueron encontrados 21 paquetes de papel, de los cuales 20 contenían billetes de 100 dólares y un teléfono celular; las autoridades mexicanas habían recibido una denuncia en la que se informaba que los detenidos venían de Francia con el objetivo de comprar armas de fuego y explosivos a un miembro del Cártel del Golfo.

Arellano Félix y Beltrán Leyva

Las estructuras de la organización de Los Arellano Félix, conocida también como Cártel de Tijuana, han sido prácticamente desmanteladas; sin embargo, aún tienen influencia el mundo de las drogas con las nuevas generaciones.

El documento de la AIC menciona que “tienen presencia en cuatro países: Estados Unidos, Colombia, Perú y Argentina.  El Cártel de Los Beltrán Leyva también tiene influencia en Canadá y España.  Se identifica a Fausto Isidro Meza Flores, El Chapito Isidro, y a José Luis Ruelas Torres, como los jefes”.

Es una de las organizaciones que, tras la caía de Arturo Beltrán Leyva, El Barbas, tuvo grandes rompimientos; sin embargo, quien permaneció al frente de la organización fue su hermano Héctor, El H, hasta octubre de 2014 cuando fue capturado. El Chapito Isidro, junto con Alfredo Beltrán Guzmán, El Mochomito, sobrino de El Chapo Guzmán, intentaron desplazar a los hijos de Joaquín para tomar el control del Cártel de Sinaloa, pero la fuerza de los hijos, con el apoyo de El Mayo Zambada, lo evitaron.

Caballeros Templarios y Carrillo Fuentes

Con menos presencia, pero aún vigentes, se encuentran Los Caballeros Templarios, una escisión de La Familia Michoacana, y el grupo de los Carrillo Fuentes, también conocidos como el Cártel de Juárez.

Ambos tienen influencia en tres países, además de México. Por una parte, Los Templarios se encuentran en Canadá, Estados Unidos y China; mientras que el Cártel de Juárez influye en los mercados de Estados Unidos, Colombia y Perú.

La DEA identifica a Carlos Arturo Quintana, El 80, y a Julio César Olivas Torres, El Sexto, como los líderes del cártel de los Carrillo Fuentes.

Quintana se encuentra dentro de la lista de los más buscados del FBI y cobró notoriedad por su forma de operar violenta junto con su grupo de sicarios. De acuerdo con las autoridades, es una pieza clave para el Cártel de Juárez.

El Universal
Dennis A. García
Ciudad de México
Sábado 11 noviembre 2017.


Washington. -Tres días después de que el gobierno del presidente Donald Trump, actualizara la advertencia a los ciudadanos de Estados Unidos de los peligros que implica viajar a México, el diario The Washington Post colocó al puerto de Acapulco, Guerrero, como la capital número uno del homicidio.

En amplio reportaje de primera plana en su edición impresa de este viernes, el influyente y poderoso rotativo de la capital estadunidense describe un Acapulco decadente, saturado de violencia y bajo un ambiente de casi total anarquía.

El periódico estadunidense tituló el reportaje como “El mortal descenso de Acapulco”, que para darle un toque mayor de terror en la primera plana; lo ilustra con dos fotografías en blanco y negro, en una de las cuales se ve a cuatro forenses cargar en una bolsa de plástico los restos de una persona que fue decapitada, descuartizada y enterrada en la Colonia Barranca de la Laja.

“En medio de la aterradora violencia, la ciudad que fuera de México la capital número uno para la diversión y tomar el sol, lo es ahora pero del homicidio”, destacó el Washington Post en el subtítulo del reportaje firmado por el reportero Joshua Partlow.

Con sumo detalle, el despacho expone cómo en los barrios más pobres de Acapulco, los negocios son víctimas del crimen organizado ya que a los comerciantes locales tienen que pagar semanalmente a los criminales cuotas para dejarlos trabajar u operar, porque de lo contrario los matan.

Como ejemplo de esta situación, el artículo detalla que en el barrio Renacimiento, todos los viernes en el estacionamiento de un Oxxo, tres jóvenes armados, a bordo de un automóvil Nissan-Tsuru, color blanco, colectan en una bolsa de plástico color negro 100 pesos por cada conductor de taxis que opera en la zona.

