Raymundo Riva Palacio

Las cosas definitivamente no estaban planeadas que sucedieran de la forma como se acomodaron, pero el conflicto en Oaxaca se convirtió en el primer laboratorio de pruebas para tres aspirantes a la candidatura presidencial del PRI en 2018: los secretarios de Gobernación, Educación y Desarrollo Social. El Presidente Enrique Peña Nieto puede ver en privado y en público su desempeño y la forma como la mejor estrategia resulta en los mayores beneficios para el Gobierno. El desafío es grande, por la complejidad del conflicto en Oaxaca, y el dilema de usar la fuerza o la negociación que corre contra el tiempo y la credibilidad gubernamental para superarlo.

El nuevo conflicto en Oaxaca inició, como hipótesis de trabajo, en la búsqueda de posicionamiento del secretario de Educación, Aurelio Nuño, en la carrera presidencial. Peña Nieto, que se había resistido a soltarlo para que caminara solo, le abrió la puerta para que mostrara sus alas para volar. Nuño había sido una pieza central en la negociación del Pacto por México, pero no era lo mismo operar en la sombra del Presidente, que encontrarse solo en el aparador. Comenzó muy bien Nuño, pero se engolosinó. Se embarcó en una lucha frontal contra los maestros disidentes y los vio heridos de muerte. Entonces convenció al Presidente que meter a la cárcel a los líderes de la Sección 22, Rubén Núñez y Francisco Villalobos, sería el final de la disidencia magisterial. El secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong se oponía, pero Peña Nieto le creyó a Nuño.

Su captura a mediados de junio cambió el metabolismo de la protesta. Una semana después de sus detenciones, ardió Oaxaca con Nochixtlán y sus nueve muertos y decenas de heridos, como el emblema de la intolerancia. Molesto con Nuño, Peña Nieto encargó a Osorio Chong restablecer el orden, quien desplazó a Nuño, retomó la comunicación con la disidencia magisterial, e invitó a sus líderes a un diálogo. Nuño estaría excluido, y su único represente, Mauricio Dávila, jefe de su Oficina, fue un convidado de piedra. El planteamiento público del encuentro incorporaba una agenda falaz: no sería un diálogo sobre Educación, sino por la  recuperación de la estabilidad y la paz social en Oaxaca.

Al encuentro con Osorio Chong fue una treintena de líderes magisteriales de todo el país. La primera demanda fue la derogación de la Reforma Educativa. Osorio Chong quiso repetir lo que hizo Manuel Camacho cuando en 1994 convenció al entonces presidente Carlos Salinas que lo nombrara comisionado para la Paz en Chiapas y establecer una mesa de negociación con el EZLN. La estrategia fue ganar tiempo y mantener al EZLN sentado en la mesa de diálogo mientras se llevaba a cabo la elección presidencial. Osorio Chong no tiene el talento que tenía Camacho, ni tampoco los tiempos estaban tan claros. En 1994, era vender el cielo azul durante seis meses y posteriormente administrar el conflicto en eternas pláticas en San Cristóbal de las Casas. En 2016 no existe aquél horizonte y no encontró Osorio Chong qué ofrecerles a cambio del desgaste político.

Si los primeros días fueron de esperanza para restablecer la paz, la falta de una operación política que contuviera la los maestros mientras dialogaban, permitió que la disidencia magisterial incrementara su presión con más bloqueos, mítines y movilizaciones. Algo había pasado. Si a Camacho el EZLN lo trató como un prospecto real para la Presidencia —en el escenario que el candidato priista Luis Donaldo Colosio podría ser removido por Salinas—, a Osorio Chong no lo trataron los maestros con similar deferencia. La falta de credibilidad entre un Gobierno y otro mostró los costos de una Presidencia débil. Osorio Chong se quedó en el pantano. No habría diálogo si no suspendían los maestros los bloqueos carreteros, dijo; no habría levantamiento de bloqueos si no había un diálogo serio, respondieron los maestros.

