Impacto de USMCA tardará en conocerse, dicen expertos mexicanos


     MEXICO, 2 oct (Xinhua) -- El nuevo acuerdo entre Canadá, Estados Unidos y México fortalecerá el intercambio comercial en América del Norte, pero aún es muy pronto para definir la magnitud de su impacto, de acuerdo con varios expertos.

     Uno de los grandes puntos a resaltar por ahora en el Acuerdo Estados Unidos-México-Canadá (USMCA, por su sigla en inglés), se refiere a la preservación del capítulo de solución de controversias, que la administración del presidente estadounidense, Donald Trump, buscaba eliminar.

     "El Capítulo 19 de solución de controversias era una situación muy delicada para Canadá y para México", dijo el director general del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC), José Luis de la Cruz.

     "Lo que tenemos es un acuerdo que permite tener el vínculo legal particular para las tres naciones, en donde para México es muy favorable porque le da certidumbre de que sigue contando con una asociación con sus socios", agregó el directivo a Xinhua.

     Esto es positivo también porque conserva la estructura del comercio internacional, con todas las alianzas productivas que se han logrado hasta el momento en sectores de alta importancia como las manufacturas, la agroindustria y algunos servicios, agregó.

     Sin embargo, el Grupo Financiero Scotiabank dijo en un reporte a sus clientes que la evaluación de los posibles impactos del nuevo acuerdo llevará algo de tiempo, pero de corto plazo se elimina uno de los elementos de incertidumbre clave en los mercados financieros.

     Canadá, Estados Unidos y México completaron el 30 de septiembre la modernización del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) iniciada en agosto del año pasado, con el surgimiento del ahora llamado USMCA.

     Estados Unidos y México habían logrado un entendimiento en principio el pasado 27 de agosto, en el que solo faltaba que Canadá resolviera algunos temas particulares con la administración Trump.

     El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, dijo el lunes que su país hizo algunas concesiones "difíciles", sin dar detalles, para alcanzar un consenso en el pacto de 1,2 billones de dólares anuales.

     De la Cruz dijo que Canadá y México cedieron de alguna forma en lo que respecta a la regla de origen de la industria automotriz, que aumenta el requisito de contenido de un auto para garantizar el libre comercio en la zona de un 62,5 por ciento a un 75 por ciento.

     También se estableció que el 40 por ciento del valor del auto se fabrique en áreas donde los salarios sean mínimo de 16 dólares por hora, y que los fabricantes obtengan al menos el 70 por ciento del aluminio y acero de un vehículo de cualquiera de los tres países.

     "Trump y EEUU son los grandes ganadores en cuanto a las reglas para el sector automotriz y límites salariales en México", dijo el estratega en jefe de la gestora de inversiones Natixis, Dave Lafferty.

     "A pesar de su apariencia trilateral, el pacto consiste en realidad en dos acuerdos bilaterales muy interrelacionados", agregó.

     En términos generales, el USMCA es una versión "recalentada" del TLCAN, solo con ciertas modificaciones clave que permiten a cada parte involucrada llevarse cierta ventaja, pero también dar algunas concesiones, indicó Lafferty.

     En esto coincide el economista en jefe para Estados Unidos de la firma Oxford Economics, Gregory Daco, quien calificó al USMCA como "una versión modernizada" del antiguo TLCAN, que había estado vigente desde 1994.

     En opinión de Daco, los puntos relevantes del nuevo pacto se refieren a las nuevas reglas de origen en el sector automotriz, una mayor protección de la propiedad intelectual, un acceso limitado al mercado de productos lácteos de Canadá, la protección de Canadá y México contra futuros aranceles, junto al importante proceso de solución de controversias.

     "El desarrollo más importante en este nuevo acuerdo es lo que no sucedió: que Estados Unidos no abandonó el TLCAN, un riesgo inminente en los últimos 18 meses", dijo Daco a Xinhua.

     Desde su oficina en Nueva York el experto agregó: "Parece que los tres países pueden clamar victoria en este nuevo acuerdo".

     Daco dijo que el USMCA dio alivio a los mercados e incluso cree que la confianza de las empresas puede aumentar de forma temporal.

     Sin embargo, su perspectiva para el crecimiento económico de Estados Unidos sigue sin cambio en un 2,9 por ciento para 2018 y alrededor de 2,5 por ciento para el próximo.

     Además de la solución de controversias, Canadá y México también ganaron con la aprobación de la cláusula "sunset" con una fecha de vencimiento a 16 años, con revisiones periódicas cada seis años, lo que da certeza a las inversiones.

     Por su parte, el presidente del mexicano Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Juan Pablo Castañón, aventuró el lunes que las exportaciones de México podrían aumentar hasta en un 50 por ciento en los próximos 10 años con la puesta en marcha del USMCA.

     El presidente del Consejo Nacional Agropecuario (CNA) de México, Bosco de la Vega, dijo no obstante que en lo que respecta al sector agroalimentario local el ritmo seguirá sin grandes variaciones.

     "Venimos del libre comercio y vamos a seguir en el libre comercio, el sector agroalimentario salió excelentemente librado", dijo el representante del CNA a Xinhua.

     "Traemos tasa de crecimiento del 11 por ciento anual, creemos que esas tasas se mantienen", agregó, al recordar que en el 2017 la industria agroalimentaria local logró exportaciones por 35.000 millones de dólares.

     De la Vega dijo que la llegada del nuevo gobierno de México, el próximo 1 de diciembre, inyectará un nuevo brío al sector.

     Para el coordinador del Laboratorio de Análisis en Comercio, Economía y Negocios de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Ignacio Martínez, la parte más positiva del nuevo pacto en América del Norte es que se mantiene la preferencia arancelaria entre los socios.

     "Esto brinda certidumbre a las exportaciones y a la inversión relacionada con los sectores comerciales", dijo Martínez a Xinhua.

     Indicó que "ganan los tres países con relación a ciertos sectores, pero también pierden con relación a lo que tuvieron que ceder para poder mantener la preferencia arancelaria", indicó.

     El USMCA todavía tiene que ser firmado por los líderes de los tres países y podría entrar en vigor en la primera mitad de 2019.

Xinhua
Luis Rojas
Ciudad de México
Miércoles 3 octubre 2018.

Rate this item
(0 votes)

Leave a comment

Make sure you enter the (*) required information where indicated. HTML code is not allowed.

 

El mundo es comprendido por el paradigma, es la forma por la cual es entendido el mundo, el hombre y por supuesto las realidades cercanas al conocimiento.

Ventana al mundo

Información reciente

Síguenos en Twitter