“En cada uno de los últimos cinco años, Acapulco ha sido la ciudad más mortal de México. Un maratón de asesinatos que ha vaciado los vecindarios de las colinas y golpeado las colonias que raramente visitan los turistas”, enfatiza el Washington Post.

Tomando las cifras oficiales respecto a los homicidios, el diario anota que en lo que va de este año se han reportado 412 asesinatos en Acapulco, que tiene una población de 700 mil habitantes. En contraste, el Washington cita al periódico local, El Sur, que tiene un registro de 466 homicidios en los primeros siete meses de 2017.

“Pese a todo, el término ‘guerra contra las drogas’ describe muy poco de lo que está pasando en Acapulco”, subraya el Washington Post en el reportaje que ocupa dos páginas en el interior del diario.

El diario achaca la decadencia de lo que fuera uno de los puntos turísticos de México más prestigiados y famosos en el mundo (en las décadas de los años 60 y 70 del siglo pasado), al dominio de los barrios y sus calles por parte de las pandillas, los cárteles del narcotráfico y la corrupción gubernamental.

Pandillas como la 221, Los Locos y otras 18 que se calcula operan en Acapulco, son especialistas en extorsión, secuestros, robo de autos y asesinatos. La mayoría de sus víctimas son personas totalmente inocentes e indefensas.

La ahora incontrolable situación por el crimen y la violencia que impera en Acapulco, de acuerdo al reportaje, inició hace una década con la incursión al puerto del Cártel de los Beltrán Leyva en la venta de drogas. Y posteriormente por la disputa por ese mercado entre los Beltrán Leyva con grupos rivales como Los Zetas y el Cártel de Sinaloa.

Con el arresto de algunos de los jefes de estas organizaciones, la plaza para la venta de drogas de Acapulco fue tomada por fracciones rivales y más pequeñas como el Cártel Independiente de Acapulco, el Cártel del Pacifico Sur y La Barredora; grupos que contratan como operadores a todos los pandilleros de la ciudad.

“En Acapulco el resultado ha sido un caleidoscopio feudal de criminales”, establece The Washington Post.

El cuasi estado de anarquía en Acapulco fue el detonador para que en los últimos años cerraran sus puertas más de 2000 negocios.

Esta semana, el Departamento de Estado actualizo su advertencia de viajes a México para los ciudadanos estadunidenses, en la cual les hace notar que eviten puntos turísticos precisamente como Acapulco, porque podrían ser víctimas de crímenes como los que sufren los ciudadanos del decadente puerto con playas hermosas.

Proceso
Washington Post
J. Jesús Esquivel
Washington, DC, EU.
Viernes 25 de agosto de 2017.


Las operaciones militares lograron frenar la ordeña de ductos en Puebla, pero ésta se disparó en cuatro estados colindantes.

Cifras de Pemex establecen que en el primer semestre de 2017 el número de tomas clandestinas halladas en ductos de la petrolera en Puebla disminuyó en 8 por ciento, al pasar de 732 a 667 tomas ilegales. Sin embargo, Veracruz, Hidalgo, Morelos y el Estado de México reportaron cifras récord.

Hidalgo registró un aumento de 198 por ciento, al pasar de 152 puntos de ordeña en el primer semestre de 2016, a 453 al mismo periodo de este año.

Veracruz escaló en 75 por ciento, al pasar de 308 a 542; y el Estado de México reportó un incremento del 108 por ciento, al pasar de 220 a 459 tomas clandestinas.

El caso más grave en la ordeña de combustible este año es Morelos, pues los huachicoleros instalaron en seis meses 159 tomas ilegales de combustible, contra las 22 del 2016, lo que representa un aumento del 622 por ciento.

Fuentes del Ejército reconocieron que las operaciones para frenar el robo de hidrocarburos detonaron en un efecto cucaracha de los ordeñadores.

Este año, el Gobierno federal centró sus tareas anti ordeña en Puebla, a través de distintos operativos que tenían como foco la captura de cabecillas huachicoleros.