El secretario amenazó con la fuerza, pero al no cumplir, le dio tiempo a los maestros para que se burlaran del Gobierno con una nueva estrategia: bloqueos intermitentes, de día y no de noche, con lo que el costo político de desalojarlos se aumentaba. Con Nuño anulado y Osorio Chong atrapado, otro presidenciable entró al escenario, José Antonio Meade, secretario de Desarrollo Social. El tema fue el desabasto de víveres y cómo resolverlo. Preparó un puente aéreo con la ayuda de su amigo, el secretario de la Defensa, que en tiempos de paz mostró escenas de guerra y desgracia. Pero al final, cumplió su objetivo. Mandó alimentos a comunidades que viven de auto consumo, y que por esa razón, en realidad, no se estaban muriendo de hambre.

Meade, que no tenía boleto para este momento, aprovechó la oportunidad que se le presentó inesperadamente. Nuño, que jugaba para ganar todo, ha perdido casi todo. Osorio Chong es un misterio aún. Hasta ahora parece querer repetir los fuegos pirotécnicos del pasado, donde hay mucha escenografía, construcción de imágenes y poca sustancia. Pero también puede estar jugando una estrategia de alto riesgo, como la usada por el secretario de Gobernación, Luis Echeverría, en 1968, de permitir el incendio estudiantil para después apagar el fuego, y ser el inevitable candidato a la Presidencia. No tiene la creatividad teórica de Camacho, pero sí el manejo político corporativo de Echeverría.

Los maestros son catalizador de esta prueba de capacidad, que le ayudará a Peña Nieto ver cómo en momentos de crisis, los suyos salieron adelante o se hundieron.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Eje Central
Estrictamente personal
Raymundo Riva Palacio
Miércoles 6 de julio de 2016.

 
Rechazan que haya desabasto de productos básicos en Oaxaca. La Sección 22 señala que el gobierno busca justificar un acto más lesivo de represión


La Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, adherente a la CNTE, calificó como una "amenaza" y “un acto más de provocación de este gobierno para justificar un acto más lesivo de represión”, la advertencia del secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

Señaló que se reserva el derecho de accionar “de manera más contundente ante el doble discurso y desinterés que han mostrado en las últimas mesas las autoridades federales”.

En un comunicado signado por la Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, responsabilizó al gobierno federal y al gobernador Gabino Cué Monteagudo, de la integridad física y psicológica de padres, madres, maestros y niños, “a quienes incluso han agredido sin mediar diálogo alguno”.

Calificó como amenazas y doble discurso la advertencia de desalojo de los bloqueos carreteros con el que, dijo, intentan justificar una nueva agresión.

Rechazó que haya desabasto de productos básicos en Oaxaca y lo calificó como una estrategia del gobierno federal que obedece a las presiones del sector empresarial.

“Este movimiento ha manifestado desde el inicio de la jornada de lucha, la disposición al diálogo y negociación fructíferos para el pueblo y la educación”, dijo; no obstante, aseguró, la respuesta fue una “brutal represión que derivó en una masacre de lesa humanidad, que dejó como saldo 11 muertos, más de 100 heridos y varios detenidos”.

En entrevista, Juan García García, integrante de la Comisión Política, advirtió que no prevén llegar a la violencia, pues siempre buscan a través de acuerdos, tener soluciones a los problemas, por ello han presentado un pliego de peticiones en dos ocasiones desde hace un año.

La federación, medios de comunicación a su servicio y cámaras empresariales pretenden justificar la violencia, lo que se ha tratado de hacer a través de infiltrados, añadió.

Cabe resaltar que después de las 18:00 horas el magisterio y simpatizantes de la CNTE retiraron algunos bloqueos carreteros en Oaxaca; no obstante, la mayoría de las vías de comunicación permanecen cerradas al tránsito de vehículos.

Agencia SUN
Ciudad de México
Viernes 1 de julio de 2016.


Ciudad de México.- El líder nacional de Morena, Andrés Manuel López Obrador, exigió la destitución del secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, porque -dijo-, el funcionario ordenó lanzar a la Policía Federal en contra maestros, padres de familia y pobladores el domingo pasado en Nochixtlán, Oaxaca, donde ocho personas perdieron la vida y un centenar de personas resultaron heridos.

Tras encabezar una “marcha del silencio” para rendir un homenaje a los maestros y a los desaparecidos del país, López Obrador exigió también castigo a los responsables intelectuales y materiales de los asesinatos en Nochixtlán.