El 5 de julio fue detenido Pablo Morales Ugalde, Alcalde de Palmar de Bravo, por su probable responsabilidad en la comisión del delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita y vínculos con el robo de combustible.

El 3 de mayo, un grupo de soldados se enfrentó contra huachicoleros en Palmarito, con un saldo de cuatro soldados y seis civiles muertos.

Roberto N., alias "El Bukanas", líder de un grupo criminal que controla el robo de hidrocarburo, el secuestro, la extorsión y el asalto a transporte en carreteras en el llamado Triángulo Rojo, logró escapar de autoridades federales y estatales tras un enfrentamiento ocurrido el viernes, en el que murió un elemento de la Marina y cuatro delincuentes.

La ordeña tiene presencia en 22 municipios de Puebla, pero está concentrada principalmente en Tepeaca, San Martín Texmelucan, Quecholac, Palmar de Bravo y Acatzingo.

"No es un número alto (la reducción en el hallazgo de tomas clandestinas), pero se logró detener la expansión de estos puntos de ordeña. Cada año subía", opinó un mando de la 25 Zona Militar con sede en Puebla.

Las operaciones militares también se llevaron a cabo en Tlaxcala, donde las tomas clandestinas bajaron un 58 por ciento, al pasar de 62 a 26 en el mismo periodo.

No obstante, para la milicia, en Tlaxcala el foco rojo se centra en Calpulalpan y Nanacamilpa, en donde advirtieron una colusión de autoridades municipales y estatales para robar combustible.

Reforma
Benito Jiménez
Ciudad de México
Martes 25 de julio de 2017.


Un motín al interior del penal de Acapulco dejó un saldo de 28 muertos y tres heridos, masacre previa a la reunión privada entre el secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John F. Kelly, y los titulares de la Defensa y Marina, Salvador Cienfuegos y Vidal Soberón.

Esta tarde, el gobierno del priista Héctor Astudillo Flores confirmó que la cifra oficial de la matanza al interior del penal de Acapulco es de 28 muertos y tres lesionados.

A través de una conferencia realizada en el puerto, el vocero de Seguridad en la entidad, Roberto Álvarez Heredia, informó este hecho luego de que las autoridades estatales pretendieron minimizar la tragedia argumentando que se había tratado de una riña y que el saldo era de sólo cinco muertos y un herido.

Los hechos de violencia se registraron cerca de las 5:00 horas cuando custodios reportaron detonaciones de arma de fuego al interior de la cárcel, indican reportes oficiales consultados por Apro.

El penal de Las Cruces se ubica en el cinturón de miseria del principal destino turístico de la entidad, alejado de la avenida costera Miguel Alemán, misma que fue blindada por la visita del funcionario del gobierno estadunidense.

Los informes refieren que el director del centro penitenciario, Miguel Ángel Gómez Garduño, precisó que la agresión armada se registró en el módulo denominado “de máxima seguridad”, donde se alojan internos acusados de formar parte de la delincuencia organizada.

Después del tiroteo, al menos 500 internos salieron de sus celdas, y los custodios de una torre de vigilancia reportaron cinco presos ejecutados, refirieron los primeros informes.

De acuerdo con imágenes aéreas difundidas por el gobierno de Héctor Astudillo Flores, se observan cinco hombres decapitados en la entrada principal de la cárcel; además, sobre las víctimas dejaron escritos mensajes en cartulinas.

En otro punto del penal se observa el cuerpo de otra persona más abatida sobre una plancha de concreto.

El penal de Las Cruces, donde están recluidos más de dos mil personas, es considerado como una plaza del narcotráfico dentro del mismo puerto de Acapulco, espacio que se disputan las pandillas locales.

Proceso
Ezequiel Flores Contreras
Acapulco, Guerrero, México
Jueves 06 de julio de 2017.


Una asociación de transportistas reconoce que sus miembros adquieren de manera clandestina combustible hasta 58% más barato que en las gasolineras.
    
La 'ordeña' a ductos de Pemex es un negocio que crece sin control y que involucra a las empresas.

El combustible robado a Pemex por los 'huachicoleros' termina también en manos de las empresas. Una asociación de transportistas acaba de admitir que sus agremiados compran esta gasolina y diésel.

“Es más barato. El litro de diésel lo venden en 10 pesos y en la gasolinera a 17 pesos, además que ahí también se lo compran a los huachicoleros”, señaló Rafael Ortíz, presidente de la Asociación Mexicana de Organizaciones de Transportistas (Amotac), que cuenta con 83,000 afiliados en el país.

El representante del sector señaló que no son la única organización de transportistas que lo hace, pero sí la única que lo admite. “Basta ver cómo se paran los camiones en las carreteras, ahí están los de las otras asociaciones”, asegura.

El robo de combustible se registra principalmente en las carreteras de Puebla, Veracruz y San Luis Potosí.

"Nosotros lo consumimos porque nos es conveniente, pero no lo robamos. Sí merecemos un castigo adelante, pero no somos los únicos. También se debe investigar a las gasolineras”, acusó.

La Organización Nacional de Expendedores de Petrolíferos (Onexpo) no respondió a la petición de Expansión para hablar del tema. En una rueda de prensa realizada hace unos meses, José Ángel García Elizondo, presidente saliente de Onexpo, habló sobre las irregularidades que presentan las gasolineras de estados como Veracruz, Puebla, Guanajuato y Tamaulipas, y dijo que han visto reducidas sus ventas entre el 5% y el 50%, tanto por el comercio ilegal de combustible como por el alza en los precios que se dio desde inicios de año.

Las empresas más afectadas están en las zonas donde se han detectado más robos y tomas clandestinas a los ductos de Pemex, detalló el representante gremial.

Cárcel al comprador

El transportista que compra diésel robado comete un ilícito y las autoridades deben meterlo a la cárcel, coinciden las organizaciones de transportistas.

“Si alguien aceptó que incurrió en un ilícito, como la compra de combustible robado, debe estar en la cárcel”, señaló Refugio Muñoz, vicepresidente de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar).

Además, implica un doble delito: por un lado, obtiene un producto robado, y por otra parte evita el pago del impuesto por la compra del producto, resaltó Leonardo Gómez, director general de la Asociación Nacional del Transporte Privado (ANTP), que agrupa a 120 de las principales empresas productoras del país.

Expansión
Enrique Torres
Ciudad de México
Martes 4 de julio de 2017.


El presunto líder del Cártel de Jalisco Nueva Generación, Ricardo Arturo Pacheco Tello, "El Quino", con operación en Veracruz, fue abatido por efectivos de la Marina en Chipilo, Puebla.

El gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes, confirmó el deceso del líder criminal por quien se ofrecía recompensa de un millón de pesos a quien proporcionara informes sobre su ubicación.

El hecho ocurrió aproximadamente a las 14:00 horas sobre la calle Diagonal 5 Poniente y la calle Santa Rosa, sin embargo, no se han aportado más datos sobre lo ocurrido.

La Marina desplegó una operación luego de que, mediante información de inteligencia, localizara a ‘El Quino’ en esa ciudad, escoltado por al menos cinco hombres.

Tras su ubicación, se desató un enfrentamiento cerca del centro de Chipilo con saldo preliminar de dos muertos, entre ellos ‘El Quino’.

Los primeros reportes establecen que fueron detenidos otros tres hombres, en tanto que otro grupo de agresores logró darse a la fuga.

Policías estatales han confirmado que personal de la Secretaría de Marina mantiene acordonadas varias calles.

Reforma
Ciudad de México
Sábado 1 de julio de 2017.


En documento obtenido por EL UNIVERSAL, Segob reconoce que en el municipio se ha naturalizado el comercio sexual y las agresiones contra mujeres


La población en el estado de Tlaxcala percibe como natural el delito de trata de mujeres, quienes viven violencia física, patrimonial y sexual.

Los niños del municipio de Tlaxcala también viven diversos tipos de maltrato infantil, entre los que destacan la violencia psico-emocional, física y sexual, se resalta en el Diagnóstico Integral del Programa Nacional de Prevención de la Violencia y la Delincuencia 2016 (Pronapred), realizado por la Secretaría de Gobernación (Segob).