En la Glorieta de Colón, donde encabezó un mitín, el excandidato presidencial dijo que su movimiento no permitirá la represión y el uso de la fuerza contra quienes luchan por sus derechos humanos, y derechos laborales, sociales y ciudadanos.

También planteó la libertad inmediata a los maestros encarcelados en todo el país y que haya un diálogo con compromisos para revisar la reforma educativa con el consenso de autoridades, maestros y padres de familia.

El Universal
Ciudad de México
Domingo 26 de junio de 2016.


SEP, Segob y CNS deberán comparecer por represión en Oaxaca

La Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) reporta que seis civiles han muerto por el desalojo de un bloqueo en el Municipio de Nochixtlán, Oaxaca.

Los fallecidos son Andrés Aguilar Sanabria, de 29 años; Yalid Jiménez Santiago, de 22 años; Óscar Nicolás Santiago, de 22 años; Anselmo Cruz Aquino y Jesús Cadena, informó el coordinador de prensa de la Sección 22, Eligio Hernández.

El dirigente precisó que falta la identificación de un cuerpo.

"Los nombres que vamos a dar ya son actualizados. En el funeral Díaz (en Nochixtlán) hay seis cuerpos de los compañeros caídos.

"Nos comentan que hay más compañeros asesinados, por eso como Sección 22 no hemos sacado un boletín oficial porque los compañeros están recabando la información del total de los muertos", expuso durante un mitin afuera de las instalaciones de Televisa Chapultepec.

Explicó que en el transcurso del día precisarán el número de heridos y detenidos por los enfrentamientos en Oaxaca.

Reiteró que la Sección 22 demanda una mesa de trabajo con el Gobierno federal para atender las demandas del magisterio disidente.

"Nuño asesino", se lee en una pancarta que los manifestantes colocaron en la calle Chapultepec.

Enrique Enríquez, líder de la Sección 9 de la Ciudad de México, repudió las muertes de sociedad civil en estos hechos violentos.

SEP, Segob y CNS deberán comparecer por represión en Oaxaca

Senadores exigirán la comparecencia de los secretarios de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, y de Educación Pública, Aurelio Nuño, para hablar sobre los enfrentamientos con la Coordinadora Nacional de Trabajadores del Estado (CNTE), gremio que reporta un saldo de por lo menos seis muertos.

La comparecencia tendrá que definir las acciones de la Secretaría de Educación Pública, la Secretaría de Gobernación y la Comisión Nacional de Seguridad.

Mientras los sangrientos hechos siguen desarrollándose y las policías siguen en plena campaña de exterminio contra profesores y simpatizantes, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) llamó a los integrantes de la CNTE a privilegiar el diálogo.

Pruebas del uso excesivo de la fuerza se denuncian en redes sociales y en varios periódicos y espacios en la red.

En tanto, la CNDH pidió que el actuar de unos y otros se dé dentro del marco de la legalidad, y exhortó a que cualquier diferencia o exigencia se resuelva conforme a esos principios.

Indicó que en las últimas horas envió un número importante de visitadores adjuntos, peritos y personal de apoyo a esa entidad, a fin de apoyar al personal que ya se encontraban en distintos puntos de Oaxaca.

La organización informó que continuará su presencia en estas entidades e informará y emitirá informes y resoluciones, y los pronunciamientos a que haya lugar, toda vez que, recabe y verifique la información correspondiente a los sucesos ocurridos en las últimas horas en Oaxaca, así como en otras entidades federativas.

Reforma
24 Horas
Regeneración
Arcelia Maya
Ciudad de México
Domingo 19 de junio de 2016.

Oaxaca.-La asamblea estatal de la Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) acordó realizar movilizaciones masivas regionales para exigir la liberación de sus cuatro compañeros detenidos y recluidos en el penal del Altiplano, a partir del próximo lunes 2 de noviembre.
 
Asimismo, planificarán una marcha caravana, la cual partirá de Oaxaca hacia el Altiplano, además solicitarán, entre los profesores, una cooperación de 30 pesos para apoyar a los maestros detenidos y a sus familias.
 
Realizarán un boicot a la evaluación docente que se aplicará en la entidad los próximos 14 y 15 de noviembre, para lo cual convocaron a bloquear las sedes que se utilizarán para el examen y las carreteras en las regiones del estado.
 