Según lo concluido en el documento obtenido por EL UNIVERSAL, “se ha naturalizado para la población en general un dramático comercio sexual, que ha maquillado uno de sus indicios reciclados: la trata de personas con fines de explotación sexual, disfrazado de una especie de labor o trabajo de índole sexual donde muchos actores son beneficiados y las mujeres en situación de prostitución son explotadas libremente”.

Se destaca que “la problemática asociada a los casos de trata de personas en el estado de Tlaxcala, está íntimamente ligada a la gestación de una cultura proxeneta especialmente detectada en los municipios del sur de la entidad”.

Según el diagnóstico, en el municipio de Tlaxcala 32.8% de las mujeres sufren violencia sicológica; 28%, violencia física; 19%, violencia económica; 14.9%, padecen violencia patrimonial y 16.8% son agredidas sexualmente.

De los testimonios recabados por la Segob, las víctimas de trata afirmaron que el sistema judicial del estado referido tolera la prostitución y participa en actos de extorsión y petición de favores sexuales a cambio de dejarlas trabajar, situación que se presenta principalmente en la región de Huamantla.

La Segob reconoció que el trabajo que realizan las autoridades de los tres niveles de gobierno para lograr un acercamiento a la realidad de la trata de personas en el estado, es positivo pero indicó que los esfuerzos entre autoridades y sociedad civil no han sido suficientes para que los grupos que padecen el delito dejen de ser vulnerables a él.

“Se requiere profundizar sobre el estudio de los modus operandi de los proxenetas. Así como conocer los perfiles de las masculinidades y feminidades, tanto de los poblados afectados, como del mismo sistema judicial y policial, para saber dónde se encuentran alojadas las anomalías que acrecientan y han impedido la erradicación del problema”, puntualiza el documento.

Para Areli Rojas, de la Fundación ¿Y quién habla por mí?, dedicada a luchar contra las violaciones cometidas a los niños, como la trata de personas, lo que está fallando es la prevención y que la normalización de la trata y de la violencia ha derivado en que se convierte en el modo de sobrevivir de familias enteras.

“Tlaxcala y una parte de Puebla tienen familias enteras que se dedican al negocio de la trata de personas. Estas normalizaron esta conducta así como la violencia hacia las mujeres, las niñas y los niños. No lo ven como un delito porque es su forma de sobrevivir”, dijo en entrevista.

“Se ha fallado muchísimo en la prevención y en generar oportunidades para que las nuevas generaciones, jóvenes, niños y niñas, vean otra forma de allegarse de ingresos. Se puede hacer mediante intervención social con más escuelas primarias, secundarias, llevar otras actividades a la población joven y otras propuestas económicas para que dejen de dedicarse a la trata”.

La Segob indicó que el problema de trata ha migrado a las redes sociales, sin embargo no establece recomendación alguna de cómo atender esta “mutación” del delito.

Encontró que los clientes de trata tienen tres principales perfiles: “Hombres que buscan a prostitutas por considerar que su esposa no es para las cosas que a ellos les gustan”, como el sexo oral; quienes presumen de no ir a antros o centros nocturnos por temor a que los vean, razón por la que se trasladan a Puebla o a la Ciudad de México para solicitar el servicio de una prostituta. Y el de quienes consideran que las prostitutas constituyen “amores más sinceros”, puesto que los aman porque les pagan.

En Tlaxcala, el comercio sexual funciona a través de redes migratorias regionales que invitan, consumen y reconfiguran a mujeres en situación de prostitución, clientes y diversos actores involucrados, señala la Segob.

Para Bertha Islas, agente del Ministerio Público de la Fiscalía de Trata de Personas de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México, hace falta distinguir entre quienes realmente son víctimas de trata y quienes no.

“Lo que está haciendo la autoridad, más que limpiar las calles, es decir ‘ya no está pasando nada’ y sólo están ocultando que estas mujeres realmente no son víctimas de trata”, explicó en entrevista.

“Lo único que podemos hacer es prevenir y difundir, sobre todo con los jóvenes, lo que ocurre con la trata, para que identifiquen los focos rojos para cuando una persona está tratando de engancharlos para tratarlos, especialmente en las redes sociales, porque comúnmente operan con perfiles falsos de menores de edad para que las chicas se enamoren de ellos y resulta que son hombres dedicados a la trata”.

Durante 2014, el Instituto Estatal de la Mujer (IEM) detectó que el 96.8% de los casos de violencia contra ellas ocurre en el seno familiar y al menos el 6.83% de las mujeres atendidas por ese organismo reportaron casos de violencia sexual.

Señaló que los funcionarios del IEM no clasifican correctamente los casos de violencia hacia la mujer.

La dependencia advirtió que el gobierno suele perseguir abiertamente a las mujeres que se dedican a la prostitución, sin detenerse a observar a los clientes como parte del problema.

“Se criminaliza a las mujeres, pero no a quienes circundan, gestan y administran el problema. Mucho menos a quienes consumen”.

Las mujeres sufren agresiones en forma de apodos, insultos, comparaciones con otras personas, gritos, palabras soeces, bullying, silencios prolongados, llamadas de extorsión, acoso en redes sociales, reproches, humillaciones.

A pesar de ello, en el municipio de Tlaxcala existen pocos lugares considerados peligrosos por las mujeres. En general los lugares de riesgo son las escuelas, el transporte público, las carreteras y las redes sociales.

La violencia sexual, explicó la dependencia, es la que más afecta socialmente a la mujer tlaxcalteca, particularmente porque en el municipio se presentan casos de trata y acoso sexual en los ámbitos laborales y escolar.

Este tipo de maltrato es generalizado en estudiantes de secundaria, preparatoria y universidad por parte de los profesores, situación que ya preocupa a los padres de familia.

“Este hecho preocupa particularmente a las madres de familia, quienes  han observado que desde hace dos años en las escuelas públicas se ha pedido a las jovencitas un determinado tamaño de la falda escolar [corta], lo que hace que las chicas sean objeto de acoso”, registró la Segob.

Datos de observatorios ciudadanos, como la Red por los Derechos de la Infancia en México, indican que en 2011, Tlaxcala tenía una prevalencia igual a la nacional en el maltrato infantil.

Parte de la violencia física que padecen las mujeres en el estado se manifiesta desde la infancia.

Esto, debido a que las niñas de Tlaxcala han sido agredidas con cachetadas, golpes con palos, cables, cinturones; empujones, zapes, patadas, pellizcos, codazos, quemaduras, intentos de estrangulamiento, jalones de cabello y orejas.

El Universal
Diana Lastiri
Tlaxcala, México
Sábado 1 de julio de 2017.


Óscar González Tolentino, exalcalde auxiliar de Lázaro Cárdenas, municipio de Venustiano Carranza, quien fue levantado la noche del lunes por un comando, fue localizado este martes calcinado en el interior de un taxi en Veracruz.

González Tolentino era militante del PRI y laboraba como enlace de gestión de programas sociales del diputado federal Carlos Barragán Amador.

De acuerdo con testimonios, fue alrededor de las 9 de la noche del lunes 5 que un grupo de sujetos armados irrumpió en el domicilio de González Tolentino en la localidad de Lázaro Cárdenas, conocida también como La Uno, en la Sierra Norte de Puebla, para llevárselo por la fuerza a bordo de un taxi, con rumbo desconocido.

Poco después de la medianoche de ayer, policías de Poza Rica recibieron el reporte de que un taxi sin placas estaba calcinado en el kilómetro 206+500 de la autopista México-Tuxpan, en las inmediaciones del municipio de Tihuatlán.

En el asiento trasero de esa unidad se encontraba el cuerpo de González Tolentino, cuyo cadáver ya fue identificado por sus familiares.

Este es el quinto asesinato ocurrido en el año que tiene como víctima a una autoridad o exautoridad municipal de Puebla.