Su departamento jurídico iniciará una demanda penal contra el Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO) por no generar el pago a los maestros regularizados.
 
Señalaron que no van firmar ninguna notificación que emita el nuevo IEEPO sobre la realización de la evaluación docente, para evitar que se sigan incrementando las medidas que impulsan las autoridades. De la misma forma se creará una comisión ciudadana que estará interponiendo una demanda jurídica en contra del IEEPO, para denunciar los atropellos que se tienen en esta nueva etapa.

Vanguardia
Ciudad de México
Sábado 31 de octubre de 2015.

Los cuatro hombres están vinculados con delitos que van desde daños en propiedad ajena hasta robo agravado; podrían alcanzar hasta 40 años de cárcel

Esta madrugada, elementos de la Policía Federal ejecutaron cuatro órdenes de aprehensión en contra de integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), en diversos puntos del estado de Oaxaca.

La dependencia federal, a través de un comunicado, apuntó que a los detenidos, vinculados con la Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), están vinculados con varios delitos federales, entre ellos, el allanamiento de las instalaciones de la Junta Distrital en Tehuantepec del Instituto Nacional Electoral, previo a las elecciones federales del mes de junio pasado.

La toma de instalaciones estratégicas de Petróleos Mexicano, entre ellas, la refinería Antonio Do valí en Salina Cruz y el centro de distribución y almacenamiento El Tule, en la zona conurbada a la capital.

Según la institución, los detenidos también participaron en actos vandálicos en contra de las instalaciones de la Octava Región Militar en el municipio de Santa Lucia del Camino, al oriente de la ciudad.

De acuerdo con la delegación de la PGR a los aprehendidos se le imputa el robo de diez mil libros de texto gratuitos, propiedad de la Secretaría de Educación Pública.

El comunicado expuso que Juan Carlos Orozco Matus, fue detenido por su probable participación en los delitos de motín, daño en propiedad ajena y contra el consumo y riqueza nacional, en la toma de las instalaciones del INE en Tehuantepec, y de las instalaciones de la refinería Antonio Do valí en Salina Cruz.

Al profesor, Othón Nazariega Segura, por su probable autoría en los delitos de robo agravado, contra el consumo y riqueza nacional y daño en propiedad ajena, en la toma de las instalaciones de El Tule, el robo de libros de texto gratuitos y los daños a instalaciones de la Octava Región Militar en la ciudad de Oaxaca.

A Efraín Picaso Pérez, de 44 años de edad, también se le acreditó haber participado en el robo de libros de texto. Asimismo, a Roberto Abel Jiménez García se le vincula en diversos delitos del fuero común.

La dependencia informó que por delitos del orden federal, los miembros de la dirigencia de la Sección 22 podrían alcanzar penas entre de 3 a 40 años de prisión, y fueron puestos a disposición de las autoridades jurisdiccionales.

Excélsior
 David Vicenteño
 Patricia Briseño/Corresponsal
Ciudad de México
Jueves 29 de octubre de 2015.

Izúcar de Matamoros.-  Un profesor fue asesinado a balazos en la puertas de su escuela en Izúcar de Matamoros, Puebla, ante la mirada aterrorizada de estudiantes, padres de familia, compañeros del docente y empleados del plantel, luego que el crimen fue perpetrado a unos minutos de iniciar las clases.

Mateo Vergara Pérez, originario del municipio poblano de Huehuetlán El Chico, fue baleado prácticamente en la entrada principal de la Preparatoria Unidad Escolar Particular Miguel Cástulo Alatriste de la entidad, localizada a hora y media de la capital de Puebla, en la región mixteca compartida con Oaxaca.

Según versiones extraoficiales, los hechos sucedieron poco antes de las 8:00 horas, prácticamente en la entrada del plantel localizado en el número 5 de la calle Corregidora, colonia Centro.

Esta misma especie refiere que el docente de 40 años de edad, quien estaba encargado del Control Escolar, caminaba hacia su centro de trabajo, cuando a unos 20 pasos del acceso principal, dos hombres le dieron alcance y, a quemarropa, dispararon en dos ocasiones por la espalda; incluso, uno de ellos le dio el tiro de gracia, cuando yacía en el suelo.

Según los testigos del asesinato, los delincuentes corrieron para huir del lugar de los hechos.