Apenas el 31 de marzo el exalcalde de Altepexi, Delfino Alfonso Hernández, fue asesinado en la ciudad de Tehuacán por dos sujetos que se desplazaban en una motocicleta y que aparentemente pretendían asaltarlo.

El 9 de febrero, el regidor de Industria y Comercio del municipio de Quecholac, Jorge Hernández Jiménez, fue encontrado muerto junto con otras tres personas en el interior de una casa en la población de San Isidro Monterrosas, en Palmar de Bravo.

Agustín Guerrero Rojas, regidor de Obra Pública del municipio de Quimixtlán, fue ejecutado el 2 del mismo mes. Su cuerpo fue localizado a bordo de su carro, que en el parabrisas tenía un mensaje: “Esto les ba a pasar a los que no paguen pizo” (sic).

El 25 de enero, el alcalde de Tepexco, Antolín Vital, fue ejecutado a balazos cuando conducía su camioneta sobre la carretera federal Atlixco-Izúcar de Matamoros.

En tanto que de 2013 a 2016, en la administración de Rafael Moreno Valle, se cometieron otros cinco asesinatos de funcionarios y exfuncionarios municipales.

Proceso
Gabriela Hernández
Ciudad de Puebla, Mx.
Martes 6 de junio de 2017.


El periodista John Gibler presenta en España su libro 'Fue el Estado', sobre la matanza de Iguala

John Gibler (Texas, 1973) coge el teléfono en la Librería Libre de Santander, donde presenta su libro Fue el Estado (Pepitas de Calabaza, 2016), sobre la matanza de Iguala. Gibler vive en DF y trabaja en México: es, a todos los efectos, un periodista mexicano. En 2012 escribió Morir en México, un libro en el que escribe sobre los reporteros que se juegan la vida en el país. Uno de los protagonistas de ese libro, amigo suyo, murió asesinado el lunes en su ciudad, Culiacán.

Pregunta. ¿Cuándo vio por última vez a Javier Valdez?

Respuesta. En febrero grabé con él un programa de Al Jazeera. Conversamos mucho, pasamos dos días juntos. Estaba preocupado, pero él era un hombre tan generoso, tan chistoso, tan vivo. Llevaba el peso: cargaba el dolor de los años, de los muertos. Y quizá también sentía otro peso: el de estar fuera del Distrito Federal. En México el centro de atención siempre es el DF, y los reporteros que más se juegan son los que viven en los Estados. Él amaba Culiacán y nunca dijo nada de irse, pero sentía el dolor de ver cómo la maquinaria de violencia e impunidad se hacía con la sociedad. Quería retratar la muerte en vida, el miedo, el terror que provoca la violencia sin castigo.

P. El 90% de delitos contra periodistas y medios no se resuelve. Un periodista vive sabiendo que si le matan, al asesino no le va a ocurrir nada.

R. En México es infinitamente más peligroso investigar un asesinato que cometerlo. Publicar una nota sobre un asesinato que cometerlo. Hay más libertad de expresión para los asesinos que para los periodistas. Después de matar a Miroslava Breach [periodista asesinada delante de su casa en Chihuahua en marzo], su asesino siguió caminando por la calle tan tranquilo con un cartel debajo del brazo que era el supuesto narcomensaje.

P. Supuesto.

R. No sabemos quién era ese señor. No sabemos quién ordenó ese asesinato. Hay que tener cuidado para no caer en la trampa de distinguir entre narco y Estado. Ése es el gran mito. Porque justamente los reporteros que más están asesinando son los que investigan los puntos de fusión entre el Estado y el crimen organizado. Ése es el periodismo más peligroso en México.

P. Se sigue haciendo.

R. Lo realmente increíble es que haya tantas reporteras y reporteros mexicanos que se arriesgan, que no se entregan. En RíoDoce [periódico de Javier Valdez] no está la idea de que te vayan a matar por dar el nombre de algún narco o publicar por dónde reciben el cargamento de las drogas. ¡No! RíoDoce se ha caracterizado por investigar la participación de oficiales en la protección de la industria. Ésa es la zona más sensible y la más urgente de investigar.

P. La investigación de la matanza de Iguala, los estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa, llega al presidente Peña Nieto.

R. Ocurrió meses después de publicar mi libro. Se tocó la Presidencia. La Procuraduría General de la República lleva dos años y siete meses intentando a través de la tortura y la mentira, con la siembra de evidencias falsas, imponer una versión absurda de ese crimen. Ha sido una versión rigurosamente desmantelada por investigaciones independientes. Y cuando se revelan las acciones del supuesto principal investigador, Tomás Zerón de Lucio…

P. ¿Qué acciones?

R. Por ejemplo. El 28 de octubre de 2014 llevó ilegalmente a un detenido a un lugar, el río de San Juan, cerca de Cocula, para hacer supuestamente una inspección. No dejó constancia en el expediente de nada: no hay ni documento ni oficio del día 28 de octubre. Y fotógrafos mexicanos lo grabaron señalando bolsas de plástico en las que supuestamente hay cenizas humanas, y un perito se lleva la mano a la bolsa y lo va mojando en el río… Algo totalmente descabellado. Y nada de eso se quedó en el expediente; fue un ensayo del supuesto hallazgo con restos humanos, del teatro que vendría después. Y cuando se descubre esto, el presidente de la República lo nombra consejero nacional de Seguridad. No es que lo proteja, es que lo asciende.

P. ¿Hay un porqué al crimen?

R. ¿Tú por qué quisiste ser escritor, por qué escribes libros y escribes crónicas? Ah, compa, por esto y por esto. Pero el problema de Ayotzinapa es otro. No sabemos a quién hacerle esa pregunta. El Estado encubre y protege a quienes realizaron esos hechos. No sabemos quién dio la orden a todos esos policías y al Ejército mexicano para que torturaran, mutilaran, mataran y desaparecieran a toda esa gente. Lo que los periodistas podemos hacer es investigar el qué: qué sucedió. Hagamos un análisis y una documentación a base de los hechos. Y lo que sabemos hoy es que no hubo ninguna confusión, como se dijo [se informó de que policía corrupta los entregó a un grupo narco que equivocó a los estudiantes con un grupo rival], sino un operativo de Estado.

P. ¿Usted por qué acaba en México?

R. Yo volví a México en 2006 para cubrir como reportero la campaña del Ejército Zapatista de Liberación Nacional. Yo fui a escribir, a escuchar y a contar movimientos de abajo, de campesinos, de lucha; movimientos hermosos, creativos. Yo no fui a México a contar el horror. Eso vino después. En los últimos 10 años yo y muchos tuvimos que escribir del horror porque lo último que podíamos hacer era cerrar los ojos y callar. Y en ese trabajo Javier Valdez fue un maestro. Compartió con nosotros sus ideas, sus estrategias, sus ganas.

P. ¿Se puede trabajar sin miedo?

R. Sentimos miedo. Lo que no puedes hacer es rendirte a ese miedo. Yo en Iguala tuve un miedo muy fuerte. Y lo que hice fue seguir. Y llegar a Cocula, aunque nos siguiesen tipos en camionetas con las ventanas polarizadas.

P. Tener presente la amenaza.

R. La primera vez que vi a Javier Valdez yo le pregunté si le habían amenazado. Él me dijo: “Compa, aquí no hace falta que te lo digan”. Vivir aquí, reportear aquí, llevar a tus niños a la escuela aquí, en un lugar en el que si te matan no pasa nada, es ya de por sí una amenaza. A mí me lo preguntan siempre: “¿Te han amenazado?”. En las presentaciones que he hecho en España, siempre. Y siempre cuento la respuesta de Javier, y a esas horas en Bilbao, ocho y media o nueve, cuando lo estaba citando, lo estaban matando a él en Culiacán. “Compa, aquí no hace falta que te lo digan”. Y lo estaban matando a él.

El País
Manuel Jabois
Madrid, España
Lunes 22 de mayo de 2017.

Página 1 de 3

 

El mundo es comprendido por el paradigma, es la forma por la cual es entendido el mundo, el hombre y por supuesto las realidades cercanas al conocimiento.

Información reciente

Síguenos en Twitter