Asesinan a maestro frente a alumnos y padres de familia en Puebla

Frente a alumnos y padres de familia, esta mañana fue asesinado Mateo Vergara Pérez, maestro de la preparatoria ubicada en la Unidad Escolar Particular (UEP) “Miguel Cástulo de Alatriste”.

Según testigos, el docente fue atacado con arma de fuego por uno o más sujetos que le dispararon hasta tres veces por la espalda.

Los hechos ocurrieron alrededor de las 8:30 de la mañana, cuando muchos padres de familia llegaban al plantel para dejar a sus hijos, incluidos niños de preescolar que toman clases en las mismas instalaciones.

Vergara Pérez estaba asignado al área de Servicios Escolares y era originario del municipio de Huehuetlán El Chico.

Hasta esta tarde se desconocía el móvil del crimen, pues el atacante sólo se dirigió directo hacia el maestro y, sin decir nada más, le disparó a quemarropa.

Después, entre los gritos de terror de niños y padres de familia, el sujeto huyó.

Excélsior/ Proceso
Gabriela Hernández
Izúcar de Matamoros, Pue.
Martes 13 de octubre de 2015.


Jesús Silva-Herzog Márquez     

La Reforma Educativa se reduce, hasta el momento, a una decisión elemental: la expropiación de la política educativa. En eso consiste su propósito central y no es poca cosa: hacer público lo que fue privatizado. Recuperar una rectoría que el sindicalismo ejercía en los hechos. Darle al Estado el mando de la política pública en materia educativa. Expropiar: dar al poder público el control de lo que indebidamente era ocupado por intereses particulares. Es cierto que se trata de una reforma más política que educativa. Se trata de pavimentar el camino que conduce a la reforma. De ahí viene el replanteamiento de la relación del gobierno federal con el SNTE. De ahí la reciente refundación del órgano educativo de Oaxaca.

La manera en que la Coordinadora llegó a controlar el instituto educativo de Oaxaca es un ejemplo de las claudicaciones de Estado mexicano de los últimos lustros. Ir transfiriendo a los particulares tareas que corresponden esencialmente al Estado. La capitulación convirtió al sindicato en autoridad. Era el órgano sindical quien entregaba puestos y ascensos, quien repartía beneficios y aplicaba sanciones. Los méritos profesionales de los maestros era lo de menos. Lo importante era la contribución a la perpetua movilización sindical. El gobierno local era incapaz de ejercer sus responsabilidades esenciales en escuelas donde mandaba el sindicato. A base de cesiones, el Estado pensaba ganar la paz, pero se sometía a una extorsión insaciable.

El corporativismo le dio cuerpo al Estado mexicano tras la Revolución. En los últimos años lo ha deshecho. En particular, el corporativismo magisterial (el oficial y el rebelde) rehízo el vínculo de las organizaciones sociales con el Estado y, al redefinir esa relación, diluyó el sentido poder público. Las concesiones dieron paso a la cesión de las atribuciones esenciales del Estado. Más allá de la negociación de salarios y prestaciones, el Estado fue entregando responsabilidades: inspecciones, vigilancia, promoción de acuerdo al mérito. Una cosa es acordar un aumento salarial. Algo muy distinto es pactar la entrega de la atribuciones intransferibles del Estado. Eso es precisamente lo que se pretende revertir hoy con la reforma.

El corporativismo nació con la confianza de un Estado proveedor: un garante del sustento y del bienestar que ganaba legitimidad y respaldos. Terminó con el sometimiento de un Estado carcomido. El corporativismo no es ya un instrumento de colonización del Estado sobre las organizaciones sociales sino una serie de implantes que lo atrofian. El pluralismo político no aniquiló al viejo corporativismo como prescribía el manual de la transición. Su víctima real fue el Estado, el poder público.

El Estado de la Revolución se definió como un Estado interventor, un agente activo de la vida económica. Más que un árbitro, una palanca de compensaciones. El Estado que lo remplazó no resultó, como se prometía, una confiable instancia de regulación.

Terminó siendo (el caso de la educación es ejemplar, pero no único) un Estado secuestrado, Estado rehén. No es el estado mínimo que algunos liberales deseaban, es el Estado corroído, el Estado capturado por las parcialidades, un Estado mordisqueado por todas partes. Ayer padecíamos a un pulpo asfixiante y abusivo. Un Estado invasivo y temible. El pulpo se ha convertido en una colonia de parásitos, un nido de termitas. Es un Estado invadido y risible; un tronco inerte y apolillado.

La decisión de recuperar al Estado educador es una de las decisiones más importantes del gobierno de Peña Nieto. Implica, a mi juicio, un saludable giro a su política habitual. Desde su nacimiento, el gobierno federal ha seguido la ruta del consenso. Su diálogo con las oposiciones le permitió concretar importantes cambios legislativos. La decisión reciente asume el deber de gestionar el conflicto. Al respaldar al gobernador de Oaxaca en su decisión de recuperar las riendas de la política educativa, la presidencia da muestra de una determinación distinta y necesaria: encarar la disputa por el futuro. Que sea una decisión tardía no la hace menos importante. La expropiación de la política educativa merece la batalla.

Reforma
Jesús Silva-Herzog Márquez
Ciudad de México
Martes 28 de julio de 2015.

Raymundo Riva Palacio

La orden de arranque de la ofensiva política y jurídica gubernamental en contra de la sección 22 de la coordinadora magisterial, fue el anuncio del gobernador Gabino Cué de la desaparición del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca, equivalente a una Secretaría de Educación, que desde 1992 estaba en manos de la disidencia de los maestros que tenían en su poder la rectoría de la educación. “Es una provocación”, respondió inmediatamente el líder nacional Rubén Núñez, quien dijo que la decisión los había tomado por sorpresa. No es así.

Como se explicó el 10 de julio pasado en este espacio, el principio del fin de esa dirigencia fue la demanda penal que interpuso la organización Mexicanos Primero –con el respaldo de Los Pinos- en contra de Núñez por fraude al erario. Ese golpe fue perfecto, porque inutilizó al jefe público del movimiento durante varios días y lo obligó a cambiar de estrategias.

La demanda lo distrajo de sus tareas de organización y envió un mensaje a la dirigencia de la Coordinadora: los términos en los que negociaron y dialogaron durante la primera parte del sexenio, se acabaron. Habían cambiado radicalmente. Y lo comprobaron el martes.

La decisión para desaparecer el IEEPO fue procesada en la Secretaría de Gobernación, y estaba tomada desde la semana pasada. En una entrevista en Radio Capital y Ekekto TV, Cué dijo que esa posibilidad era analizada a fin de restarle el poder a la sección 22, que tenía sindicalizado al 80% de ese órgano que se creó como resultado de la descentralización educativa en el gobierno de Heladio Ramírez. “Estamos trabajando este factor de coacción a través de espacios que en su momento se otorgaron y que hoy a la luz de una nueva ley posiblemente ya ni siquiera son necesarios los espacios en un órgano que en su momento se creó bajo circunstancias específicas”, dijo.

Varios días antes se habían hecho llegar mensajes desde la ciudad de México a algunos de los líderes menos beligerantes para que estuvieron claros que en esta ocasión, el gobierno federal estaba determinado a ir contra los dirigentes rebeldes. Algunos recularon y pasaron a un repliegue táctico. Otros no tuvieron la capacidad para leer los mensajes que les transmitía el gobierno. Núñez dijo que no iban a permitir que a través de la fuerza pública, el gobierno impusiera “la mal llamada” Reforma Educativa, y que tendrían una reunión de emergencia. Alistaron sus armas.

La sección 22 urgió este mismo martes concentraciones y mítines “masivos” permanentes, que detonaron bloqueos en el centro de Oaxaca capital, toma de camiones y tranvías turísticos. En paralelo, se fueron a una Asamblea Estatal. La tensión escaló. Los tres mil policías federales que se encontraban en Oaxaca desde la víspera de las elecciones del 7 de junio y los 500 que se les sumaron la semana pasada para las festividades de La Guelaguetza, fueron rápidamente desplegados, junto con otros seis mil policías estatales en instalaciones estratégicas. En el gobierno federal prepararon la ejecución de decenas de órdenes de aprehensión en contra varios de sus dirigentes, algunos vinculados a la guerrilla. El portal Oaxaca Político reportó que serían 30 las órdenes que se complimentarían, por delitos federales, como ataques a vías de comunicación, secuestro a funcionarios federales, lesiones contra policías federales, bloqueo a instalaciones de Pemex, toma de casetas, robo y usufructo de recursos federales.

Según Oaxaca Político, los principales líderes contra quienes se ejecutarían las órdenes de aprehensión son Núñez; María del Carmen López Vásquez, miembro de la Unión de Trabajadores de la Educación, una de las alas más radicales de la sección 22 y vinculada al EPR; y Othón Nazariega, miembro de los grupos de choque de la disidencia magisterial.

López Vásquez, “La Jicayán”, también es miembro del Frente Popular Revolucionario, una organización fachada del Ejército Popular Revolucionario. En la escalada de beligerancia, el Frente emitió un comunicado en el cual hizo un llamado a todas sus fuerzas a estar alertas para enfrentar las operaciones federales en el estado.

La disidencia magisterial dejó de tener hace tiempo la iniciativa, cuando en vísperas de las elecciones intermedias, quiso humillar aún más al gobierno y sabotear las elecciones. No vieron las ominosas señales. La tarde del 5 de junio, camino a una reunión con el subsecretario de Gobernación, Luis Miranda, las escoltas del secretario Miguel Ángel Osorio Chong, los detuvo para llevarlos a hablar con él, quien les advirtió que si generaban violencia, las Fuerzas Armas responderían para garantizar la paz. Aviones militares y convoyes salieron esa misma noche al sur del País.

La siguiente fue cuando el subsecretario Miranda, con quien habían llevado la relación durante el sexenio, dejó de recibirlos. El subsecretario, engañado por la disidencia magisterial, fue relevado completamente de esa tarea. El tercero fue la denuncia penal contra Núñez. En este espacio se publicó el 10 de julio que una persona cercana a Los Pinos describió el ánimo en la casa presidencial sobre el proceder: “Ahora sí”, dijo lacónicamente. Faltaba ver si habría instrucción y ejecución, se planteó. Este martes, en plena necesidad de mostrar tras la fuga de Joaquín “El Chapo” Guzmán, que sí hay gobierno, que sí hay decisión, que sí toma decisiones el presidente, ya no hubo más señales, sino realidades. La larga noche de la relación con los maestros rebeldes, llegó a su fin.

Eje Central
Puebl@Media/@rivapa
Raymundo Riva Palacio
Estrictamente personal
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Miércoles 22 de julio de 2015.

Los que obtengan resultados destacados "podrán beneficiarse con el nuevo Programa de Promoción en la Función por Incentivos en la educación básica".

Ciudad de México.- La Secretaría de Educación Pública (SEP) informó que la evaluación de maestros en servicio se realizará en el periodo previsto en el calendario aprobado por el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), es decir, de septiembre a noviembre próximo, cuando deberán aplicar una prueba cerca de 350 mil docentes de educación básica y media superior.

De esta forma, en la Evaluación del Desempeño en el ciclo escolar 2015-2016, que se efectuará de septiembre a noviembre de este año, y de febrero a mayo de 2016, se evaluará a 295 mil trabajadores de Educación Básica, y los que obtengan resultados destacados "podrán beneficiarse con el nuevo Programa de Promoción en la Función por Incentivos en la educación básica".

Y señala que "los profesores que se mantengan al margen de ese programa y se hayan separado de la Carrera Magisterial, sustituida por ese nuevo plan publicado el 31 de mayo, no recibirán estímulos".

En el mismo lapso se evaluará a 55 mil profesores de Educación Media Superior. En tanto, se confirman las fechas de evaluación para los 192 mil 964 aspirantes a la evaluación de ingreso.

Asimismo, las relativas a los procesos de promoción a cargos de dirección, supervisión y asesoría técnica pedagógica en educación básica, en la que participarán 48 mil 683 personas, así como de los instrumentos de evaluación a 4 mil 884 inscritos para promoción en Educación Media Superior.

La Jornada
Ciudad de México
Martes 09 de junio de 2015.

Página 1 de 2

 

El mundo es comprendido por el paradigma, es la forma por la cual es entendido el mundo, el hombre y por supuesto las realidades cercanas al conocimiento.

Ventana al mundo

Información reciente

Síguenos en Twitter